Hola linduras, después de mil años y blokeos, un trauma, mi corazón hecho mierda y que FF como mi cuenta estamos muertos lol me digno a escribir un fic y es de este par que amo. También lo subiré en Wattpad. Son 4 capítulos cortos que ya tengo escritos.

Avisos: Ooc, lemon, a diferencia de otras veces que ocupo personajes así uso expresiones como "manos" mujer y hombre ya que sucede en ocasiones del manga.

Notas: Uso "..." para separar escenas.

Ambiente del manga, actualmente va por el cap 174.

Beastars es propiedad de Paru Itagaki, solo la historia pertenece a LagrimasSolitarias.


PRIMER ACTO:

"PECADO"

Cuánto había llorado esa noche anterior, cuánto se sintió desvanecerse en un vacío espacioso dónde solo caía sin fin, cuánto le dolía el corazón.

Ese día anterior pasó con Legoshi llorando en su regazo, sus ojos le ardían tanto (pero con suerte las gotas lograron ocultarlo), sintió al lobo cómo su hermano mayor y solo pudo ahogarse en su propio llanto manteniendose la mano pesada y suave del macho en su espalda intentando darle un consuelo leve a su dolor.

"No sé que decirte".

Alcanzo a oír le susurraba con pesar, casi ahogado con un nudo en la garganta preocupado.

"Si lo amas solo puedes luchar".

Ella negó, ya que lucho hasta el fin y solo obtuvo mendigando ser la amante del actual Beastar.

"Juno".

La abrazo sin limitar sus fuerzas como con los herbívoros que amaba tanto.

Sabía la hembra lo necesitaba.

"No llores, el te ama y eso no cambiara".

El pobre tonto en serio hizo de todo por no morderse la lengua con eso.

Bien sabía que él se moriría si su Haru se casara con alguien más.

Ese dolor de Juno no podría ser apago con ninguna de sus palabras.

Hoy solo le tocaba acompañarla.

...

—Se ve tan guapo.

Casi se muerde los labios por el sollozo que se le escapaba al contemplarlo en el alta a causar de un nuevo llanto y otro deseo carnal por el smokin negro que le hacia justicia a su imposible amor.

Esa mezcla de alegría y tristeza que siente en cada encuentro estaba presente en este.

Su bello Louis firme en el altar, esa galanura hermosa y su eterna seguridad en cada movimiento tan perfectamente calculado, su mirada fría que solo pocos logran cambiar.

Era tan hermoso como sonreía ante los presentes, como sus pasos hacían girar el mundo, como sus palabras estremecían con esperanzas a los televidentes que observaban en vivo su boda y todas esas entrevistas previas, "Los matrimonios de misma especie son la base de nuestra sociedad", dijo haciendo vibrar a muchos y enojando a un par, así como destrozando sus pocas ilusiones actuales de escapar juntos a la añorada vida juntos.

La loba suspiro y se colocó enormes lentes negros que ocultarían lo nubloso en tan tiernos ojos justo en el momento que el novio besaba a su legitima esposa.

—Dudo lo muerda igual.

Soltó con una risa amarga acomodando su oscuro vestido de luto.

Hoy una parte suya moría y otras crecía.

Una parte tan fuerte y mezquina que minutos mas tarde se llevó arrastras al recién casado al baño de hombres para herbívoros.

—¡Juno!.

Gruño con enojo.

¡Diablos! Como amaba hacerlo enojar.

—Sabes que no debiste haber venido y menos acercarte de esa forma, ¡Tuvimos suerte nadie nos viera y sobretodo entrar aquí!.

—Louis-senpai.

Suspiro la hembra abrazándose al mencionado, refugiándose en su pecho y desacomodando su corbatín en el proceso.

Solo por este segundo donde su pelaje se erizó y sus orejas se inclinaron como cachorrita mimada por sentir los brazos contrarios rodear su cintura y descansar su mentón en su cabeza, valía la pena todo el dolor por ser ya ante la ley ajeno ese ciervo.

—Esto solo te hace daño.

La loba gris levantó la mirada, retiro un segundo los lentes que tiro en algún rincón y con la sonrisa más viva aunque golpeada dijo esclavizando como tantas veces los ojos del contrario.

—Hazme el amor.

Los ojos de Louis se abrieron como platos.

—... ¿Estas loca?.

Logro decir con una expresión descolocada.

—Descuida ya asegure la puerta y las cabinas están vacías.

El ciervo rojo se sintió la peor de las basuras, ya que no pudo ni siquiera negarse una vez a tal tentadora propuesta.

Su boca ya había sido atrapada por la que lo conoce tanto y sus lenguas luchaban por el dominio, la ropa de etiqueta les estorbaba y acompañaban a los lentes en el piso, la sola idea de tener a la mas bella hembra que ha conocido a pesar de haber firmado un compromiso de papel lo excito demasiado como para dejarlo pasar.

—¡Ahm!... ¡AH!... ¡Louis-senpai!.

La había penetrado mas rápido y tosco que las anteriores ocasiones y los ritmos de las caderas contrarias también colaboraron en el delicioso averno.

—¡AAH!.

Los brazos fuertes pero suaves rodearon su cuello, las piernas compitieron asiéndolo a su cadera y el ciervo Beastar arrinconó contra la fría pared a ese semejante cuerpo de diosa.

—¡Aah ooh Louis aam!.

Las manos anheladas acariciaban sus pechos y de paso lo que pudieran de tal cuerpo. Ella lamió su cuello y mordió fuerte sin importar consecuencias vibrando con esa sangre que tentaba como todo en su relación a pecar.

—¡Juno ah!.

Las estocadas se volvían más y más bestiales como retando una a superar la otra, sus bocas volvieron a encontrarse y se fundieron en un beso que aprisionaba sus jadeos.

Nadie debía oírlos o la prensa llenaría de titulares de los 2 Beastars asiéndolo en la fiesta de la boda de uno de ellos.

—Louis.

Lo llamo abrazando mas su cuello y asiéndolo quedar atrapado entre sus pechos, sentir su respiración agitada entre ellos era estimulante.

El recién casado tomo con empeño sus caderas aumentando sin poder razonar el maldito vaivén que parecía no tener fin, como si llevaban años sin parar en esta consumidora batalla de cuerpos.

—¡AAAAAAHHHH!.

Grito la hembra solo callando un poco al morderse el labio y hacerlo sangrar en el proceso, mientras que Louis continuaba atrapado entre los senos que lo excitaban y las piernas largas que lo atraían mas a su ser.

Al menos la fiesta era muy buena con música de alto volumen para escucharse su alboroto.

—¡Aahm!... ¡Aaaahnh!... ¡AHM!.

Solo el canto de su pasión les interesaba al otro, por este par de minutos que no sabían a tristeza ni una vida llena de apariencia.

Solo el chico que esta con la chica que le gusta amándose.

—¡AAAAAAH SI AAH SI AAAAAHHH!.

Y de paso probando el elipsis lujurioso del orgasmo.

...

Ninguno dijo nada al momento de vestirse.

Juno se puso las gafas antes que su perdido amor notara la tristeza inmensa en su mirada ya sin estar nublada por deseo de su cuerpo, y en su lugar quedando solo el vacío que esta noche ese mismo acto de entrega se daría con la hembra de alta sociedad que debe estar esperando al caballero de relucientes astas.

Louis se apresuro a colocarse el saco y pensar en pedir colonia de la más fuerte a sus guardaespaldas para intentar ocultar el aroma sometedor de su querida dama. Lo bueno era que los herbívoros no poseían ese mismo olfato que los carnívoros.

... Eres una mierda como ser vivo.

Pensó para si.

Le echo una mirada a la recién graduada. No hace mucho fue ese día que se graduó con honores de su amada escuela y esa sensación de querer abrazarla como lo más tierno y hermoso que ha conocido de nuevo se le era privado.

Al verla dar su discurso y ser aplaudida por muchos no pudo evitar sentirse orgulloso... Pero a su vez no podía abrazarla y besarla como en sus sueños porque las cámaras como siempre estaban presentes y su compromiso estaría en boca de muchos, pero sobretodo tocarían la reputación de esa poderosa loba apunto de comerse el mundo a pasos de una excelente universidad donde se iniciaría en unas semanas.

Escusas, miles de escusas asquerosas.

Todas limitándolo a solo verla y volver a fingir su expresión neutral como la de su fallecido padre.

Lucho por no caer otra vez con la sonrisa que ella le devolvió a su acción.

Saliendo como si huyera de un demonio de ese baño, odiándose por no sucumbir abusando de la suerte jugueteando con cinismo.

—Nos vemos.

Lo dijo tan bajo que ni ella misma pudo oírlo abrazándose sola.

Ese frío no se comparaba a la nieve en pelaje desnudo a falta del abrigo que a solo segundos antes le dio calor.

...

Louis sabía que era la peor de las abominaciones andante por lo que acababa de hacer.

De entre cada uno de sus encuentros este sobrepasaba todo descaro, pero debía controlar ese estado descolocado que solo su pecado gris le hacia vivir luego de cada leve rose.

Debía ser responsable del primer baile con su esposa y del brindis junto a todos esos hipócritas discursos que los gorrones y amistades falsas de su corporación le darían con felicitaciones de tarjetas baratas. Era realmente una pena que sus leonés tuvieron que resolver un asunto en el mercado negro no teniendo ni esa calidez de familia este día .

Ignorando la bella figura imponente que se retiraba con cola caída del salón de fiestas.

Ese corazón roto cargando una pesada nube negra no soportaría otro segundo de ese show horrendo del que término siendo parte del elenco.

Sabia bien su papel con cada una de sus lineas.

Es solo que la escena de "No acepto" de su coprotagonista nunca llegó actuarse en ese capitulo de la boda.

Cosa que aunque sabía no dejo de doler como decepcionar.

Pero es una actriz reconocida por ser Adler en la otra versión de su escuela Sherryton. Solo podía aceptar el orden de la obra y seguirla entregada al pie de la letra.

...

Esa noche una loba gris de pelaje café brillante y suave se durmió llorando como cada día de ese ultimo mes, mientras un ciervo rojo se ahogó en alcohol durmiéndose encerrado en el baño del lujoso hotel que en lugar de ser testigo de una noche de bodas solo lo fue de ese borracho que abrazo la peluda asombra dormido entre ronquidos y de la bella cierva frustrada sola en la enorme cama.

(Continuará)


Gracias por leer.

Bueno aclaró que ni Legoshi y Haru fueron al evento por no estar de acuerdo. Actualmente creo Louis es muy valiente y decidido en el manga como para aceptar esto pero tenía esta idea rondandome desde hace días.

Por lo general no me gusta el tema de infidelidad, lo que salva es que el compromiso de Louis es político pero siempre habrá drama acá, en si este fic es desahogo de cosas y a la vez no pude evitar poner a mi pareja favorita de Beastars en situación lemon, diablo los amo. Aunque aveces quiero golpear a Louis lol

Nos vemos/leemos.