Disclaimer: No tengo pensado repetir esto con cada capitulo y puesto que esto sera un archivo largo este disclaimer contara para todo el fic.

Digimon es propiedad de Toei animation. No soy dueño mas que de la formula y de los personajes en esta historia. Tampoco soy dueño de ciertos materiales externos como canciones o imaganes que puedan o no ser usadas como referencias futuras.

Si este fanfic tuviese una canción introductoria y ya que siento que es divertido seria: Way Away de Yellowcard igual que mi otro fic


Tamer Twice

Prologo

Takato

Encuéntrate con migo en el parque, el mismo lugar de siempre.

¿Recuerdas que te dije que te mostraría este nuevo e impresionante juego? Pues hoy es el día, te prometo que tu vida cambiara una vez que lo juegues. Para ganarlo solo recuerda todo lo que te enseñe, cuando te encuentres con dudas consulta el manual que te di y todo saldrá bien.

Buena suerte.

Se acercaba el medio día en la ciudad de Shinjuku en Japón.

Se ubicaba en el parque, justo en el lugar preciso para poder ver el edificio del gobierno metropolitano de Tokio y se preguntó brevemente que podía pasar por la cabeza de todos los que ahí dentro probablemente estarían corriendo en su búsqueda. Bueno, no realmente, solo pasarían unos minutos antes de que lo encontraran pero aun así era divertido pensarlo.

Unos minutos

Se cuestionó si realmente tenía tanto tiempo.

Oh bueno, nada obtenía de darle vueltas al asunto. Después de un largo año el engranaje final fue colocado y solo faltaba esperar lo mejor de todo este problema.

Su novia, no, su ex novia seguramente se enojaría con él por simplemente lanzar los dados al aire esperando que saltasen los números que esperaba. Eso trajo una sonrisa discreta a su rostro. Todo en este día, incluyendo esa sonrisa, sería lo último que jamás recordaría…

Así que camino por el parque durante un poco más. Los árboles se veían extrañamente más verdes el día hoy, el calor no parecía afectarlo mucho ni a él ni a ninguno de los niños pequeños que corrían por los distintos juegos del parque no muy lejos de él. Observo una o dos parejas caminar por ahí e incluso vio a un perro dormitar bajo la sombra de un árbol, todo parecía perfecto y en paz. Ello solo hizo aumentar la sonrisa en su rostro. Pronto sus pasos le llevaron a un rincón apartado del parque donde una banca convenientemente vacía le esperaba para sentarse.

Todo el tiempo las personas han aclamado que durante los últimos momentos de tu vida puedes llegar a ver toda tu existencia, en la forma de una película. Mientras que eso no era necesariamente equivocado, él estaba seguro que no vio su vida ante sus ojos, pero más bien vio sus errores. Siendo tan joven, en realidad tenía muchos más de los que le gustaría.

Nunca les dijo a sus padres lo mucho que los amaba.

Las últimas palabras que le dio a su novia fue su rompimiento.

Nunca volvería a ver a su mejor amigo.

Y claro, sus últimas acciones en el mundo condenarían la vida de muchos solo para salvar a muchos "otros"

Ninguna de estas cosas le hicieron sentirse mejor, en especial esa última.

Su cuerpo se encontraba recostó contra la banca de cemento, lo suficientemente lejos del ajetreo metropolitano de la ciudad como para que ningún transeúnte le diese más de una mirada. Claro está que incluso una ciudad tan activa como esa no estaba exenta de pobladores… indispuestos. Su existencia entera dolía, pero al menos el dolor le decía que estaba vivo; fue solo cuando comenzó a sentirse adormilado que se dio cuenta que sus últimos momentos estaban cerca.

Ahora ¿Qué debía hacer? ¿Fueron ya doce meses? ¿Por qué rayos el tiempo paso tan rápido?

Él no quería morir.

Quería seguir vivo. Quería ver tantas cosas que nunca pudo. Quería quedarse y luchar, no abandonar descaradamente a los otros a su suerte, no cuando las cosas solo podían ponerse peor.

Pero el tiempo vino por él, a cobrar su factura tal y como le fue advertido.

Sus ojos apenas si se mantenían abiertos. Tomo mucho de su fuerza restante el poder mover su mano hasta su bolsillo y sacar su celular, una renovada sonrisa genuina (posiblemente su última) se dibujó en su rostro cuando miro la foto de su novia junto con él durante su cumpleaños. Ella le había regalado un suéter de todas las cosas, un gesto muy cariñoso de su parte. Recordó que para la misma época conoció a Takato y considero presentarlos a los dos formalmente… eso solo hubiese causado problemas.

Un año, eso fue el tiempo que pasó con ella solo doce meses, se sentía tan culpable por no haberle contado la verdad; que quizás si pudiera y la tuviese de frente rogaría por su perdón… pero no tenía tiempo para ello.

No pudo hacer más que lamentarse.

No es que eso fuese a cambiar nada.

Su mano temblaba. Eso no podía ser bueno, estaba más que seguro que no era una buena señal pero ya no sentía nada. Casi terminaba, todo llegaría a su fin. Rio para sus adentros, la ironía del asunto no estaba más allá de él, en otras circunstancias incluso reiría… que rayos, el rio.

No era una risa fuerte o feliz, era una risa triste.

Todo termino.

Ryo Akiyama por fin podía morir, no en paz, pero moriría hoy en ese lugar.

Solo podía rogar que todo terminara bien, que por algún tipo de milagro todo su esfuerzo valiera la pena.

Sus ojos se cerraban, esto era inevitable, dolorosamente consiente dio su último aliento y la vida se escapó por sus pulmones para nunca volver.

Su celular cayó de sus manos con la pantalla mostrando el último mensaje que envió, el último testimonio de su misión…


Nota del autor: Bien un nuevo comienzo. Francamente me sentía un poco mal por comenzar esta historia sin haber actualizado la otra, pero no es como si fuese importante para alguien que no sea yo.

La inspiración vino de leer digimon Trinity por carzyeight un gran escritor del fandom en ingles que se especializa en fics de digimon tamer y la idea que se maquino en mi mente me llevo a hacer esto. No obstante también tengo inspiración de otro fic, una idea que hace mucho había dejado atrás pero que no revelare hasta el cap 01.

Aunque las ideas fueron casi en su mayoría mías, no tenia intención de publicar esto de no ser por la imagen del conver que encontré por ahí y fue el empujonsito que necesitaba. La imagen no es mía y mientras he pedido permiso todo el reconocimiento de la member_ ?mode=medium&illust_id=47560246 (e incluso el nombre del fic) vienen de el/ella y como dice el sumary es una re escritura del universo Tamer, mas información en los próximos capitulos.

Noise-kun fuera.