Hogar Burtonberger...

Burt: ¡Coooop!

El chico es atrapado en la cocina peleando con su fenómeno lampiño de mascota el cual, como es costumbre, juega el papel de víctima...

Sr. Gato: ¿Meow?

Coop: ¡Solo quería algo para comer pero Señor Gato casi me tira el refrigerador encima!

Millie: Señor Gato no tiene tanta fuerza

Coop: Pregúntaselo a su caja de arena...

Burt: ¿No tienes tarea para hacer, Coop?

Coop: (suspira) Sí... La iré a hacer ahora...

El joven sube las escaleras y va hacia su cuarto para sentarse en su escritorio pero antes de hacer sus deberes agarra su celular para ver que hace ya varios días no tiene ningún mensaje de parte de Fiona... Ante esto solo suspira y se pone a hacer su tarea...

Al día siguiente...

Srta. Brannigan: ¿Coop? ¿Qué es esto?

Coop: Puedo explicarlo, pero involucra al gato... Y sé que ya no quieren oír de eso...

Srta. Brannigan: Coop, lo siento pero no puedo corregir esto...

La maestra levanta la tarea de su alumno pero esta está completamente destrozada, desprolija e incluso mojada...

Srta. Brannigan: (algo asqueada) Ehhhh... Puedo dejar que hagas el trabajo la próxima semana por la calificación mínima...

Coop: (toma la hoja) No servirá... Deme la F...

El chico toma su trabajo y se vuelve a sentar al lado de su mejor amigo...

Dennis: En el próximo trabajo puedes mandarme tu tarea como mensaje y podría escribirla por ti, sé hacer tu letra

Coop: Señor Gato solo se dará cuenta e irá a tu casa para romper las hojas, créeme...

El joven Burtonberger agarra su celular nuevamente y ve que sigue sin haber recibido ningún mensaje de la rubia...

Srta. Brannigan: Sin teléfonos en clase.

Coop: Hmmmm...

Al día siguiente...

Millie: ¡Coop! ¿Dónde pusiste mis muñecas?

Coop: ¿De qué hablas, Millie?

Millie: No encuentro ni una sola de ellas

El chico no le presta atención por estar acostado viendo su celular el cual todavía no tiene ni un solo mensaje por parte de Fiona...

Coop: (molesto) Podrías preguntárselo a tu gato...

La niña simplemente camina hasta su armario y lo abre haciendo que todas las muñecas que le pertenecen caigan...

Millie: Mejor le preguntaré a papá...

Millie se va bastante molesta de la habitación de su hermano...

Al día siguiente...

Sr. Gato: ¡Meowww!

Coop: ¡Agh! ¿Qué quieres ahora?

Sr. Gato: ¿Meow?

Coop: ¿En serio?

El felino le está señalando la caja de Frisky Bits que está encima del refrigerador, el chico lo mira de forma sospechosa pero Sr. Gato simplemente se aleja y parpadea varias veces para darle confianza...

Coop: Bueno, hoy no me has molestado en todo el día, puedo hacer una excepción...

Coop se sube a una silla para buscar la comida del gato pero el refrigerador empieza a tambalearse y termina por caerse encima del chico el cual por poco y termina aplastado...

Coop: (debajo del refrigerador) ¡¿Otra vez?!

Burt: (se asusta) ¿¡Coop!?

Coop: ¡Este gato roñoso-

Burt: No quiero oírlo, Coop. Ayúdame aquí...

Coop: Okay, okay... 1... 2... 3...

Burt: ¡Hnnng! (se retuerce) ¡Ay! ¡Mi espalda!

El adulto se recupera y ambos empujan con fuerza hasta que Millie llega y los ayuda con algo de facilidad...

Burt: Fiu, gracias dulzura

Millie: No hay de qué papi... Vamos Señor Gato...

La niña toma a su mascota y comienza a irse, tanto Coop como el gato se miran de forma desafiante mientras se alejan...

Burt: Coop, yo...

El adulto suspira como si ya se hubiese quedado sin nada más que decir y termina yéndose algo decepcionado, dejando algo confundido y pensativo a su hijo...

Al día siguiente...

Coop está caminando con Dennis, tomaron un pequeño desvío al salir de la escuela y ahora están pasando el rato hablando de sus cosas mundanas, Dennis es el que está conversando mayormente mientras Coop se mantiene algo callado, apagado incluso...

Dennis: Así que por eso mi papá casi sale volando por la ventana... ¿Qué hay de ti, Coop? (al no recibir respuesta) ¿Coop? Has estado callado, ¿Está todo bien?

Coop: Uhhh... No lo sé... Siento que las cosas han estado volviendo a como eran antes...

Dennis: ¿Antes?

Coop: De que desapareciera...

Dennis: Oh...

Coop: Sí... Tenía que pasar tarde o temprano... Oye, ¿Has sabido algo de Fiona últimamente?

Dennis: No, pensé que estaba muy ocupada hablando contigo

Coop: No realmente... Para colmo no he hablado con ella durante estas dos semanas, le he enviado mensajes pero parecen no llegarles...

Dennis: Bueno, Fiona no es alguien que simplemente desaparece, ¿Quizás tenga una buena razón?

Coop: Ni siquiera llegué a despedirme, vinieron a buscarla temprano así que cuando salí ya se había ido...

Dennis: Por esas cosas te digo que deberías levantarte temprano como yo

Coop: Lo haría si no tuviera que estar horas extra haciéndole guardia a la puerta de mi propio cuarto, Dennis...

Dennis: Okay, discúlpame

Coop: ¿Qué crees que pasó? Estoy algo preocupado...

Dennis: De más está decir que no está molesta contigo, quizás se rompió su teléfono

Coop: Lo sé, Dennis, es solo que... No me ha estado yendo bien en estas semanas... Y disfruto hablar con Fiona, ya que no siempre puedo verla...

Dennis: Puedes hablar conmigo...

Coop: Emmm...

Dennis: Solo bromeo, sé que la historia con Fiona siempre es distinta... Solo tienes que estar tranquilo y ser paciente, no molestarte por ello...

Coop: No estoy molesto, es solo esta cosa que uno a veces siente de no saber... ¿Sabes? Incluso si es algo tonto, siempre es algo que está allí...

Dennis: No hay nada tonto sobre la forma en la que uno puede sentirse, pero no te preocupes, tarde o temprano Fiona te llamará y nos estaremos riendo de todo esto

Coop: Eso espero...

Ambos se despiden y Coop comienza a ir a su casa pensando en cómo las cosas han estado volviendo al status quo antes de su viaje a Gatunus, y para colmo la situación de que Fiona no le hable también le preocupa, es una incertidumbre que lo carcome ya que estaba acostumbrado a hablar con ella casi todos los días, cosas de la adolescencia...

El joven entra y se encuentra con una escena horrible... Toda la casa está hecha pedazos, y no hay nadie...

Coop: (empieza a caminar por la casa) ¿Pero qué...

En ese momento se escucha a Burt dando un grito de horror haciendo que su hijo se dé vuelta...

Coop: ¿Papá?

Burt acaba de llegar a la casa con Millie quien sostiene al felino monstruoso...

Burt: Coop... ¿Tú hiciste esto?

Coop: ¿Qué? ¡Si acabo de llegar! ¡Seguro fue el gato de Millie!

Millie: ¡Estuve afuera todo el día con Señor Gato!

Coop: ¡Y yo recién vuelvo de la escuela!

Burt: (frustrado) ¿Entonces por qué tu primer instinto es siempre culpar al gato?

Coop: ¡Porque él me odia y me hace maldades siempre que puede! ¡Es malvado!

Sr. Gato: (le saca la lengua) Pfffttt

Coop: ¡Agh! ¡¿Lo ves?!

Millie: Nomás se estaba lamiendo

Coop: ¡Ajá! ¡Sí, claro! ¡Siempre es eso! ¿No?

Burt: ¡Se acabó! Yo... (suspira) Realmente no quería hacer esto, Coop... Pero luego de todo lo que ha pasado... Hijo, llamé a terapia para que te vengan a buscar...

Coop: ¿Q-Qué? ¿T-Terapia? ¡¿Por algo que ni siquiera hice?!

Burt: No es por esto, Coop...

Coop: ¡¿Es en serio?!

Burt: Lo siento, campeón... Quería decírtelo de forma más calmada... Traté de no pensarlo por mucho tiempo pero todo ha seguido igual y-

Coop: ¡¿Acaso creen que estoy loco?! (señala a Sr. Gato) ¡Él es el que siempre ha arruinado todo desde que llegó! ¡¿Acaso crees que tenía todos estos problemas antes de que él llegara?!

Millie: ¡Señor Gato no hizo nada!

Coop: Ohhh cierto, ¡¿Qué podría hacer la inocente rata morada de mi hermana?!

Burt: ¡Paren un poco los dos! Coop, realmente estoy preocupado... Más allá de las peleas con Señor Gato, desapareciste por dos días al principio del año, luego dos semanas... Y para colmo el libro que estaba en tu cuarto...

Coop: ¿El libro? ¿El libro que escribí?

El padre del chico tarda un momento en responder esta pregunta...

Burt: Sí...

Coop: ¡Cuando me diste ese libro dijiste que era algo personal para mí solo! ¡Si hubiera sabido que ibas a husmearlo jamás lo hubiera tomado!

Burt: ¡¿Husmearlo?! Necesitaba saber qué era lo que estaba pasando contigo luego de que desaparecieras por dos semanas. ¡Estuve muy preocupado!

Coop: Si estabas tan preocupado... ¡¿Por qué sigue aquí el gato?!

Burt: Porque es solo un gato. Sé que puede ser malhumorado, a veces sucio y molesto, pero es solo un gato. El problema es que siempre lo señalas como un alienígena, y ya tienes 12... No podremos seguir con lo mismo cuando tengas 13...

Coop: Nunca vas a creerme, ¿Verdad?

Burt: No, Coop... Pero quiero ayudarte...

Coop entiende a lo que su padre se refiere, viéndolo desde la perspectiva del señor B las cosas que dice tienen sentido, pero está cada vez más enfadado por ver a Sr. Gato que se le está burlando en la cara ya que sabe que solo él puede verlo. Esto lo carcome hasta que en un momento ya ni escucha a su padre...

Coop: No fui yo...

Burt: ¿Qué?

El felino le da una sonrisa diabólica haciendo que el chico arda en cólera...

Coop: ¡NO FUI YO!

Sr. Gato baja del regazo de su dueña para escaparse, Coop sale de la casa de un portazo persiguiéndolo...

Millie: ¡¿Papi?!

Burt: ¡Coop!

Dennis sale desde la puerta de su casa y ve la escena por lo que, preocupado también por su mejor amigo, corre...

A lo lejos...

El joven Burtonberger alcanza al felino diabólico luego de unas manzanas, cerca de la casa de Lorne y Harley, y ambos comienzan a pelear. Sr. Gato le hace dos cortes pero el chico le agarra los brazos, se los cruza para darle un fuerte cabezazo a lo cual el gato responde haciéndose para atrás con un giro el cual termina dándole una patada en la nariz... Pero en el aire el chico lo agarra de la cola y lo estrella contra el suelo, lo levanta y repite el golpe.

Sr. Gato: ¡Ruargh!

El gato alienígena pone ojos rojos y le enreda una pierna al joven para hacerlo caer, ambos pelean y se patean en el piso dando muchas vueltas hasta que terminan rompiendo la puerta de la casa de los hermanos de la destrucción...

Lorne, Harley y su madre Wanda están viendo la tele pero estos dos entran, y el felino patea a Coop haciendo que golpee la televisión rompiéndola...

Wanda: ¡Oigan!

La gallina mascota de la familia, Cacciatore, se exalta y empieza a correr por todo el lugar pero Coop y Sr. Gato no prestan atención y siguen despedazando la casa mientras se dan golpes. El chico estrella al gato contra una pared pero el animal se agarra de esta con sus garras rompiéndola y dándole una patada...

La pelea sigue escalando mostrando cómo estos se estrellan el uno al otro contra muebles, electrodomésticos, otras paredes de la casa y finalmente una ventana por la cual salen pasando su forcejeo a la calle.

Coop: ¡Hnnng! ¡Fenómeno!

Sr. Gato: ¡Meowwww!

En ese momento, mientras los vecinos de las casas aledañas salen, llegan Burt, Millie y Dennis...

Millie: ¡Coop!

Burt: ¡Coop! ¡Ya basta!

Ambos siguen enceguecidos...

Dennis: ¡Coooop!

Tanto Dennis, Millie y Burt se meten y separan a estos dos quienes están muy enardecidos como para preocuparse por lo que pasa a su alrededor...

Están así un momento hasta que Coop sí nota lo que está pasando a su alrededor... Varias personas, vecinos, se asoman para ver al chico, Lorne, Harley y Wanda están viendo con preocupación su casa y la última se ve muy molesta con Coop...

Wanda: Primero se pelea con nuestros hijos en la escuela, y ahora destruye mi casa... Espero que ese camión de terapia llegue hoy, Burtonberger.

Lorne: Tranquila, mamá...

Harley: Arreglaremos esto pronto...

Coop: (todo lastimado y agitado) ¿Realmente vas a enviarme a terapia... Por algo que ni siquiera fue mi culpa?

Burt: No es por esto, Coop... Es por todo...

El chico mira a su alrededor pero, en verguenza de cómo todos lo miran como si fuese un fenómeno, prefiere mirar al suelo... Dennis se acerca y lo consuela poniendo sus manos sobre sus hombros para sostenerlo...

Más tarde...

Coop ya está afuera de la puerta de su casa, con sus cosas encima, y con su padre que está allí para despedirlo...

Coop: Entonces esto está pasando, ¿Verdad?

Burt: Me temo que sí, Coop...

Coop: Okay, (agarra su mochila y se da media vuelta) les deseo suerte cuando venga el ejército gatuno...

El chico se va muy molesto sin siquiera despedirse de su familia...

Burt: Cuídate, hijo...

Coop se sube a la camioneta, con algo de pena pero sobre todo enojo y frustración, el no poder creer que finalmente le esté pasando esto...