Buenos días/tardes/noches a todos primero dejes esas malditas armas en el piso —decía mientras veía a la multitud con armas punzocortantes tridentes y ¿un lanzacohetes? — si te hablo a ti el del arma de destrucción masiva ¿en qué pensabas? vamos a volar todos en pedazos si disparas eso…

Este…bien como Arcanine decía sabemos que no cumplimos con nuestros objetivos pero eh aquí la recompensa de la larga espera, pero los capítulos que prevemos y se actualicen son redoble de tambores…..

1°- UZU avengers

2° atravesando barreras

3° tu eres mi guardián

4°. light speed shinobi

Por el momento son las historias que ya tienen al menos más de la mitad del capítulo, trataremos de actualizar conforme va la lista, pero en dado caso que terminemos alguna de manera aleatoria esa la actualizarnos casi de inmediato.

Aun asi no esperen que esto sea rápido, los tres tenemos muchas cosas pendientes asi como la uni —dijo Lucario—

Sin mencionar que en la cuarta historia trabajamos con Liu y él ha estado algo ausente hasta creo que ya lo capturo la Gestapo…por cierto ahora que me doy cuenta nuevo lector de estas locas historias, y para el publico en general, puede que esta historia contega algunos indicios en lo que se refiere a Xenofobia, los tres estamos en contra de esto, no la consideramos como una fobia, solo es la excusa de la gente para odiar algo sin ningun sentido, asi como algunas palabras subidas de tono

Bueno pasemos a lo siguiente.

La franquicia de Highschool DxD no me pertenece…bla…bla…bla esto solo lo hago con el fin de entretene bla bla bla ustedes me entienden.


capitulo 1: escape de la pesadilla

Se puede apreciar un enorme páramo rocoso, este parecía haber sido sacado de una película de terror donde al horizonte solo se podía ver un enorme desierto cubierto de hielo, el cielo que normalmente era de color azul esta vez tenía una tonalidad roja, cualquiera que viera este lugar pensaría que se trataba del infierno congelado, pues en medio de este páramo se alzaba una serie de edificios lo que era destacable en ellos era que estaban rodeados por muros de concreto muy gruesos, encima tenía una especie de cerca electrificada con alambre de púas y cuatro torres en cada esquina donde se encontraban unos sujetos muy peculiares no se trataban de los típicos guardias que se encuentran en una prisión.

En la lejanía se podía divisar una carroza tirada por caballos, al parecer esta venia custodiada por más guardias montados, este medio de transporte era muy antiguo, pero era la única forma de entrar a esa zona debido a la gran cantidad de nieve que había.

Las puertas del gran edificio que estaba frente a la carroza y las escoltas se abrieron con un chirrido casi infernal, como si las puertas del mismísimo infierno se abrieran…...aunque no estaba tan lejos de la realidad.

En los pasillos de aquella prisión caminaban dos personas el primero se trataba un rubio de mediana edad, vestido con un traje de color negro, pero el segundo se trataba de un pelirrojo de cabello largo quien vestía un traje color verde oscuro, ambos parecían estar platicando de algo uy importante pero el pelirrojo se veía muy furioso y no era muy buena idea hacer enojar al actual Maou Sirzechs Lucifer.

Una mejor pregunta director es quien fue el que sobrepaso mi autoridad —pregunto molesto el pelirrojo—

Pe..pero Sirzechs-sama usted fue el quien dio la orden es más aquí tengo la documentación…incluso aquí especifica que este reo es muy peligroso —se excusó el rubio mostrándole los papeles—

El Maou tomo aquella documentación para observarla con más detalle, provocando que se molestara aún más, la firma que daba su autorización era completamente falsa, a pesar de que estaba hecha muy bien aún había sutilezas que pudo ver con facilidad.

Luego aclararemos esto por el momento necesito que me lleve a su celda —suspiro pues podía darse una idea de quien hizo esto—

Eh Sirzechs-sama ese es el detalle, no podíamos tenerlo entre los reos "normales" —dijo el rubio— tuvimos que meterlo a la "Fosa de Lázaro"

El hombre de traje verde detuvo su andar cuando escucho esas palabras.

¿Qué?….me pueden explicar porque hicieron esto —pregunto ahora más molesto a punto de estallar—

No tuvimos otra opción, su comportamiento era muy errático, asesino a todos sus compañeros de celda, en las regaderas descuartizo a más de 100 Reos, en el patio fue el autor de una masacre que cobro la vida de otros 500 prisioneros, fue algo escalofriante, decidí que era demasiado inestable así que lo transferí a esa sección donde tenemos a los criminales más peligrosos del inframundo —respondió algo nervioso por como lo miraba el rey demonio—

¿Comportamiento errático? Explique por favor —pregunto más calmado mientras ambos seguían caminado a través de la prisión—

Al principio cuando lo trajeron sabíamos que era peligroso debido a su actual condición como Sekiryuutei, pero su poder era muy bajo, como cualquier demonio de clase baja, dudamos que sobreviviera la primera semana…pero empezó a comportarse de manera extraña —contesto— se apartaba hacia lugares solitarios, a pesar de que las peleas con muy comunes el parecía aún más inestable con ellas …

Luego comenzó con uno de los reos que intento darle "la bienvenida" que normalmente consiste en que todos golpean al nuevo hasta casi asesinarlo y al verlo con poco poder más de la mitad de la prisión se unió…fue ahí donde comenzó….

Siguieron platicando hasta que llegaron a una plataforma donde ambos se sentaron, esta comenzó a descender muy profundo en el suelo, luego de que esta se detuviera, comenzaron a caminar a través de una serie de scanner que verificaban que no portaban nada que fuera en pro de ayudar a algún reo a salir de la fosa.

¿Sabe que soy un Maou cierto? —Pregunto fastidiado por estos procedimientos—

Con todo respeto…en esta sección tenemos a criminales rango SS tan poderosos como usted y los demás Maou no puede culparnos si la seguridad es muy estricta.

Las palabras del rubio solo inquietaron más al pelirrojo ya que cierto castaño al cual le tenía mucha estima estaba con ellos, además mientras bajaban el director de la prisión le conto que el tiempo corría de manera diferente en esta dimensión, ellos tenían registro de haber recibido al castaño desde hace 8 años mientras que en el inframundo y el mundo humano solo había pasado 6 meses.

El pelirrojo veía a todos los guardias que se posicionaron encima de una barda para tener una mejor vista de la entrada y algunos sacaron armas tanto modernas como antiguas entre las que destacaban arcos y flechas, rifles de asalto incluso uno de ellos había ido hacia una torreta que estaba en aquella barda y la apunto directamente a la entrada de la fosa mientras otros tres se acercaban para abrir las puertas.

Tengo que advertirle algo…no espere que encontremos al chico vivo, lo más probable es que después de todo el tiempo que ha pasado ya debió de haber sido asesinado —dijo el rubio— muy bien todas PREPAREN SUS ARMAS…ANTE LA PRIMER SEÑAL DE QUE ALGUNO DE ELLOS QUIERE ESCAPAR ATAQUEN A MATAR.

Cuantos prisioneros tiene ahí —pregunto Sirzechs—

Como uno seré sincero con usted, como ha habido casos de asesinatos en esta sección no procuramos tener una lista exacta de los prisioneros —respondió el director de la prisión— muy bien ABRAN LAS PUERTAS PREPARENSE.

Ambos guardias procedieron, pero lo más extraño paso cuando estas se abrieron. Un enjambre de moscas salió volando como si anhelaran la libertad, detrás de ellas el característico olor de la carne putrefacta, todos estaban algo asqueados por el penetrante olor que la habitación emanaba, de pronto uno de los guardias pudo divisar una silueta, dando aviso a sus compañeros que se preparaban con sus armas para contener al prisionero que salía…lo que paso después dejo a todos atónitos, inclusive al rey demonio.

La silueta que salía se trataba de un Yokai de contextura robusta (ya saben de qué hablo) por alguna razón el pelirrojo pudo notar que ese Yokai tenía rasgos humanos, pero su boca era lo más extraño de todo, la cual era más grande incluso que la de cualquier demonio, debido a que estaba abierta noto unos dientes muy afilados, su vestimenta o lo que quedaba de ella consistía en un traje de color azul, o al menos eso creía pues este estaba manchado de sangre y destrozado, junto con lo que parecía ser un chaleco de piel o lo que quedaba del mismo pues como su ropa, este estaba desgarrado, mientras en todo su cuerpo brotaba la sangre de las heridas que tenía.

El director rápidamente lo reconoció como Tokajin, un Yokai clase SS muy peligroso debido a que se creía que era inmortal gracias a su piel que era tan dura como un diamante y su gran poder. Hace muchos siglos se trataba de un ermitaño que consumió la fruta Ninmemka, lo peligros de él era que usaba a quien sea para fertilizar el árbol del cual brotaban estas frutas para alimentarse y buscar el elixir de la eterna juventud.

Humanos, ángeles, demonios, ángeles caídos y otros Yokai fueron víctimas de este peligroso criminal, se creía que había sido derrotado por un poderoso Han'yō hace varios siglos cuando el ermitaño y el árbol que resultó ser un Yokai se fusionaron.

Lo más extraño era que parecía caminar con la mirada perdida, como si no estuviera consciente de que al salir de la sección seria convertido en tiro al blanco por todos los guardias que había alrededor, los más cercanos estaban escuchando que murmuraba palabras sin sentido que se fueron esclareciendo cuanto más se acercaba.

El…...el…es un monstruo —repetía esto con la mirada perdida hasta que salió y muchos de los guardias prepararon sus armas— es un monstruo….

Esto fue lo último que dijo antes de caer de frente, todos observaron como el traía un agujero en la espalda, de ahí comenzó a brotar sangre, los guardias cercanos pudieron percatarse de que ese agujero se encontraba en la posición donde debería encontrarse el corazón.

Esto dejo impactados a los guardias sobre todo a aquellos que sabían de antemano lo difícil que fue transferirlo a la fosa, lo cual tomo más de 5 horas y cobro la vida de 15 guardias ciertamente había una pregunta en la mente de todos ¿Quién había sido tan fuerte como para matar a este Yokai que se decía era inmortal?

De pronto el silencio sepulcral fue interrumpido cuando unos pasos se comenzaron a escuchar de dentro de la fosa, uno de los presos se acercaba a la entrada con gran velocidad, nuevamente los guardias se enlistaron pensando que el causante de la muerte de este poderoso Yokai intentaría escapar.

AYUDAAAA…POR FAVOR QUE ALGUIEN…NOOO ESPEREN NO HARE NADA MALO, LO JURO SOLO NO ME DEJEN CON ESE…ESE MONSTRUO —todos los guardias miraban al preso confundidos por las palabras que salieron de su boca— POR FAVOR HARE LO QUE SEA, NO DEJEN QUE ME ATRAPE…VA A ASESINAR….

Sus gritos fueron silenciados cuando una cadena se enredó en su cuello, como si algo lo estuviera jalando hacia la oscuridad, por más que intentaba aquel sujeto acercarse a la salida la cadena lo tenía sujetado con fuerza.

Por favor…AYUDAAAAA —fueron sus últimas palabras antes de ser arrastrado nuevamente a la oscuridad—

Luego de eso lo único que se escuchó fueron gritos de agonía que le helaron la sangre a más de uno de los guardias incluso el pelirrojo se sintió algo perturbado por el sonido, nuevamente el silencio se rompió y el cuerpo de aquel preso que suplicaba desesperadamente ayuda salió volando estrellándose en la pared.

Debido a tantas heridas en su cuerpo al momento del impacto dejo una enorme mancha de sangre en la zona (similar a las hemorragias de Shiryū), su cabeza colgaba señal inequívoca de que le rompieron el cuello, tenía un enorme agujero en el pecho donde debería estar el corazón, un brazo roto y una herida que atravesaba horizontalmente su estómago.

Ahora se escuchaban otros pasos, pero estos parecían más erráticos, como si estuvieran caminando lentamente, además de eso podían escuchar unas cadenas arrastrándose, era como si estas se hubieran ocupado de apresar a una bestia salida desde las profundidades del infierno pero encontró una forma de romperlas, todos comenzaron a tomas posiciones la siguiente persona que salió dejo a todos atónitos, y aunque el pelirrojo no lo admitiera estaba con una mescla de emociones entre preocupado e impactado.

El último en salir se trataba de cierto castaño que había sido encarcelado de manera injusta, pero había muchas cosas que no cuadraban con la personalidad del mismo.

Una de ellas era su cabello el cual le llegaba por debajo de lo hombros dándole un aspecto mucho más salvaje, contrastaba perfectamente con la apariencia que tenía, solo traía aquel pantalón color verde, parecía haberse desgarrado por debajo de las rodillas, lo que más impacto al Maou fue que todo su cuerpo estaba cubierto con cicatrices, sus manos estaban manchadas con sangre dando a entender que él fue quien mato a esos dos Yokai pero lo más extraño al menos para los guardias era que su brazo izquierdo estaba cubierto con escamas color rojo y los dedos terminaban en afiladas garras, debido a su cabello largo no se podían ver sus ojos.

a pesar del tiempo que paso encerrado Issei parecía conservar la apariencia de un adolescente, pero su complexión muscular había aumentado sin exagerar marcando todo su cuerpo junto con esas cicatrices. De pronto el castaño comenzó a olfatear el aire, un peculiar aroma lo hizo alzar la vista revelando una enorme herida en su ojo derecho la cual cruzaba de manera horizontal, al ver sus ojos estos parecían haber adquirido un tono verde esmeralda pero ahora parecían más los ojos de un dragón debido a las pupilas rasgadas característica de estos reptiles tan poderosos, su cara era otra cosa que no reconocían en el habían parecían escamas que bajaban desde su rostro por su cuello y algunas en su brazo derecho.

GREEEEMORYYYYY —rugió el castaño cuando reconoció el aroma de cierto pelirrojo, el cual era muy similar al de su hermana—

Issei se lanzó hacia los guardias quienes se encargaban de custodiar la entrada, su objetivo atacar al poderoso Maou todo comenzaron a enlistar sus armas hasta que el rey demonio les dijo que no podían matarlo, solo contenerlo…grave error.

El castaño tomo a uno de los guardias por el cuello y lo golpeo con un puñetazo en el rostro con tanta fuerza que el sujeto salió disparado chocando contra el muro de concreto, uno de ellos quiso atacarlo por detrás pero el reacciono más rápido soltando una patada hacia su estómago y golpeándolo con mucha fuerza en el rostro, más guardias bajaron a auxiliar a sus compañeros quienes se veían opacados por el castaño.

Uno de ellos se hartó y decidió que no lo mataría pero si lo lastimaría como para dejarlo inconsciente, saco la espada que traía en su cintura listo para atacar, Issei lo vio y esquivo la primera estocada que el guardia le lanzo, por más rápido que blandiera su espada parecía que el demonio de clase baja esquivaba sus ataques con ligeros movimientos, hasta que vio una oportunidad, una abertura en la defensa del castaño y lo golpeo con una estocada descendente, la cual este detuvo al juntar sus manos frente a él dejando atónito al guardia, quien no reaccionó rápidamente cuando Issei le quito la espada, con un movimiento bastante agresivo el castaño le enterró el arma en el estómago, no conforme con eso comenzó a apuñalarlo repartidamente hasta que sus manos y la espada estaban derramando la sangre del pobre guardia.

Otro de ellos se acercó rápidamente esperando sorprenderlo para que asi no se derramara más sangre, pero el ojiverde reacciono más rápido, usando la espada que tenía aun en mano lanzo un corte en diagonal directamente a su cuello el cual el guardia no esquivo y como resultado comenzó a brotarle sangre en grandes cantidades.

Uno tras otro los guardias caían inconscientes o muertos por manos del castaño, hasta que pronto miro hacia donde estaba el pelirrojo y comenzó a correr en dirección hacia él, los guardias intentaron por todos los medios someterlo, hasta que un par de ellos logro sujetarlo con unas cuerdas las cuales ataron a sus muñecas, a pesar de eso el castaño hacia todo por tratar de soltarse por lo cual más guardias se unieron a sus compañeros para asi contener al chico.

Uno de ellos tomo un rifle de cacería y lo disparo en el hombro del castaño, quien sintió el dolor del dardo entrando en su carne, luego comenzó a sentirse débil, como si su cuerpo pesara una tonelada, todo se volvió oscuro para Issei.

El director estaba atónito con todo lo que sucedió, mando a un escuadrón a inspeccionar la fosa y encontrar el porqué del olor a carne muerta, Sirzechs ordeno que transfirieran al castaño inconsciente a la enfermería y que lo mantuvieran sedado con esto evitarían uno de esos arranques de ira y por ende menos muertes innecesarias, así como el rubio también mando un equipo de limpieza para recoger los cadáveres de los guardias que perecieron a manos del Sekiryuutei.

Tenemos que hablar Sirzechs-sama —dijo el rubio— no puede estar hablando en serio ¿quiere liberar a este asesino de aquí? Es una locura todo el inframundo e incluso el mundo….

Algo aquí no cuadra —hablo el pelirrojo poniendo su mano debajo de su mentón en una pose pensativa— en ningún momento vi que activara su Balancer Break para tratar de escapar ¿Cómo es eso posible?

Esa pregunta es muy fácil de responder Sirzechs-sama nuestra prisión contiene un poderoso sello mágico, no importa si se trata del Sekiryuutei o cualquier otro individuo que posea una Longinus no importa que tan poderosa sea el sello se encarga de desactivarla —respondió el rubio—

Entonces quiero que saquen a Issei de esta prisión de inmediato —dijo de manera autoritaria el rey demonio—

Pe..pero Sirzechs-sama —replico el director de la prisión—

Acaso es sordo dije que libere a Hyōdō Issei inmediatamente a menos que quiera ser investigado luego de haber aceptado al chico con una carta falsa —respondió el pelirrojo provocando que el director de la prisión se pusiera nervioso— eso pensé ahora quiero que curen sus heridas y lo saquen inmediatamente de aquí….

El pelirrojo dio la vuelta dispuesto a irse de esa prisión junto con el castaño el cual era atendido por algunos médicos de la prisión, aún estaba inconsciente, pero era debido a que se encontraba sedado, con cuidado lo subieron a la carroza que transportaba al Maou y esta se fue perdiéndose a la vista.

En ella Sirzechs estaba observando a Issei con una mirada de decepción, pero ese sentimiento no iba dirigido al castaño, sino a su hermana quien había sido la que firmo el papel en su nombre para meterlo en Koshmar.

(Rias no sé por qué hiciste esto, pero acabas de perder a un hombre que te amaba por cómo eres, sé que ahora no lo crees, pero en el futuro te arrepentirás de tus acciones) —eran los pensamientos del pelirrojo hacia su hermana—

Cuando salieron de aquella dimensión el castaño aun inconsciente comenzó a cambiar repentinamente, las escamas de su rostro cuello y brazo derecho desaparecieron casi de inmediato, pero su brazo izquierdo aún conservaba esa apariencia reptiliana con las escamas rojas y los dedos en forma de garras.

Es su subconsciente el castaño estaba algo agitado por todo lo que pasaba, pero la voz del dragón carmesí comenzó a resonar en su cabeza obligándolo a despertar lentamente.

Él no se había percatado de su alrededor pero le gustaba la suavidad que sentía debajo de su espalda, no recordaba cuando fue la última vez que sintió algo así, con cautela el pelirrojo se percató de los movimientos del peón y se acercó lentamente, al momento que estuvo a una corta distancia Issei lo tomo por el cuello con su mano aun cambiada comenzando a estrangularlo con mucha fuerza provocando que el Maou tratara de zafarse de su agarre los dos guardias que estaban en la carroza lo sostuvieron para así evitar el daño hacia su rey.

Sirzechs se calmó debido a la agitación de lo que sucedió, mas aparte pudo sentir que la fuerza de Issei aumento considerablemente ese agarre si le dolió y eso era decir poco.

Tranquilo Issei-kun tranquilo —hablo el pelirrojo al castaño que aún era sostenido por ambos guardias—suéltenlo

Ambos acataron las ordenes de su líder mientras el castaño hacia todo lo posible por reconocer el lugar donde se encontraba.

¿Dónde…dónde estoy? —pregunto aun conmocionado—

Escucha…ya no estás en prisión yo mismo te acabo de sacar….

Porque hiciste eso…si tú fuiste quien me mando a ese maldito infierno —pregunto molesto— lo único que quería era justicia por lo que ese maldito de Riser me hizo…

No fui yo —respondió rápidamente provocando que Issei frunciera el señor— no me crees ¿verdad?

Esa maldita que tienes por hermana me enseño el documento que firmaste —contesto con mucha agresividad— aun después de lo que hice, al parecer solo es como otras chicas de alta sociedad, cuando alguien no les sirve solo lo hacen a un lado o se deshacen de él.

El castaño sostenía su brazo izquierdo mirándolo detenidamente, Sirzechs se percató de lo que quería decir, noto como su lenguaje era más agresivo pero el pasar tanto tiempo en prisión podía hacer que una persona cambiara.

Eso que le paso a tu brazo…fue la razón por la cual pudiste activar tu Balancer Break —el castaño asintió— sabes que ahora….

Lo se Ddraig me lo dijo, me advirtió sobre esto —respondió algo apagado— al parecer uno hace estupideces por amor…

Sé que no puedo hacer mucho, pero Rias ahora está en el mundo humano, mis padres no están así que espero puedas quedarte un par de días en mi casa antes de volver al mundo humano

Con todo respeto Sirzechs te agradezco lo que hiciste —respondió Issei— pero quiero alejarme de todo lo que esté relacionado con Rias y aunque me duela un poco eso también te incluye a ti….

Al menos date un baño y deja que Grayfia te arregle un poco el cabello —hablo el Maou señalando que Issei estaba vestido solo con un pantalón que le llegaba hasta las rodillas— además necesitas ropa….

Issei acepto de mala gana sabiendo que no tenía nada desde lo que sucedió….

El carruaje llego a una enorme mansión donde este se paró frente a la gran puerta que había en el patio exterior, ahora el castaño tenía una camisa color negro que lo cubría, aunque ahora estaba algo apretada debido a que su cuerpo sufrió un cambio radical durante todo el tiempo que estuvo en prisión.

Parece ser que la modestia no es común en tu familia Sirzechs —dijo el castaño al ver la enorme mansión—

Las puertas se abrieron y amos entraron siendo recibidos por los mayordomos de la familia Gremory, frente a ellos estaba una peli plateada vestida de maid a la espera de su llegada.

Lleva a Issei a que tome un baño, dale ropa y córtale el cabello pro favor —la peli plateada asintió con la cabeza— y necesito que vengas a mi despacho después.

Issei y Grayfia se retiraron primero la maid le indico que se sentara para arreglarle el pelo y después pudiera ducharse correctamente, ella estaba impresionada con la cantidad de cabello que le creció en tan poco tiempo.

Se lo que piensas Grayfia-san, pero en prisión olvidas muchas cosas el cuidado personal se ve mermado solo a lo básico —hablo el castaño mientras le cortaba el pelo—

Ella estaba impresionada por como el noto su expresión al verlo, ella tenía una mescla de sentimientos en su interior.

Estaba feliz debido a que regreso con bien, impresionada porque no muchos pueden presumir que sobrevivieron a Koshmar, pero al mismo tiempo estaba muy triste y aunque no lo hacía ver debido a su expresión a veces fría y carente de sentimientos angustia y preocupación.

Desde que Issei se volvió una pieza del sequito de Rias veía como ellos habían cambiado en pequeña o gran medida para bien, pero esto ocurrió después del Raiting Games donde a pesar de haberse esforzado perdió contra Riser inclusive cuando lo desafío por segunda vez activando su Balancer Break, pudo notar que su brazo izquierdo tenia apariencia reptiliana su rey le había dicho lo que tuvo que hacer para activarlo tan solo por 10 segundos.

Después de eso la Gremory menor comenzó a comportarse de manera agresiva, toda esa ira parecía ir hacia Issei, al parecer su caballero, su torre y su reina se habían unido a este sentimiento de desprecio hacia el castaño, solo su alfil era la única que no parecía haber sido influenciada por ella.

Terminamos Issei —Grayfia dejo las tijeras a un lado luego de cortar todo el cabello que tenía ella decidió dejar su peinado como lo había conocido— mandare a alguien para que limpie esto, después de que se duche le traerán la ropa que tenía cuando lo arrestaron.

Dirás cuando fui encarcelado injustamente solo porque quería justicia para mi familia —decía mientras se quitaba la camisa dándole la espalda por lo cual la peli plateada vio algo que la dejo sin habla—

Toda la espalda de Issei tenía cicatrices, algunas demasiado profundas, muchas habrían matado a cualquiera incluso el demonio más poderoso que existía no podría haber soportado las heridas que le dejaron esas marcas.

Después de la impresión ella salió de la habitación dejándolo para que tuviera más privacidad dirigiéndose ahora al despacho de su esposo quien hablaba con el director de Koshmar, Grayfia entro siendo observada por el pelirrojo quien la había llamado.

Sirzechs-sama tiene que regresarme a ese prisionero, es verdaderamente peligroso —dijo el sujeto en el holograma—

Eso es imposible, él fue a ese lugar injustamente, nunca se le hizo un juicio como para que….

No lo entiende Sirzechs-sama acabamos de revisar la fosa de lázaro, todos los prisioneros que teníamos ahí…fueron asesinados —esto provocó que el rey demonio tirara la taza de Té que bebía en estos momentos—

¿Que…que acaba de decir? —pregunto sorprendido ya que en ese lugar había criminales muy peligroso—

El olor a carne putrefacta de hace poco, era provocado por los cadáveres de los demonios y Yokai que teníamos encerrados ahí, algunos descuartizados, otros tantos fueron encontrados con expresiones de terror sin la parte inferior de su cuerpo…esto no fue una simple riña…ya son más de 1000 demonios que el Sekiryuutei asesino en prisión —decía el rubio en el holograma—

Mientras esto pasaba Issei estaba tomando un baño en la enorme tina con agua caliente, miraba su cuerpo marcado por su estancia en esa prisión, incluso le sorprendió que los guardias eran igual o peores que los criminales que había encerrados en ese lugar, el recordaba cómo cada uno de los presos que lo enfrentaron terminaron muriendo, pero eso no significaba que el salía completamente limpio de las peleas, pero había algo que no le quedaba claro ¿Por qué había dejado de escuchar la voz del dragón dentro de su Sacred Gear? Y más importante ¿Por qué sentía tanta "sed de sangre" dentro de aquel lugar?

[Compañero…compañero] —de pronto el castaño comenzó a escuchar una voz en su cabeza, él pudo reconocerla inmediatamente—

Ddraig… ¿eres tú? —pregunto el castaño observando su brazo con escamas, el cual se materializo en su Boosted Gear—

[¿A quién esperabas? ...es bueno volverte a escucharte compañero] —decía el dragón—

Creí que habías desaparecido…cuando fuimos enviados a ese lugar no volví a saber de ti, ¿Qué te paso? —pregunto curioso el castaño—

[Veras…no fue coincidencia que esa pelirroja te enviara a esa prisión, Koshmar es muy antigua, muchos de mis portadores la conocían antes, los humanos asociaban al infierno con un lugar donde las almas sufrían por toda la eternidad, pero la razón por la cual te envió es porque esa prisión posee un poderoso sello mágico, el cual puede bloquear cualquier Longinus incluyendo tu Boosted Gear]—dijo el dragón impactando al castaño—

¿e…eso es posible? —pregunto Issei impactado por tal revelación— ¿pe...pero cómo?…

[hace muchas eras, el blanco y yo peleábamos el único problema era que durante nuestras pelear arrasábamos con lo que fuera, fue entonces que dios, los 5 Maous originales y los líderes de los ángeles caídos nos sellaron en las Sacred Gear, pero anteriormente habían planeado usar ese lugar para retenernos fue por eso que ellos combinaron sus energías y crearon este sello, pero su poder no fue suficiente para contenernos] —respondió el dragón—

eso explica porque no pude materializar mi Boosted Gear, pero eso no explica porque hice todo eso…ya sabes…—para el castaño era difícil recordar lo que paso dentro de la prisión no porque lo olvidara sino todo lo contrario—

[Recuerda que para activar tu Balancer Breaker me entregaste…un sacrificio, eh ahí el problema, la sangre de demonio y la sangre de dragón no se llevan muy bien, eres un demonio reencarnado, antes solo eras un humano con una Sacred Gear dormida en tu interior luego de que te reencarnaron te convertiste en demonio pero aun tenías cierta esencia de un humano en tu interior, durante el combate contra Riser tú te volviste parte dragón, la mescla de sangre comenzó a tomar fuerza, yo servía como mediador de esos instintos en tu interior, al entrar a Koshmar no hubo nada que detuviera ese llamémoslo "frenesí de dragón"] —termino de hablar el dragón carmesí dejando al castaño impresionado—

Mientras Issei trataba de procesar toda la información que su compañero le dijo en el despacho del pelirrojo en el holograma estaba el rubio que dirigía una de las prisiones más peligrosas del inframundo.

Usted es consciente de que pasa con las Sacred Gear de tipo dragón, sus portadores adquieren las características de uno parcialmente —decía el pelirrojo—

Claro que soy consciente de eso, pero eso que tiene que ver con…

Issei no era parcialmente dragón, el posee el brazo izquierdo de uno, debido a que sacrifico esto por tratar de ayudar a mi hermana, también está consciente de que la sangre de dragón y la sangre de demonio no se llevan muy bien, entonces con esta explicación doy por terminado esto, Issei no volverá a esa prisión, mantenerlo así la dejaría deshabitada, todos los reos que lo enfrentaran terminarían muertos y es mi última palabra —Sirzechs corto la transmisión para luego acariciar su cienes mientras Grayfia le servía otra taza de té para relajarlo— gracias

Has estado muy estresado últimamente —dijo la peli plateada—

Con todo lo que ha sucedido, el repentino cambio de Rias, Issei en prisión, una posible guerra de las tres facciones, diablos esto de ser Maou es difícil —contesto mientras sorbía su te— como esta

Físicamente muy marcado por su estancia en prisión, mentalmente ha madurado, aunque pude observar como vigilaba todos mis movimientos, era como si….

Desconfiara de ti —respondió el pelirrojo— algo así me temía, pero no puedo hacer nada por él, es parte de la nobleza de Rias…

Crees que ella intente…

Es probable, Issei es consciente de eso esa experiencia lo cambio, ahora solo él será quien pueda dictar su futuro —el Maou se levantó de su silla y camino hacia la ventana— le conseguiste ropa nueva

Así es mande a que le hicieran un nuevo uniforme de la academia, ahora mismo se lo iré a dejar a su habitación asi que me retiro llámame si necesitas algo —la maid salió de la habitación mirando hacia la ventana de su despacho, no sabía porque pero tenía una corazonada, muchas cosas iban a cambiar para bien y para mal—

En tanto en la habitación del castaño este ya había salido del baño, sintiéndose más relajado, este traía una toalla en la cintura, cuando paso frente al espejo de cuerpo completo que había en la habitación pudo notar todo el castigo que soporto y las marcas que dejaron en su cuerpo.

El niño que entro al infierno no es ni la sombra del hombre que estaba parado enfrente del espejo.

Apenas si puedo reconocerme —decía el castaño mirándose—

[Ahora que harás, tu hazaña para acabar con Riser no funciono, además que esa pelirroja en cuanto te vea intentara asesinarte con las piezas que están en tu interior, quieras o no sigues siendo su siervo] —las palabras de Ddraig eran correctas, Issei no tenía ninguna idea de cómo matar al asesino de sus padres—

no tengo idea, pero de algo estoy seguro, por el momento no dejare que esa maldita me vea hasta que pueda quitarme esta maldición de mi…cuando ya no tenga las piezas de peón en mi interior…asesinare a ese infeliz y a cualquiera que se cruce en mi camino…no me importa quién sea —al parecer Issei estaba muy determinado en vengar a sus padres—

[te recuerdo que Riser es un Phoenix, prácticamente es inmortal]…

no te preocupes Ddraig, en prisión no solo te vuelves más fuerte, también aprendes muchas cosas, como por ejemplo como asesinar a un inmortal —estas palabras dejaron impresionado al dragón carmesí, ni siquiera el conocía un método para matar a un inmortal—

Issei-sama aquí tengo su ropa —Grayfia entro a la habitación con la ropa del castaño, la cual era su uniforme de la academia Kuoh y la camisa roja que siempre traía—

Gracias — dijo el castaño mientras la maid se retiraba— genial, al parecer volveré a esa escuela, con esa maldita perra de cabello carmesí y sus patéticas piezas, al menos volveré a ver a Asia…me pregunto cómo estará

Los pensamientos del peón estaban solo enfocados en volver a ver a aquella chica de cabello rubio la cual no pudo proteger y termino convirtiéndose en un demonio, a pesar de su devoción con la iglesia.

Decidió no prestarle importancia ya la vería cuando volviera al mundo humano, cuando termino de ponerse su ropa noto que esta le aquedaba un poco ajustada, esto era por el enorme cambio físico, no solo hablando de su brazo, la musculatura del castaño creció en gran medida, pero no al grado de exagerar y su estatura aumento considerablemente.

Sirzechs estaba en su escritorio aun pensando en cómo solucionar esto, cuando el castaño entro sin avisar, sacando de sus pensamientos al pelirrojo.

Issei-kun me alegra que estés bien —dijo mientras sonreía, pero el castaño tenia aun esa expresión seria en su rostro— veo que tu ropa te queda bien Grayfia hizo un gran tra…

¿Porque me sacaste de ahí? —pregunto el castaño aun con esa mirada sería nada común en el—

¿Disculpa? —pregunto el Maou— a que te refieres con….

Seamos sinceros Sirzechs tú no te enteraste que estaba ahí hasta hace poco, puede que era algo ingenuo antes, pero la prisión te cambia, desde que desperté me estuve haciendo esa pregunta ¿Por qué el gran rey demonio se preocuparía por un simple peón? —las palabras de Issei estaban cargadas con algo de ira lo cual noto el pelirrojo— si crees que con esto voy a perdonar a la ególatra de tu hermana…

Es verdad, apenas hace unos meses me entere de que te encerraron, te saque de prisión por muchas razones, pero no espero que perdones a Rias por lo que hizo, la verdadera razón es que quiero que asesines a Riser Phoenix —las palabras del pelirrojo provocaron que la expresión del castaño se ablandara—

Te escucho —decía ahora más interesado—

Durante media hora Sirzechs le mostro a Issei todos los crímenes que el heredero del clan Phoenix cometió, desde robar artefactos que eran propiedad exclusiva de los clanes demoniacos, hasta llegar a la parte donde asesino a sus padres.

Si lo que me dices es verdad ¿Por qué no lo meten en Koshmar? tengo un par de amigos ahí que estarían encantados de conocerlo….

No es tan fácil, debido a que pertenece a un clan demoniaco, su familia usaría su influencia para que el fuera libre, ahora yo sé que tú quieres asesinarlo, tal vez lo que te pido es algo imposible pero después de una exhaustiva investigación eh descubierto como asesinar a un miembro…

Acepto —respondió el castaño rápidamente— y no te preocupes por eso yo conozco la forma de matar a un inmortal, no tenías que ir muy lejos, solo tenías que preguntarle a Bane.

Sirzechs se quedó estático cuando escucho ese nombre

Co…como lo conociste —pregunto algo nervioso al escuchar ese nombre, Issei lo noto inmediatamente, parecía que la reputación de su sensei era verdadera—

Digamos que él me enseño durante estos 8 años que el mundo es cruel, aunque sus palabras exactas fueron "Si hay una verdad consistente, es que la vida es más cruel que justa" me llevo tiempo comprenderlo…dejando ese tema de lado, ¿Cómo regresare a la escuela? Explicando porque falte…

No te preocupes por eso, yo me encargue de todo mientras iba a sacarte de prisión, el director sabe el porqué de tu ausencia —esas palabras no le gustaron al castaño— tranquilo nada se hará público….

Está bien, ahora tengo una duda llamémosla existencias…como demonios voy a salir de aquí —pregunto Issei mirando la enorme mansión—

Tranquilo este círculo te enviara a la escuela, ya terminaron las clases también te conseguí un apartamento, tu casa bueno…después de lo que paso…quedo inservible, esta es la dirección —decía mientras le entregaba el papel con la ubicación de su nuevo hogar—

Issei asintió tomándolo, luego de eso se dirigió hacia el círculo mágico, las palabras de Sirzechs fueron correctas, Issei apareció en la oficina del director, asi todos creerían que había comenzado de nuevo.

El castaño iba caminando hacia la salida de la academia, todos a su alrededor susurraban sobre su llegada, sobre todo las mujeres quienes creían que su curso libre de "la bestia pervertida" se había acabado, pero, aunque algunos de esos comentarios se hicieron en voz alta, específicamente para que los escuchara, él ni siquiera se inmuto, siguió su camino hacia la salida, cerca de ahí escucho a sus mejores amigos ir directo hacia él, parecían con una mescla de alegres con ¿asustados?

ISEEEEEEIIII que bueno que te vemos — dijo Matsuda quien parecía algo agitado—

El sentimiento es mutuo chicos ahora díganme porque parece como si hubieran corrido alrededor de la escuela unas 80 veces —pregunto con ironía pues era consciente de lo que habían hecho—

De…hecho…fueron 87 veces…rompimos nuestro record —respondió Motohama tratando de recuperar el aliento—

veo que no han cambiado en nada chicos me alegra de volver —decía mientras pasaba sus brazos por detrás de los hombros de sus amigos— vamos no se queden ahí parados digan algo…

AHÍ ESTAN….—fue lo último que escucho el castaño a la lejanía Murayama y Katase traían su uniforme del club de kendo armadas con sus Shinai— NO DEJES QUE ESCAPEN….

Yo que ustedes mejor correría, hay un buen lugar para esconderse son los lockers del vestidor de chicas, jamás sospecharían que están ahí —dicho esto el dúo pervertido comenzó a correr desesperadamente para salvar su pellejo—

El único detalle es que cuando las chicas vieron a Issei, rápidamente su ira fue canalizada en desquitarse con él, después de todo, el pertenecía al grupo más odiado por las mujeres…pero ahora entenderían que el Issei que estaba frente a ellas no era el mismo.

Sus instintos lo alertaron de la amenaza que se cernía sobre él, usando sus reflejos mucho más desarrollados, se giró para quedar frente a las chicas quienes, al tenerlo cerca, lanzaron una estocada descendente, la cual nunca impacto pues Issei tomo ambas Shinai con sus manos dejando perplejas a ambas chicas y a todos aquellos que estaban a su alrededor.

qué diablos les pasa —dijo mientras les arrebataba sus armas— apenas llego a la academia y lo primero que hacen es tratar de golpearme…

es obvio porque trataron de golpearte Issei —hablo un chico de su misma edad con cabello azabache y ojos café— obviamente eres igual que ese par de pervertido, yo no le veo…

será mejor que midas tu lenguaje, no quieres que "alguien" te tire todos los dientes —decía mientras se volteaba a ver al chico que estaba ahí—

tú no tienes las agallas para…AAAAAAHHHH —el azabache no pudo terminar de habla pues Issei había usado las armas que les había quitado a las chicas para golpearlo en el rostro mu cerca de su boca— PERO QUE MIERDA TE SUCEDE…AAAAAAHHHH

perdón ¿decías algo? Es que no se te entiende por la sangre que te sale de la boca —respondió el castaño— escuche algo acerca de que no tenía las agallas para hacerlo entonces que te parece esto….

Issei lanzo un golpe con mucha fuerza usando la Shinai que aún tenía en su brazo derecho, el golpe fue tan contundente que el azabache termino en el suelo, todos a su alrededor incluyendo a ambas chicas del club de kendo estaban algo perplejos con lo que pasaba, era bien sabido que el castaño era un pervertido, pero nunca fue alguien violento

Issei camino hacia el azabache quien trataba de recuperarse del golpe, jugando con las armas de sus manos, estaba decidido a dejar algo muy en claro…cuando estuvo de frente levanto el arma lista para golpearlo, la impresión de ver al pervertido con esta faceta había logrado que la mayoría de las personas a su alrededor se mantuvieran a la expectativa.

todos esperaban el golpe de gracia para que el castaño acabara con el azabache, pero este nunca llego, el Shinai había quedado a escasos centímetros de su cabeza.

El azabache lo miro, pero había algo diferente en él, no sabía que era realmente, pero de algo estaba seguro, ese no era el mismo pervertido que entro a la academia, pero lo que más le inquieto fue como él lo veía, una mirada carente de vida, tan fría que podría incluso congelar su alma.

Solo eres una basura —decía el castaño de manera seria— yo no golpeo a las mujeres ni a los débiles, pero si me vuelves a molestar puede que haga una excepción a esa regla…

o.… oye Issei…tran…tranquilo está bien —decía ahora Murayama nerviosa por esta faceta del pervertido que no conocía— está bien…fue nuestra culpa solo…solo tómatelo con calma….

el castaño se relajó aun con ambas armas en sus manos, de pronto las tomo firmemente del mango y de la punta….

no te preocupes Murayama…lo estoy tomando con calma —dicho esto el castaño hizo una gran demonstración de fuerza al partir las Shinai en su rodilla arrojándolas a los pies de ambas chicas— no estoy de humor como para soportar a ese idiota ni sus estúpidos arranques de ira por algo que no hice….

el castaño se retiró, con las manos en sus bolsillos caminaba hacia la puerta perdiéndose en el horizonte, dejando a todos con la boca abierta por la forma en que se comportó e incluso dejo a algunos algo asustados.

[Sé que estas molesto compañero, pero no tenías que desquitarte con esas chicas mucho menos con ese idiota] —decía el dragón dentro de el—

Tienes razón compañero, pero era eso o dejar que me golpearan…lo del otro imbécil fue porque se lo merecía, —respondió— además necesito despejar mi mente, recuerda que estuve encerrado durante mucho tiempo

Ambos comenzaron a platicar amenamente, tan concentrados estaban hasta que el ruido de una pelea saco de sus pensamientos al castaño, lentamente se fue acercando a un callejón, para simplemente ver a cuatro sujetos que estaban amedrentando a un vagabundo, curiosamente de tez oscura algo poco común en Japón y con algunos rasgos que no eran propios de un japonés…uno de ellos comenzó a hablar.

Te dijimos que te largaras de aquí…en esta zona no admitimos a los de tu raza —dijo uno de ellos quien traía un cigarrillo en la boca—

Mmmm veo que la discriminación esta al auge incluso en países desarrollados —respondió el vagabundo—

Tienes muchas agallas para hablarle asi al jefe —respondió ahora uno que traía un bate en mano— tal vez deberíamos darte una lección para que aprendas de una vez tu lugar estúpido negro….

Los tres maleantes estaban listos para golpearlo, pero él se mantenía calmado, esto hubiera terminado mal de no ser porque el castaño le arrojo una botella a uno de ellos golpeándolo en la cabeza y dejándolo fuera de combate….

¿QUIEN ESTA AHÍ? —pregunto el sujeto que traía el bat—

Saben detesto cuando las personas como ustedes se creen superiores a otros por el tono de su piel —decía la sombra que se acercaba revelando a cierto castaño quien miraba de manera fría a ambos delincuentes— la xenofobia no es una fobia, solo es la excusa de gente estúpida para odiar sin razón

Mira mocoso lárgate de aquí, esto no es de tu incumbencia —respondió el sujeto con el cigarrillo—

Porque no me obligas a menos que seas un cobarde —respondió desafiante—

COMO TE ATREVES A DIRIGIRTE ASÍ AL JEFE —decía enojado el sujeto del bat—

O porque razón se escuda en los números, alguien realmente valiente se enfrenta a las personas uno a uno ustedes son solo escorias —estas palabras fueron suficientes para que ambos se lanzaran sombre el castaño—

TE LO ADVERTIMOS CUANDO TERMINEMOS CONTIGO ESE MALDITO NEGRO SERÁ EL SIGUIENTE —el sujeto del bat lanzo un golpe el cual Issei esquivo con facilidad—

Ambos comenzaron a tratar de golpearlo, pero por más que lo intentaran no podían impactar en el castaño que esquivaba todo con facilidad.

Deja de moverte imbécil —dijo el sujeto del cigarrillo quien harto saco una navaja de su ropa— voy a destriparte.

Con gran maestría Issei bloqueo el corte con el objeto punzocortante, pero esto no detuvo que el sacara otro cuchillo de su bolsa derecha y se lo enterrara en el brazo, Issei observo como el otro sujeto quien estaba listo para golpearlo en la cabeza, un movimiento rápido esquivo el golpe provocando que el brazo del sujeto que sostenía la navaja quedara en la zona de impacto del bat….

AAAAAAAAAAAAHHHHHHHHHH —un sonoro crujido seguido de un grito ensordecedor se escuchó en ese callejón luego de que el sintiera como su brazo fue partido a la mitad—

JEFEEE VAS A PAGAR POR ESTO MALDITO —él sabía que debía aprovechar que el castaño estaba herido—

Así que con mucha violencia comenzó a lanzarle golpes con su bat, Issei estaba herido, pero aun podía combatir, una pelota cerca de él le dio una idea, cuando tuvo oportunidad tomo distancia y usando el balón pateo con fuerza justamente en la cara del maleante provocando que perdiera el equilibrio y soltara su arma, el balón regreso al castaño y esta vez apunto a la entrepierna del sujeto dando en el blanco haciendo que este se comenzara a retorcer de dolor en el piso.

El castaño sostenía su brazo el cual estaba lleno de sangre y lentamente saco el cuchillo que tenía enterrado, tomo el balón del piso y camino hacia donde estaba aquel sujeto quien aún estaba consciente a pesar del dolor en su brazo, Issei tomo el balón en su mano izquierda y con el golpeo su pecho.

La sorpresa y el hecho de que estaba a punto de desmayarse provocaron que soltara todo el aire y sintiera aún más dolor…el cual se convirtió en terror cuando vio al castaño como lo miraba y traía el arma punzocortante en su mano.

Issei giro el cuchillo con maestría golpeado hacia abajo matando al sujeto… ¿o no? Issei golpeo con el cuchillo el balón el cual se comenzó a desinflar dejando aterrado al sujeto.

La próxima vez no habrá pelota…. —el desenterró el cuchillo y con gran fuerza lo arrojo a la pared clavándolo inmediatamente— ¿señor se encuentra bien?

Tranquilo chico estoy bien creo que debería preguntarte eso a ti —respondió mirando el brazo sangrante del castaño—

Esto no es nada las he tenido peores —Issei se quitó su chaqueta y su camisa blanca, con fuerza rompió un poco de la tela de la camisa para luego improvisar un torniquete—

Debo decir que estoy impresionado, nadie se hubiera atrevido a hacer lo que tu hiciste, dime chico ¿Cómo te llamas? —pregunto—

Hyōdō Issei — respondió—

Muy bien Issei mínimo en agradecimiento a esto deja que te cierre la herida —decía el sujeto viendo que la sangre no dejaba de escurrir en su torniquete—

Está bien…acepto su oferta —respondió el castaño—

Ambos comenzaron a caminar lejos del callejo dejando a los tres delincuentes tirados. Ambos llegaron a un edificio de apartamentos donde la casera saludo a ambos de manera amable, aquel sujeto e Issei entraron al primer apartamento, no era la gran cosa, pero parecía cómodo, el fue directamente hacia una caja donde estaba una cruz de color rojo, de ahí saco unas suturas, algodón, alcohol y algunas gasas.

Fue un proceso doloroso para el castaño, pero no era nada que no estuviera acostumbrado, mientras el sujeto que lo suturaba veía como estaba perdido en sus pensamientos, pero al mismo tiempo observo que sufría en silencio.

Hay chico puedo hacerte una pregunta indiscreta —decía mientras Issei asintió— ¿te encuentras bien?

Si no…no se preocupe no es nada —respondió—

Chico podre ser algo mayor pero no soy tonto veo en tus ojos que algo te molesta —respondió— también veo que sufres, pero no te atreves a expresarlo así que tal vez tiene poco que nos conocemos, pero si quieres hablar de eso….

Issei no estaba muy seguro acerca de poder confiar, pero algo en su interior le decía que el sujeto sentado junto a él era de confianza, incluso Ddraig sentía lo mismo que el castaño.

Después de meditarlo mucho decidió contarle todo (saltándose el detalle que era un humano que fue reencarnado en demonio y que ahora posee un brazo de dragón) mientras tanto el sujeto solo se dedicaba a escuchar atentamente, simplemente lo que decía el castaño era una locura…pero él ya tenía previsto un par de preguntas para que terminara sus sospechas.

esto sí que está muy loco, casi parece como una de esas telenovelas latinoamericanas —decía— pero ahora para llevar a cabo mi criterio necesito que me respondas tres peguntas, son sencillas dime ¿aceptas?

Claro, porque no —respondió el castaño—

Muy bien por lo que me contaste, el prometido de tu amiga asesino a tus padres y fuiste a prisión por atacarlo dime ¿tú le pagarías con la misma moneda?

Issei se quedó pensativo ate esa duda, mucho tiempo atrás la sola idea de que Riser o incluso Rias sufrieran de la misma forma que él era muy tentador, pero luego alguien le ayudo a librarse de eso pensamientos negativos que solo terminarían destruyéndolo.

No…porque de ese modo me transformaría en alguien como el —esta respuesta logro que una sonrisa se formara en el rostro del moreno—

Muy bien ahora la que sigue, si tu tuvieras la fuerza que necesitas para poder derrotarlo ¿solo lo incapacitarías? o ¿acabarías con él?...

Acabaría con él por el simple hecho de que si esto me lo hizo a mi nada lo detendría de que otro tuviera la misma suerte que yo —respondió—

Toda vida es sagrada, tú mismo lo dijiste si acabas con el tu serias igual dime entonces ¿cuál es la diferencia entre él y tú?…

Que yo soy débil —esta respuesta dejo algo impactado al moreno—

Explícate por favor —dijo—

Mi sensei me dijo una vez "un hombre fuerte que ha tenido fuerza toda su vida pierde el respeto por ese poder. Pero alguien débil conoce el valor de la fuerza y conoce la compasión con quien realmente se la merece" esto me tomo rato entenderlo, pero creo que ya se lo que trataba de decirme….

puede que no esté de acuerdo contigo, pero en parte tienes razón, bien aquí va la última… ¿matarías a su prometida para que sufra la misma agonía por la cual tu pasaste?

No…puede que sea una perra desalmada, pero derramar su sangre no es algo que tengo planeado, además su hermano fue quien me apoyo durante todo el tiempo que estuve "preso" —con esto el moreno se levantó y se colocó frente al castaño— ¿señor?

Mis sospechas fueron correctas chico, es bueno que a pesar de haber estado en Koshmar simplemente te ayudara a madurar —cuando dijo esto el castaño materializo su Boosted Gear—

Aunque ya estaba listo para contraatacar una luz cegadora ilumino la habitación provocando que Issei cubriera sus ojos cuando esto termino, pudo percatarse de que ya no estaba en aquel departamento, sino estaba en una cueva…

Pero que mier…. —Issei se quedó callado cuando vio unas extrañas estatuas las cuales tenían escrito algo en sus bases— los 7 enemigos del hombre….

[soberbia, avaricia, odio…compañero creo que ya sé quién es este sujeto, hace muchas eras que no sabía de él, pensé que había muerto hace siglos…]

Sabía que este momento llegaría, aunque nunca pensé que materializarías tan pronto tu Sacred Gear —decía el moreno el cual fue iluminado con una luz— puede que esto te parezca un poco extraño Sekiryuutei

Ahora se trataba de un anciano, vestido únicamente con una túnica blanca, de cabello y varaba extremadamente largos y color blanco, se veía muy débil como si la vida se le escapara de sus manos con cada segundo.

Un segundo como sabe eso —pregunto algo hostil sin perder de vista a aquel sujeto—

No te preocupes Hyōdō Issei, yo se muchas cosas porque yo soy…EL MAGO SHAZAM —luego de esto su mano comenzó a lanzar rayos de color azul provocando que la cueva comenzara a deshacerse—

Issei esquivo las piedras que caían del techo producto de los rayos del mago.

OIGA QUE DIABLOS LE PASA —decía molesto solo para ver que él había desaparecido—

Sus instintos le advirtieron sobre la amenaza que había detrás, pero por alguna razón no sintió ningún tipo de hostilidad, así que simplemente giro la cabeza para percatarse del mago quien estaba parado ahí.

Buenos instintos, supongo que tiene dudas, pero aquí te responderé todo….

Muy bien para empezar que fue todo ese teatrito que hizo, si era tan poderoso como dice porque no acabo con esos sujetos que lo atacaban….

Porque estaba buscando algo…no más bien a alguien para una tarea tan importante veras, durante milenios, eh seleccionado humanos, con grandes habilidades en combate, otros con un corazón puro y otros con firmes ideales, todos y cada uno de ellos han realizado la dura labor de convertirse en los protectores de este mundo —de pronto cuatro cristales aparecieron mostrando a varios sujetos con un traje rojo con detalles amarillos y cubiertos por rayos mientras lograban hazañas increíble, algunos peleaban contra enemigos que al parecer podían hacer temblar la tierra con un puñetazo, otros cargaban objetos que eran muy pesados— todos y cada uno de ellos han sido dotados con la fuerza, la sabiduría, el poder y el valor de los dioses y campeones del planeta.

Eh —Issei trataba de procesar lo que el sujeto con barba le trataba de decir—

[significa que ahora tu eres el elegido para portar esa responsabilidad] —decía el dragón mientras se preguntaba porque a veces su compañero era un imbécil—

Parece que Ddraig te aclaro todo —esto dejo a ambos sorprendidos— hace mucho que te conocí tal vez no te acuerdes…

Pero…Pero yo no soy un protector, ni siquiera pude proteger a mi…. —Issei aun sentía que esto era su culpa, de no haber sido tan ingenuo con Raynare jamás se hubiera inmiscuido en el mundo sobrenatural—

Eso no es verdad —decía el mago— tu eres la definición de héroe sacrificaste una parte de ti para tratar de proteger a las personas, no existe acto de heroísmo más grande que ese, después de tu estancia en Koshmar y las preguntas que te hice me doy cuenta de algo de lo cual ni tu ni Ddraig se han percatado.

Cual/[cual] —dijeron al unísono—

A pesar de haber soportado incontables tragedias y dificultades has conseguido proteger tu buen corazón —respondió— tu deseo de venganza no es otro sino justicia que se te ha negado.

Issei y Ddraig estaban impactados por lo que el mago les dijo, pero como en todo cuento (o fic) siempre deben existir riesgos.

Aunque me doy cuenta de que los poderes que se te serán conferidos no funcionaran en ti debido a tu parte demoniaca, todos los protectores han sido humanos, pero esto se podrá corregir a cambio de un sacrificio que tu harás…aquello que tanto amas…que es parte de ti será retirado de tu cuerpo, junto con las piezas que usaron para convertirte en demonio así que dime Hyōdō Issei ¿estás dispuesto a sacrificar aquello que amas más que nada por el bienestar del planeta?

Issei estaba algo desconfiado, adquiriría poder, para así hacer justicia por su cuenta, pero después miro su brazo y recordó porque había hecho ese trato con Ddraig, entonces le vino a la mente lo mismo cuando tomó esa decisión. es sus pensamientos estaban proyectándose a sus dos mejores amigos, pero uno en particular le llamo la atención, la cual se centraba en cierta monja de cabello rubio a quien no pudo proteger, el cómo le sonreía, como ella trataba de adaptarse a su nueva vida, pero sobre todo el verla a salvo fueron los detonantes para que aceptara la propuesta del mago.

Cambiamos ahora la perspectiva y podemos ver como un rayo caía en las cercanías del bosque, cualquiera no le tomaría tanta importancia, de no ser por el hecho de que el cielo estaba completamente despejado, en el lugar del impacto se encontraba un chico de cabello castaño tirado en el piso, su ropa se había ensuciado por la abrupta caída, lentamente comenzó a levantarse percatándose de su alrededor.

Diablos para ser un mago tan poderoso no es bueno con las ubicaciones —decía el castaño sacudiéndose su ropa— lo bueno que se dónde estoy….

De pronto algo en su interior le decía que su mejor amiga estaba en peligro cosa que el dragón noto perfectamente.

[compañero sentiste lo mismo que yo] —pregunto—

Un momento porque yo…ASIAAAAA —dicho esto el castaño comenzó a correr sabiendo por qué lugares debía pasar para acortar su camino— tengo que salvarla….

[si lo que sentimos es correcto ella se encuentra detrás de la escuela] —dijo mientras el castaño asentía—

Issei comenzó a correr, pero este parecía no avanzar mucho, de pronto su frustración comenzó a darle frutos, pues ahora el castaño comenzaba a correr a más velocidad, suficiente para comenzar a levantar polvo detrás de su andar lo cual era un indicador de que iba realmente rápido, cosa que el no noto, pero si el dragón en su interior

[(interesante sus poderes comienzan a manifestarse, parece estar más concentrado en la monja que no se ha percatado, veamos que más puedes hacer compañero)] —pensaba el dragón—

Issei comenzó a exigirle más a sus piernas, lo cual provoco que aumentara su velocidad, en las calles se escuchaba una especie de sonido extraño, los transeúntes solo pudieron observar un borrón color negro con tintes blancos y rojos, seguido de una enorme corriente de aire paso detrás de él levantándole la falda a muchas de las chicas que había en el camino, lo cual por alguna extraña razón el castaño no miro, talvez estaba más concentrado en llegar rápido a su destino que no se percató…¿o no?

En la academia tal parecía que las cosas no iban bien para el club de ocultismo, dos chicas llegaron alegando una audiencia con Rias Gremory, iba reconoció las espadas que ambas portaban como Excalibur por lo que cegado por la ira las reto a un duelo.

El problema era que sería un combate dos contra uno, Koneko se ofreció para hacer equipo con Kiba, pero Rias se lo prohibido, sin embargo, dijo que Asia debía aprender a pelear, y esto serviría como un entrenamiento, ella acepto algo dudosa, pero sabía que Rias no le diría que hiciera algo tan peligroso….

El combate fue todo menos parejo, ambas chicas de la iglesia demostraron estar bien entrenadas, Kiba podía defenderse, pero Asia esquivaba todos los ataques con dificultad, fue entonces que la peli naranja le dio un ligero corte al brazo de la rubia, pero solo eso basto para que ella empezara a sentirse mal, Kiba trato de ayudarla, pero la peli azul logro golpearlo con su Excalibur en su estómago provocando que se desmallara.

La peli azul con su arma se acercó a Asia lista para acabar con ella, según lo que dijo su deber era acabar con ella al aliarse con demonios, dejando de lado todas las enseñanzas de la iglesia, Akeno y Koneko estaban listas para intervenir, pero en cambio Rias no parecía importarle que su alfil estaba a punto de ser asesinada.

Todo se movió en cámara lenta, la peli azul dejo caer su arma con fuerza sobre la cabeza de Asia, todos creían que este podría ser el fin de la monja, incluso ella cerro los ojos derramando lágrimas, pero aun después del tiempo que paso ella logro abrió los ojos, mirando a su alrededor y así misma, se percató de que no le había pasado nada, de pronto se percató de la sombra que estaba frente a ella, miro con más detalle y sus ojos fueron coronados con lágrimas pero estas eran de felicidad al darse cuenta de quien se trataba.

El castaño llego de manera veloz que nadie se había percatado de cuando había aparecido, el ahora sostenía con su mano derecha la hoja de la Excalibur mientras su mirada se posó en la peli azul que estaba frente a él.

Si te atreves a hacerle daño voy a matarte —decía Issei, pero esta vez fue diferente—

Todas las chicas incluyendo a la enviada de la iglesia que se había apartado para que su amiga peleara sintieron un enorme escalofrío incluso Rias quien estaba con el ceño fruncido al ver que el castaño era libre se sintió intimidada por su forma de hablar.

Co..como te atreves a interferir en mi sagrada tarea, además no entiendes ella es un demonio —decía la peli azul para que el castaño se moviera, ella no quería hacerle daño—

Me importa un sorbete quien te halla mandado, si quieres pelea ya la encontraste —decía Issei listo para la batalla—

Con rapidez hizo a un lado la espada sacra que aún estaba en su mano y con mucha fuerza le dio un golpe en el pecho con la palma abierta, fue tan fuerte que ella salió volando directamente a un árbol.

Siguiente —dijo mientras esquivaba a la peli naranja quien había ingresado a la pelea— veo que tu también quieres pelear.

Issei-kun no me obligues a lastimarte —decía mientras se ponía en posición de ataque—

Espera como sabes mi nombre —pregunto el castaño, nunca se había topado con esa chica—

¿acaso no me recuerdas? Eres muy cruel —respondió haciendo un puchero que termino sacándole una enorme gota en la nuca al castaño— soy Irina tu amiga de la infancia.

Cuando dijo esas palabras Issei comenzó a recordar un poco de su pasado, fue entonces que se dio cuenta de algo…

Un segundo ¿Irina? Pero yo pensé que tu….

Es que no me gustaba vestirme muy femenina en ese tiempo— hablo mientras sacaba su lengua y le giñaba el ojo al castaño—

Entonces con más razón te pido que no pelees conmigo, no quiero lastimarte —respondió Issei volviendo a la seriedad de antes—

Porque defiendes a este demonio ¿no sabes que ella…?

Ese "demonio" como tú le dices es mi amiga y no voy a permitir que ni tu ni la loca de cabello azul que está a mis espaldas la lastimen —en un milisegundo el castaño se giró hacia la izquierda topándose con su atacante—

Rápidamente su Boosted Gear fue activada, esta recibió el impacto de la enorme espada azul que ella portaba, dejando a ambas impresionadas por haberse encontrado con el Sekiryuutei, mientras tanto el castaño uso algo de fuerza para contener a su atacante, Irina aprovecho eso para tratar de incapacitarlo, ante todo seguía siendo su amigo.

Xenovia, retrocedió un poco buscando un apoyo para atacar al castaño quien ya se había deshecho de Irina arrojándola al piso con una especie de llave de judo, en ese instante el aprovecho para golpear a la peli azul, coloco la hoja de su espada frente a ella para recibir el impacto, grande fue su sorpresa cuando Issei golpeo la espada con tanta fuerza que termino otra vez arrastrándola un par de metros lejos de él, ella resintió el impacto en todo su cuerpo.

Irina ahora se había recuperado del ataque del castaño, ahora su katana se había transformado en arco y flechas listos para ser disparados….

Durante el transcurso de la pelea todo el club de ocultismo incluyendo al ya despierto Kiba veían todo con asombro, Issei tenía el control total de la pelea, Asia aún estaba algo asustada luego de tener esa experiencia muy cercana a la muerte, aun así, estaba muy impresionada, Rias estaba con el ceño fruncido pero tenía que admitir que el castaño jamás demostró esa habilidad en combate, tan ocupados estaban en sus pensamientos que solo Akeno noto que Issei en ningún momento fue afectado por las Excalibur a pesar de ser un demonio…

Issei observo a su amiga con el arma en mano, lista para disparar, el simplemente se quedó parado como si esto no fuera una amenaza.

Perdona —Irina disparo una flecha la cual el castaño esquivo doblando su cabeza hacia la derecha—

una segunda flecha fue disparada, ahora utilizo su brazo con su Boosted Gear para desviarla y romperla, una tercera flecha fue lanzada, Issei con un rápido movimiento de su mano derecha la atrapo a pocos centímetros de impactar en su rostro, lo mismo sucedió con la cuarta flecha, Irina desesperada tomo tres flechas y las disparo, Issei uso su pie derecho para romper una y las otras dos las atrapo con sus manos.

Mientras ella se recuperaba de la impresión Xenovia lanzo una estocada que el castaño evito con un ligero movimiento hacia la izquierda, harto de su interferencia Issei espero la estocada de la enorme espada, junto sus manos frente a él atrapando la hoja, y después la arrojo hacia un árbol donde quedo clavada con fuerza.

Xenovia intentó golpear al castaño, pero este simplemente bloqueaba sus ataques o los esquivaba, como si esto fuera un simple juego, Issei contrataco de la misma manera que cuando inicio el combate, pero esta vez con más fuerza, lanzándola cerca de donde su espada estaba clavada, pero ella comenzó a toser, esta vez el golpe le saco todo el aire de sus pulmones.

El castaño se distrajo unos momentos dándole oportunidad a Irina para transformar su katana en una maza, la cual usaría para noquear al castaño, rápidamente con el arma en mano golpeo su cabeza esperando no matarlo en el proceso, un silencio se formó cuando el castaño recibió el impacto, pareciera como si la maza hubiera golpeado algo de metal, pero este impacto en la mejilla de Issei, ni siquiera pudo mover su cabeza, como si el golpe no le afectara en nada….

Irina intento golpearlo por segunda vez, pero el castaño se dio vuelta y con su mano detuvo el ataque, la peli naranja hacia todo lo posible porque Issei soltara su arma.

No Irina tu perdóname por esto —dijo el castaño—

Ella no entendía a que se refería con esto hasta que sintió un enorme dolor en la boca del estómago, lo cual le saco el aire y provoco además que escupiera algo de sangre.

Issei con un rápido movimiento jalo el arma hacia él y le dio un puñetazo en la boca del estómago, eso lo hizo porque no quería lastimarla, la fuerza fue suficiente para noquearla. El castaño la cargo estilo nupcial colocándola debajo de un árbol para que no quedara entre fuego cruzado, estaba muy seguro que su compañera era muy necia como para rendirse.

Por otra parte, Xenovia se recuperó del golpe e intentaba por todos los medios de sacar su espada, hasta que sintió el frio metal rozando su garganta, no era otro que Issei usando la espada sacra de su compañera inconsciente.

Espero que esto te deje en claro…si intentas hacerle algo a Asia otra vez te arrancare la cabeza —dijo de manera tan fría que paralizo de miedo a Xenovia—

El castaño se alejó y dejo la espada sacra clavada en el suelo, lentamente esa mirada fría se tornó en una mirada de preocupación al ver que Asia aún no se había levantado del suelo.

Asia ¿te encuentras bien? —pregunto mientras veía a la rubia— ¿Asia?

Ella no respondió simplemente abrazo al castaño enterrando su cara en su pecho, mientras lagrimas caían de sus ojos, el entendía que se asustó con esta experiencia, así que dejo que ella se calmara, dedicándose a acariciar su cabeza.

Pero el momento fue arruinada cuando la pelirroja les dijo a todos que tenían que hablar así que los esperaba en el club de ocultismo eso incluía al castaño quien la miro con mucha ira en su rostro.

todos se reunieron esperando al causante de tanto revuelo, pareciera que su llegada había provocado más descontento que alegría, con excepción de Asia que ya estaba más tranquila.

La puerta de la habitación se abrió revelando al castaño, puede que antes no lo notaron, pero había crecido durante todo este tiempo que estuvo "ausente" Rias miraba al castaño con enojo, pero este no parecía inmutarse.

Ahora veo porque Onii-sama salió tan de prisa de la mansión hoy en la mañana, ¿Qué diablos haces aquí? Tu eres un criminal deberías….

Issei hizo caso omiso a la pelirroja, el paso de largo su único objetivo era ver a la rubia del sequito Gremory.

Asia como te encuentras —volvió a preguntar—

bien…muy bien gra…gracias por salvarme Issei-san —respondió la rubia—

Nunca olvides esto, por ti lo que sea —contesto el castaño acariciando su cabeza—

¿ME ESTAS IGNORANDO? —Rias se desesperó por ver al castaño más concentrado en su alfil— mírame cuando te hablo…

Ahora él estaba parado frente a ella, Rias creyó que el haría una tontería, pero solo estaba ahí, sin mover un musculo de su cuerpo, ella se sintió algo intimidada cuando lo vio directamente a los ojos, una mirada fría, carente de vida y con mucha ira.

¿estas amenazándome?...habla con cuidado —respondió el castaño de manera seria— solo vine a este lugar para ver cómo estaba Asia y para presentar mi renuncia de este club…

Imposible tu eres mi siervo y vas a hacer lo que yo te diga —respondió de manera prepotente—

digamos que ahora soy independiente, además quiero discutir contigo por qué la estupidez de que Asia librara un combate….

Ella debe de saber pelear tu no tuviste que intervenir….

Se comienza primero un entrenamiento no lanzándola a una pelea contra un oponente entrenado —respondió tratando de calmarse y no arrancarle la cabeza a la pelirroja— eso no importa ella está a salvo no gracias a ti perra….

Issei sintió una corriente de aire en su espalda, ladeo su cabeza a tiempo para esquivar un golpe de la Loli peliblanca quien aún traía sus guantes de combate…

Discúlpate con buchou —dijo luego de lanzar un golpe hacia el castaño que lo detuvo con su mano—

o que ¿tú me obligaras? —contesto aplicando más fuerza a su agarre comenzando a provocarle dolor—

solo basto un momento para que ahora Koneko fuera elevada del piso producto del agarre del castaño quien la sostenía de su cuello.

Kiba trato de intervenir aún estaba algo cansado, pero Issei era un demonio de clase baja sería fácil vencerlo, convoco una de sus espadas y lanzo una estocada al castaño quien sostenía a la peliblanca en su mano derecha, él se percató del ataque del caballero, y con gran habilidad sostuvo la espada del peliblanco.

No interfieras princesa —dijo luego de aplicar más fuerza a su agarre y partir la espada a la mitad—

Kiba no se movió de la impresión lo cual evito que esquivara la patada del castaño que impacto en su rostro, por la fuerza aplicada, él fue arrojado al suelo, pero sostenía su rostro, el golpe le fracturo la nariz.

Akeno fue la siguiente en atacar desatando rayos de la punta de sus dedos, pero algo estaba mal, a pesar del poder que estaba aplicando a su ataque no parecía afectarle.

Adelante Akeno puedes seguir atacándome todo lo que quieras, la pregunta es ¿Cuánto tiempo podrá soportar ella? —hablo mientras veía a Koneko retorciéndose de dolor debido al ataque de la reina—

Ella comprendió que en realidad estaba dañando a su amiga así que se detuvo, Koneko había quedado inconsciente, su cuerpo había llegado a su límite, el castaño soltó a la peliblanca que golpeo el suelo con un sonido sordo.

Ambas chicas estaban muy impresionadas por lo que había pasado, primero Issei demostró gran maestría en el combate ahora resulta que no podía ser herido por ninguna de ellas, entonces Rias sabía que era lo que tenía que hacer…

Como sea mejor me largo de aquí —Issei comenzó a caminar hacia la salida, pero antes de que se fuera un golpe de energía de destrucción impacto en su espalda provocando que se doblara— con que esas tenemos eh maldita….

Hyōdō Issei por tus crímenes contra los clanes demoniacos, así como por atacar a los miembros del séquito Gremory es mi deber eliminarte —dicho esto Rias formo un círculo mágico en su mano y comenzó el proceso para arráncale las piezas de peón que él tenía en su interior, esto provocaría que muriera de manera casi inmediata—

Aunque ella comenzó a notar algo raro, se suponía que cuando alguno de sus sirvientes la obligara a esto ellos sentirían un dolor inimaginable, estarían tirados en el suelo rogando por misericordia, pero ahí estaba Issei, como si no le afectara en lo más mínimo.

Sirzechs me conto sobre lo que tratarías de hacer luego de ver que me libero, pero te falta un componente para que esto pasara —Issei se acercó a la pelirroja quien ahora estaba impactada por las palabras del castaño—

Lentamente extendió su puño y de la misma forma comenzó a abrir la mano, una por una las piezas de peón que deberían estar en su interior comenzaron a caer al piso, dejando a la pelirroja y a su reina atónitas. si las piezas de peón que Issei tiro eran las que Rias uso para reencarnarlo ¿entonces porque no había muerto?

Te preguntare algo….te percataste mientas barría el piso con esas enviadas de la iglesia como sus armas no me afectaron…. la respuesta es simple volví a ser humano ahora no tienes control sobre mí —luego de decir esas palabras Issei comenzó otra vez a caminar a la puerta cuando se detuvo frente a ella y la abrió se quedó parado durante un segundo— ah por cierto tu hermano me dijo que te advirtiera sobre esto, la verdad me importa poco lo que te pase de ahora en adelante, pero él me saco de prisión así que le debo una…será mejor que no interfieras en mi pelea contra Riser de lo contrario te asesinare….

¿Acaso aun tratas de romper mi compromiso? —pregunto algo burlona por las palabras del castaño—

Por mi ese maldito te puede coger como la puta que eres…lo que me hizo es muy personal —respondió seriamente— cuando el resto de tus perros falderos despierten diles lo mismo, aquel que se interponga en mi camino le romperé todos los huesos del cuerpo y luego lo asesinare….

Issei salió de ahí algo molesto por lo que la pelirroja había tratado de hacer, sus palabras no eran simples amenazas vacías, él hablaba muy en serio.

El día paso lentamente, en el cementerio el castaño estaba vestido con un traje de color negro y una gabardina del mismo color, frente a él había dos lapidas en donde tenían escritas los nombres de sus padres, Sirzechs hizo lo posible para que ellos tuvieran un entierro a pesar de la ausencia del castaño….

Issei se arrodillo para acariciar la fría piedra mientras de sus ojos salían lágrimas de impotencia por no haber estado para protegerlos.

Mamá, papá lamento lo que les paso, debo decirles que esto fue mi culpa, la chica que quiso ser mi novia fue la que me hizo adentrarme en el mudo de los sobrenatural, sin tan solo no hubiera sido tan ingenuo…tal vez solo talvez…. —el chico estaba roto sus padres eran los únicos familiares que tenía sus abuelos fallecieron cuando él tenía 8 años y sus padres no tenían ningún hermano—

[Compañero… ¿alguna vez te cansaras de cargar el peso del mundo sobre tus hombros?] —dijo el dragón— [te preguntare algo ¿crees que a ellos les hubiera gustado verte así? ahora posees una enorme responsabilidad, primero usa tus habilidades para buscar la justicia que se fue negada, con eso honraras a tus padres, ellos estarían muy orgullosos por ver el hombre en el que has convertido]

Más bien estarían horrorizados por las cosas que hice en prisión…

[Yo lo dudo, ellos estarían más preocupados por tu bienestar después de todo tus padres eran muy buenas personas…]

Lo eran los mejores padres del mundo, claro con todo y sus defectos yo los amaba y ellos a mí, pero tranquilos ahora descansen yo mismo acabare con el bastardo que les hizo esto —decía mientras dejaba un ramo de rosas blancas en las tumbas— prometo al menos venir a verlos una vez a la semana….

El castaño se retiró, pero sin percatarse de que alguien lo observaba desde la distancia, una chica de ojos lila y cabello negro corto veía como Issei le hablaba a las lapidas luego dejaba unas rosas y se retiraba….

El castaño llego al edificio donde estaba su nuevo hogar la perilla de la puerta giro, dejando entrar al castaño, no era tan grande como su casa, pero era cómodo para una o dos personas, en la mesa de centro de la sala vio una caja con una nota encima de la tapa el camino hasta la mesa y abrió la carta.

Issei-kun lamento no poder haber hecho nada por lo de tus padres, con esto no busco que perdones a Rias ya que eso solo te corresponde a ti, el departamento es completamente tuyo en esta caja están las cosas que pudimos rescatar de los escombros, no es mucho, pero es muy significativo para ti.

ATTE: Sirzechs

Parece que el más considerado que la perra que tiene por hermana —Issei abrió la caja y pudo ver que no eran muchas cosas, salvo algunos papeles algo chamuscados pero que aún eran legibles—

Cuando retiro los papeles pudo ver un álbum de fotos que rápidamente tomo, se sentó y comenzó a ver, no pudo evitar derramar algunas lágrimas el recordar como era su vida antes de conocer a Yuuma/Raynare no quería seguir auto flagelándose, pero pensaba en cada una de las posibilidades si hubiera sido menos ingenuo…

[Tal vez tus padres hubieran muerto no por manos del Phoenix sino por las lanzas de luz de Raynare y sus secuaces] —las palabras de Ddraig resonaron en su cabeza pensándolo bien esta era una posibilidad real—

Issei se secó las lágrimas que brotaban de su rostro, soltó un gran suspiro y se recostó en el sillón el día de hoy estuvo muy pesado incluso para él, era verdad tantas variantes que pudieron ocurrir…pero eso no significa que no tenía que ser fuerte, aún existía una persona que debía proteger…

Lentamente el castaño comenzó a cerrar los ojos perdiéndose en sus sueños, los cuales le decían que un nuevo porvenir le esperaba.

A la mañana siguiente Issei se encontraba caminando en el centro de la ciudad, estaba perdido en sus pensamientos cuando vio a ambas chicas que enfrento ayer pidiendo limosna alegando ser una gratificación para dios, sacándole una gota en la nuca, claramente pudo escuchar como sus estómagos hacían ruido asi que se acercó a ellas.

Irina hola ¿Cómo les va? —pregunto—

Issei-kun —respondió luego de que su estómago sonara aún más fuerte sonrojándola—

creo que ustedes necesitan ayuda —contesto tratando de contener sus ganas de reírse— aquí adelante hay un restaurante porque no vamos….

No necesitamos tu ayuda —dijo la peli azul pero su estómago sonó con más fuerza que el de su amiga—

Jajajajajajajajaja yo creo que si —respondió el castaño— vamos yo invito….

Irina rápidamente siguió al castaño y una no muy convencida Xenovia también lo siguió, pero pronto el entendería que debió mantener la boca cerrada. Llegaron al restaurante y los tres se sentaron en la mesa cercana a la ventana, la mesera llego y les ofreció una carta para que pudieran ordenar, mientras el castaño simplemente pidió unos hot cakes y algo de café las chicas prácticamente pidieron las primeras páginas de todo el menú….

Mejor hubiera mantenido la boca cerrada — decía con un tic en su ojo derecho y una sonrisa forzada en su rostro—

Ambas devoraban los platillos como si esta se tratara de la última comida que tendrían en su vida.

A todo esto, ¿acaso la iglesia no les da dinero para subsistir? —pregunto— digo se que eso de la fe es importante pero no pueden sobrevivir solamente con eso.

Si…teníamos…dinero…pero…se nos acabó —decía Irina mientras devoraba su quinto plato de arroz y camarones—

Ok una pregunta ¿qué hacen por aquí? no creo que solo estén de paso exterminando demonios a diestra y siniestra —pregunto—

Bien supongo que podemos contarte —respondió Xenovia— estamos en una importante misión….

Durante unos minutos la peli azul le conto acerca de destruir las Excalibur que estaban en manos de un ángel caído llamado Kokabiel, quien junto con un sacerdote corrupto y un exorcista psicópata trataban de reunir todos los fragmentos.

Claro porque no —respondió, pero se quedó callado por unos segundos— oye princesa….supongo que ya escuchaste suficiente asi que mejor sal de ahí o yo te sacare de forma muy violenta….

Ambas chicas estaban algo confundidas por las palabras del castaño hasta que vio al caballero de la realeza Gremory frente a ellos.

Yo también voy —dijo serio—

asi que esa infeliz por fin le soltó la correa a uno de sus perros falderos —pregunto con ironía—

Rias-buchou no sabe sobre esto y más te vale que cuides tus pala…

¿Acaso estas amenazándome? —pregunto el castaño encarándolo— será mejor que tu cuides tu lenguaje o si no te rompo el cuello… si tú y la petako que esta tras de nosotros quieren ir hagan lo que quieran ni crean que los ayudare.

De pronto Koneko salió detrás de ellos algo enojada por las palabras del castaño, pero no se atrevía a objetar nada por la forma en la que lo miraba.

Yo también quiero ayudar, no voy a dejar solo a Yuuto-senpai —dijo la peliblanca—

Muy bien con más gente podremos tener un resultado de éxito mayor….

Bien vámonos —el castaño se levantó y camino junto a las chicas de la iglesia— y ustedes se van a quedar parados como idiotas ahí….

Pero tu dijiste….

Yo dije que podías hacer lo que quisieran solo no esperen algún tipo de ayuda por parte mía si mueres no es mi problema….

Ambos aceptaron, después de esto los 5 se retiraron….


Creo que esto es todo, ya aclaré algunas cosas, si son observadores se habrán percatado de algunas que dejé inconclusas y estas puede que se revelen a lo largo del primer arco argumentativo.

La razón por la que fue tan largo es:

1: un incentivo para que lean las otras historias

2: fue mucho trabajo terminarlo y estoy orgulloso de cómo me quedo.

Nos veremos en otro capítulo de esta historia —decía Ninetales— JARVIS comienza a subirlo por favor….

Enseguida señorita…cargando…cargando…envió de información exitoso…buenas noches

-TRANSMISION FINALIZADA-