—DIALOGOS

—"PENSAMIENTOS" —

LOS PERSONAJES NO ME PERTENECEN SIN EMBARGO LA ADAPTACION ES MIA Y NO PERMITO SU USO SIN MI PREVIA AUTORIZACION

Capitulo 50

Lo que nos queda.

ADVERTENCIA : VAN A LLORAR

Con la muerte de Shigaraki y de All for one todo habia acabado.

Algunos villanos habían renunciado a cumplir sus objetivos, entregándose a la policía con el fin de conseguir una condena más baja. Otros; como Destro pelearon hasta el final de sus días y otros como Compress y Spinner habían desaparecido sin dejar un rastro que seguir.

Dabi y Toga estaban encarcelados, a la espera de su sentencia y de su recuperación. Sakura habia intervenido por ellos. Lo que a ellos dos les paso no era lo mismo que a los demás villanos, ellos fueron victimas de las circunstancias y de otras personas, acorralados por la sociedad para convertirse en eso.

Y eso no era su culpa, si la ley les iba a caer encima, se aseguraría de que fuera de la forma correcta.

Por ellos y… por Twice. La promesa que le hizo era algo que se aseguraría de cumplir hasta el final

El fin de esta guerra parecía estar llegando su fin y la ciudad ahora estaba en proceso de reconstrucción. Tsunade se la pasaba horas y horas con la asociación de héroes esquivando a la prensa, el mundo Shinobi era de lo único que se hablaba en estos días. Y no era para menos, organismos internacionales eran quienes estaban lidiando con este tema y que decisiones se tomarían a partir de ahora.

Cuando All for One desapareció de la faz de esta tierra Sakura creyó que ya todo habia terminado y que lo único que quedaría seria reconstruir, pero estaba equivocada.

La guerra siempre deja secuelas y perdidas. Sobre todo la ultima palabra.

Sakura finalmente limpio las lagrimas que habían resbalado por sus mejillas en el camino. Al ver que ya habia llegado a su destino. La habitación de Hawks la cual abrió de golpe.

Hawks… — susurro la pelirosa a medida que sus ojos se llenaban de lagrimas. Ver al rubio en ese estado le destrozaba el alma. Sus majestuosas alas rojas habían terminado completamente calcinadas, decenas de cables conectados a maquinas salían por todo su cuerpo —Hawks— murmuro una vez mas antes de acercarse a la cama donde se encontraba postrado

Sakura…— susurro mientras que sus orbes amarillos casi marchitos de vida se posaban en ella y una sonrisa suave se dibujaba en su marchito rostro —estas bien—

Pronto las lagrimas comenzaron a bajar por la porcelana piel de ella —ya veras… que saldremos de esta y esto solo quedara como una anécdota

Tsunade solo la miro antes de desviar la vista al suelo, ella podía comprender a la perfección el dolor que ahora pasaba su alumna al vivir la misma situación que ella con Dan

Recovery — murmuro la rubia al ver a su vieja amiga —¿podrías hacerte cargo por un par de minutos? —

La pequeña anciana a su lado asintió entendiendo que la rubia tenia que hablar con Sakura

Acompáñame a afuera Sakura — hablo antes de colocar su mano en su hombro dándole un ligero apretón. Lo que tenia que decir no seria algo fácil de hacerlo, quería a Sakura como una hija y lo que menos quería era causarle dolor de cualquier tipo.

Sakura simplemente asintió y ambas mujeres salieron de la habitación. Recovery solo observo con pena a Sakura antes de regresar su vista a Hawks. Era una pena que una niña como ella tuviera que pasar por estas cosas.

Shishou…— susurro una vez que se vieron fuera de la habitación, limpiando todo rastro de lagrimas con su antebrazo — ¿Cuál es el estado de Hawks? —

La rubia solo suavizo su mirada —No te voy a mentir Sakura el esta grave, sus órganos han sufridos heridas irreparables —

comprendo— hablo con la voz quebrada —¿Qué es lo siguiente que haremos?, ¿trasplante de órganos?, podríamos ocupar las células del primero y hacer lo mismo que hice con All Might, crear nuevos órganos — sugirió

—¿Cuánto tiempo te llevaste en eso Sakura? — cuestiono la rubia sin atreverse a mirarla

Tres meses, pero podemos lograrlo en dos meses, ¡se que se puede! —

Tsunade solo desvió la vista. Era por eso que los doctores nunca debían de atender a personas apreciadas por ellos, los sentimientos siempre nublaban el juicio

¿Y en esos dos meses? — cuestiono —¿de que forma lo mantendrías vivo? — quería que Sakura se diera cuenta por si misma de lo ingenua que estaba siendo si pensaba que lo lograrían.

7— negó con la cabeza en respuesta para ella misma —solo necesito dormir 6 horas, Ino podría suplirme en lo que yo descanso y en el resto del día yo podría estar con el. Hare las píldoras de soldado y aplicare el ninjutsu medico todo el día

Los ojos avellana le miraron con compasión —Sakura— susurro —tu sabes que eso no es posible— agrego posando sus ojos en ella —la medicina no puede salvar todo

La mirada de Sakura de inmediato se afligió al escuchar eso —tiene…— menciono en un hilo de voz —tiene que ser posible Shishou, yo se que se puede, ¡es usted quien no quiere hacerlo! —

Un sonido sonoro se escuchó en el pasillo. La palma de la mano de Tsunade se estrello contra la mejilla de Sakura enrojeciéndola por completo —¡Eres un ninja medico Sakura!, tus sentimientos están rebasando tu juicio — regaño con lagrimas en los ojos —¡tienes que reaccionar y despedirte ahora que puedes!—

Sakura solo llevo su mano a la mejilla que habia sido golpeada con la rubia. Esas palabras le dolieron hasta lo mas fondo de su alma. Pero el dolor físico simplemente no se hizo presente.

Shishou— susurro Sakura antes de que sus orbes jades se llenaran de lagrimas. —pero, Hawks— susurro antes de estallar en llanto. No estaba lista para perder a Hawks, no podía irse… no podía dejarla.

Tsunade solo la miro con compasión antes de abrazarla —Lo siento Sakura, tu sabes lo que pasara—

Al mencionar esas palabras el cuerpo de la pelirosa comenzó a temblar mucho mas. No estaba lista y no quería dejar ir aun a Hawks

Frente— susurro Ino corriendo hacia ella. Se encontraba de turno y al escuchar los gritos de Tsunade decidió ver que era lo que pasaba

Ino— hablo esta vez Tsunade sin dejar de abrazar a Sakura —que la gente mas cercana a Hawks venga, encárgate de eso por favor —

La rubia asintió aun mirando a su amiga —Sakura…

Ino— volvió a replicar la rubia —no tenemos mucho tiempo encárgate de eso ahora— ordeno con dureza

La Yamanaka asintió, pasando la palma de su mano por el brazo desnudo de Sakura, aunque aun no habían podido hablar quería que supiera que ahí estaba para ella. Muchas veces en el pasado pelearon pero ella nunca dejo de considerarla su amiga —enseguida vuelvo Tsunade-sama— dijo antes de desaparecer por los pasillos.

Sakura, se lo mucho que te duele esto, yo ya vivi esta situación, pero trata de relajarte por el. El es consciente de lo que esta pasando y se que lo menos querría es verte llorar a ti —

Sakura entonces la miro escuchando todo lo que su maestra le estaba diciendo

No llores, evítalo hasta que lo inevitable suceda, y da gracias que puedes decirle lo que sientes y despedirte, no muchas veces puedes hacerlo —susurro recordando que ella jamás pudo despedirse ni de su hermano, ni de su maestro. Ni de Jiraiya.

Yo… no puedo— admitió antes de desviar la mirada al suelo mientras las lágrimas resbalaban por la punta de su nariz hasta impactar con el azulejo — que esto haya pasado es mi culpa Tsunade, yo debí, yo debí dejar los sentimientos de lado y…

Shh— susurro la rubia —el hubiera no existe Sakura—

Shishou…— soltó en un alarido

disfruta el tiempo que te queda con el y no te guardes nada para ti, solo exprésalo—

Sakura solo se abrazó con fuerza a Tsunade mientras su llanto se quedaba atrapado en el pecho de la rubia. Deseaba con todo su corazón que esto solo fuera un sueño y que despertara en cualquier momento, lo desea y anhelada. Perder a Hawks era una carga con la que ella no podría.

saca todo Sakura— susurro la rubia mientras acariciaba esos mechones rosados y sus propios ojos se llenaban de lagrimas. No conocía al muchacho, pero si habia visto lo que el sentia por su alumna, aunque no estaba muy segura de los sentimientos de su alumna. Las cosas eran confusas.

Pero ella entregaría y daría todo para que Sakura no sufriera. La Haruno se habia convertido como en una segunda hija para ella. Y le gustaría que ella no hubiera tenido que pasar por estas situaciones.

.

.

.

Recovery— murmuro Tsunade mientras que todos entraban a la habitación —dales un tiempo a solas, por favor —

La pequeña anciana miro con pena al chico. Al parecer la muerte se habia enamorado de los jóvenes.

Sakura se acerco a Hawks sentándose en el diminuto espacio que habia entre el cuerpo del rubio y el borde de la cama mientras comenzaba a aplicar chakra en una cantidad bastante generosa antes de recostarse a su lado, colocando su cabeza junto a la de el. Solo observando en silencio al rubio. Mordiendo con mucha fuerza su labio inferior para evitar llorar.

Hawks sonrió antes de ladear ligeramente su rostro para seguir observándole —siempre soñé con que durmieras en mi cama — bromeo.

Idiota— mascullo entre dientes la pelirosa mientras intentaba reprimir el llanto que comenzaba a amenazar con salir.

No llores— murmuro una vez mas el rubio al sentir como su hombro cogía —no tengo miedo a morir.

Discúlpame— murmuro entre el llanto —yo no debí dejar que esto pasara —

Tu.. tu no eres la culpable… yo fui quien decidió esto

pero si yo..

Shh… no hablemos mas de eso —

Hawks — contesto mordiendo la parte interna de su labio antes de asentir. Por mucho que quisiera llorar y solo dedicarse a abrazarlo y decirle lo importante que era en su vida, no era la única que quería despedirse de el.

Las personas mas cercanas a el se encontraban en esa habitación. Endeavor quien habia sido su héroe y ejemplo a seguir desde pequeño, Tokoyami, Mirko y Kouga

Incluso Sasuke estaba en la habitación

Ah pajarraco— se quejo Mirko con los ojos acuosos pasándose su antebrazo por su rostro para evitar que Hawks observara como esos ojos rojos se llenaban de lagrimas. Mirko habia perdido su pierna izquierda y ahora se encontraba en una silla de ruedas. —siempre creí que yo seria la primera— menciono entre una risa seca refiriéndose a la muerte

Hawks solo rio ladeando su rostro para poder verla. —pues vaya que estuviste cerca— agrego sin desvanecer la sonrisa de su rostro

Mirko también rio y pronto esa risa se fue deformando en un llanto. Poco le importo ya que la vieran llorar. Cuando te conviertes en un héroe nadie te prepara para esto, para perder a la gente que amas, a tus compañeros en batalla.

Hawks solo le sonrió a la mujer que tenia frente a el. Mirko siempre se mostraba como una mujer segura y orgullosa de si misma. Siempre fuerte y verla de esta forma era una sorpresa para el, incluso en algún punto llego a pensar que ella era una especie de robot y no tenia emociones. Le dolía que las mostrara justo ahora en esta faceta tan dolorosa. —lo siento, siempre dijimos que llegaríamos a viejos juntos —

Mirko solo sonrió limpiando las lagrimas que habían resbalado por sus mejillas —para que siguiera pateándote el trasero como siempre— añadió victoriosa.

Hawks y ella se miraron antes de sonreírse. Las palabras ahora quedaban cortas. Ambos sabían lo importantes que eran en la vida del otro y el hueco que dejaría la ausencia del otro.

extráñame mucho— añadió el rubio —y deja de ser tan marimacha y asustar a todos los hombres que quieren acercarte a ti. Ya no voy a estar y no quiero que pases el resto de tu vida sola— respondió y Mirko solo asintió mientras se desmoronaba en llanto.

Kouga dio un paso hacia adelante. No podía creer el como habían resultado las cosas. En lugar de pasar tanto tiempo detrás de mujeres debió haber pasado mas tiempo con el rubio. Ahora que sabia que ya no podría hacerlo mas era cuando se arrepentía.

Los ojos amarillos se encontraron con los azul celeste de el. No habia mucho que decir o mucho que agregar. El azabache sabia a la perfección que a pesar de no pasar tanto tiempo juntos ni de conocerse por tanto tiempo lo consideraba un amigo.

Nos volveremos a encontrar— murmuro el rubio sonriéndole

Kouga solo rio —no por favor, una vida contigo es suficiente— bromeo y el rubio también rio sinceramente. Ambos tenían el mismo humor y era por eso que se habían llevado tan bien.

Kouga en definitiva resentiría la ausencia de Hawks mas que nadie. Aunque ahora intentara hacerse el fuerte y desinteresado.

Muchacho— Endeavor lo llamo y Hawks lo miro

Endeavor-san— agrego igual de feliz que siempre esas palabras — nuestras carreras de héroes se fueron al caño al mismo tiempo, que gran coincidencia, ¿no lo cree? — bromeo

Endeavor sabía que el estaba bromeando. Pero el no lograba verle la risa y eso era lo que mas le divertía a Hawks —aunque su calvario apenas va comenzando y el mío afortunadamente esta llegando a su fin—

Sakura soltó un pequeño suspiro lleno de dolor y Hawks apretó los labios —no importa lo que diga la gente. Usted es un gran héroe — añadió y era cierto. Por el es que era quien era. Endeavor era un gran héroe pero no un gran padre. Esperaba que la gente no lo criticara de una forma tan dura. Después de todo el pelirrojo habia sacrificado su vida entera por esto. No de la forma correcta, pero el al igual que la mayoría habia perdido mucho.

Endeavor frunció sus labios hacia abajo antes de cruzarse de brazos y asentir.

Hawks sonrió. Algo muy digno de el.

Finalmente sus ojos amarillos se encontraron con los rubís de Tokoyami. En cuanto sus ojos hicieron contacto los ojos rojos del chico cuervo se llenaron de lagrimas.

No llores Tokoyami…— susurro antes de mirar el techo. La luz incandescente comenzaba a divisarse con sombras y doble. No le quedaba mucho tiempo.

Cerro los ojos intentando tranquilizarse. Ser maestro no le importaba en lo absoluto. La razón por la que habia llamado a Tokoyami era porque quería saber todo lo que habia pasado en la USJ y también por la similitud de kosei. Pero con el tiempo le cogió cariño

no es algo que yo te enseñe— añadió antes de que sus ojos amarillos, casi marchitos de vida se posaran en el.

Tokoyami solo cerro los ojos con fuerza antes de asentir

Aunque si lloras por mi, creo que podría hacer una excepción— añadió con el mismo toque humoroso que siempre solía tener —después de todo no tiene nada de malo— Tokoyami asintió y aun con los ojos cerrados las lágrimas comenzaron a descender por sus mejillas hasta impactar con el azulejo del suelo. —te convertirás en un héroe grandioso, tienes la fuerza para hacerlo y la bondad para llegar lejos, no olvides lo que eres Tokoyami y la razón por la que actúas. Y… como favor personal… ya sabes que hacer—

Tokoyami asintió y Hawks también mientras sus ojos amarillos comenzaban a picar por las lágrimas que comenzaban a acumularse en sus ojos.

Y finalmente su mirada amarillenta se encontró con la mirada seria de Sasuke.

Sasuke solo lo miro en silencio al igual que Hawks

El rubio sonrió. Sasuke no era de muchas palabras pero sabia que entre ellos habia respeto y una especie de relación amistosa

Cuídala por mi—

El Uchiha solo asintió en silencio antes de abandonar la habitación. El resto también comprendió que también tenia que abandonar la habitación. Todos los presentes sabían lo que el rubio sentía respecto a la pelirosa. Y también tenían claro que quería disfrutar sus últimos momentos con ella, solos.

Vamos Mirko— murmuro Koga antes de coger su silla de ruedas y empezar a empujarla. Endeavor también cogió a Tokoyami del hombro para ayudarlo a salir de la habitación. Su estado no le permitía salir por su cuenta.

Finalmente la habitación se quedó vacía, dejando a Sakura y Hawks solos

Sakura se recostó nuevamente a su lado. Poniendo su brazo izquierdo en su cabecera en una especie de abrazo mientras que con el derecho seguía aplicando chakra. Su cabeza quedo ligeramente inclinada en el hombro del rubio

Hawks solo se recargo en el pecho de ella disfrutando sus últimos a su lado

la ultima vez que estuvimos juntos solos en un hospital fue cuando ocurrió lo de Hosu — Hawks comenzó a hablar

No deberías gastar fuerzas… — susurro por lo bajo la pelirosa mientras las lágrimas comenzaban a a galoparse en sus ojos y su garganta comenzaba a cerrarse por las ganas de llorar. No estaba lista para la despedida, aun no

Recuerdo que estabas enojada porque te mandaría a casa y tu no querías e incluso pensaste en salir por la ventana, te volteaste y vi tu trasero — murmuro mientras una sonrisa se formaba en sus labios —el trasero mas bonito que e visto en mi vida—

Sakura rio al igual que el mientras que las lágrimas comenzaban a descender por las mejillas de ambos

Siempre creí que en las películas de romance exageraban las cosas. Que ira imposible conocer a alguien que te removiera todo con solo verla, que pudieras sentir cosas tan fuertes por alguien que llevabas tan pocos días de conocer era imposible, hasta que te conocí… — dijo mientras sus orbes amarillos se posaban en los jades de ella —cuando te conocí me di cuenta de que en realidad las habían minimizado, después de conocerte a ti supe que jamás volvería a ser el mismo

Hawks…

Te amo Sakura Haruno— declaro con firmeza provocando que las lagrimas de Sakura aumentaran —pero se que no eres mía… jamás hubiera pasado — murmuro con una sonrisa triste —pero… aunque solo sea por los minutos que me queden… ¿puedes fingir que soy yo a quien elegirías? — intento que sonara como una broma para intentar aligerar el ambiente.

Pero esa pelea la tuvo perdida desde el día uno. El corazón de Sakura era de Bakugo y… tenia el presentimiento de que eso no cambiaria nunca.

Sakura solo asintió mientras que sus lágrimas comenzaban a caer en la piel del rubio. Tomo el rostro de el entre sus manos pegando su frente a la de el cerrando los ojos. Con fuerza.

te quiero tanto Keigo…— murmuro con un nudo en la garganta —eres un hombre bueno y maravilloso y… agradezco tanto a la vida porque permitió que nuestros caminos se cruzaran. Incluso si no permitió que terminaran juntos

El rubio sonrió antes de llevar su mano a la mejilla de Sakura y comenzar a acariciarla —¿aquí es cuando me besas? — bromeo

Sakura también sonrió —tonto…— agrego antes de separarse ligeramente de el y retirar su mascara de oxigeno —pero si…— añadió.

La distancia entre sus rostros termino por extinguirse y finalmente sus labios comenzaron a acariciarse en un lento y tortuoso movimiento. Hawks cerró los ojos antes de mantener su agarre en el rostro de ella, queriendo atesorar este momento para siempre.

Permitiéndose imaginar que ella lo besaba porque sentía lo mismo que el.

te amo…— murmuro Hawks apenas separándose de sus labios antes de volver a buscarlos. Finalmente el beso se rompió y Sakura permitió que las lagrimas salieran a libertad empapando el rostro de Hawks con ellas

El rubio solo sonrió nostálgico, llevando la mano que anteriormente estaba en su mejilla hasta su cabello para acariciarlo.

Se que si volviera a renacer me enamoraría de ti una y otra vez…— agrego antes de soltar un ultimo suspiro. Era extraño, pero podía sentir como la vida comenzaba a escaparse. Le hubiera gustado vivir mas, sin limitaciones y solo ser el, pero le habia gustado como habían terminado las cosas, si pudiera regresar al pasado estaba seguro que haría lo mismo una y otra vez —solo… aprende a ver por ti y recuerda…

Sakura levanto la vista al ya no escuchar la voz del rubio y que su agarre también cayera

¿Hawks? — cuestiono la pelirosa mientras sus ojos se abrían. Esta vez los orbes amarillos se habían cerrado para nunca abrirse nunca mas —¡Hawks! — soltó en un grito desgarrador antes de aferrarse por ultima vez al cuerpo del rubio

Keigo Takami habia fallecido.

.

.

.

Tsunade— recovery limpio con su antebrazo todo rastro de lagrimas que aun quedaban existentes en su rostro —es momento, ya no podemos aplazarlo mas

Tsunade llevo su mano a su rostro antes de asentir.

Ya habia intentado de todo. Pero Sakura aun se negaba a separarse del cuerpo helado de Hawks. Parecía como si Sakura finalmente se hubiera roto. No estaba en si, ni siquiera reflejaba vida

Naruto…— murmuro la rubia. Si habia alguien que pudiera convencer a la pelirosa era el y solo el.

El rubio asintió antes de entrar a la habitación y cerrar la puerta tras de si.

Naruto observo a Sakura, abrazando a ese cuerpo como si su vida dependiera de ellos mientras que su mirada se encontraba completamente perdida. Jamás la habia visto de esa forma. Estaba completamente rota y temía que ella jamás se recuperara de eso.

Sakura— Naruto la llamo acariciándola del brazo —tienen que llevarse el cuerpo — dijo pero Sakura ni siquiera se inmuto. Es mas, parecía que no lo habia escuchado ni que habia reparado en su presencia

Sakura— volvió a llamarla mas alto jalándola ligeramente de su brazo y fue entonces que esos pozos jades carentes de vida lo vieron —tienes que despedirte— y apenas menciono esas palabras Sakura frunció sus labios antes de que las lagrimas comenzaran a resbalar por sus mejillas

Habia perdido la noción del tiempo. Observo el cuerpo de Hawks completamente pálido y… ella ya no pudo mas. El llanto comenzó a hacerse presente

Sasuke quien se encontraba afuera de la habitación frunció sus labios. No habia dicho nada cuando Naruto entro porque el rubio siempre parecía tener las palabras correctas para darle animo a la gente pero no esta vez. Ni el mismo sabia como reaccionar con ella

Apretó su puño antes de entrar a la habitación.

Quítate— gruño Sasuke antes de quitar a Naruto y abrazar a Sakura alejándola de Hawks. La pelirosa comenzó a patalear intentando zafarse de su agarre. Pero el Uchiha se mantuvo firme y no la soltó

Yo…

¡Debes dejarlo ir!, ¡Hawks murió Sakura!, ¡el murió! — grito Sasuke sin tacto y lo lamentaba, lo lamentaba mucho pero no quería seguir alargando esto. Sakura tenia que comprender que el rubio ya no estaba y lo que estaba en esa cama no era mas que un cuerpo sin vida.

Muerto…

Sakura abrió los ojos y observo como las enfermeras entraban y comenzaban a desconectar todo para después taparlo con una sabana blanco

Hawks estaba muerto.

Las lagrimas comenzaron a Salir a voluntad y cerro los ojos en un intento en balde de disipar el dolor y se abrazo a Sasuke como si su vida dependiera de eso.

El Uchiha solo hizo una mueca con los labios. Sujetándola con la misma fuerza y saliendo de ese lugar. Llevándola con el a otra habitación.

Estos días… corrección. Estos meses no debieron de haber sido sencillos para ella. No solo hablaba del desgaste físico que inminentemente habia sido sufrido. Pues el rombo en su frente habia desaparecido.

No, el hablaba de lo que Sakura sentía, de sus emociones, sus sentimientos. Ya habia sido… suficiente.

Entro a una de las pocas habitaciones limpias y vacías que habían. Y recostó a Sakura sobre la cama.

Observo como la pelirosa lo soltaba y se hacia bola en la cama. Sasuke solo se sentó a su lado en silencio observándola aunque a ella no le importaba que el estuviera ahí, a su lado.

Sakura solo cerro los ojos con fuerza.

Twice… Shigaraki y ahora Hawks… ¿Qué caso habia tenido esta guerra?, ¿si quiera podia decirse que hubo un ganador? Ambos lados perdieron gente. Vidas humanas que no podrían ser compensadas ni reemplazadas

"Crearemos una sociedad donde todos sean aceptados" las palabras de Twice vinieron a ella como un recuerdo tortuoso. Su corazón se estrujo y se abrazó más a sí misma. Qué bonito se escuchaba. Pero… no era mas que eso, palabras bonitas y un sueño lejano.

Sasuke solo hizo una mueca con los labios quedándose ahí con Sakura. Solo ellos dos.

.

.

.

Naruto— murmuro la Yamanaka al ver que el rubio se encontraba recargado en una de las paredes del hospital completamente solo —¿Qué haces? —

Sakura y Sasuke están en la habitación— musito mientras sus zafiros la veían por breves segundos antes de regresar su vista al suelo

Ino solo suspiro antes de que su mirada se entristeciera. —esto parece de locos, ¿no lo crees? —

Naruto cubrió su rostro con ambas manos antes de asentir —yo debí haber venido con ella— añadió lleno de frustración.

¿Para que? —

para evitar que ella tuviera que pasar por esto sola. Si yo hubiera estado con ella… ella ahora no estaría así— soltó en un suspiro antes de tallar el puente de su nariz

Tal vez… o quizás ninguno de los estaría bien— dijo con sinceridad la Yamanaka antes de cruzarse de brazos y recargarse en la pared a un lado del rubio —Sakura es una mujer fuerte Naruto, no siempre puedes irle resolviendo la vida ni las misiones— afirmo la rubia. —es una mujer capaz… mira lleva un año alejada y… no corrió hacia a nosotros como si nos necesitara —añadió algo nostálgica —mira todo lo que logro ella sola… es normal que este así, Sakura siempre ha sido una mujer de sentimientos puros, que no puede evitar involucrarse con las personas y resentir sus sentimientos. Perdió a gente que ella quería— añadió y el Uzumaki asintió de forma silenciosa.

Tsunade apareció en el inicio del pasillo e Ino regreso a su pose erguida —tsunade-sama— dijo la rubia antes de hacer una pequeña reverencia

Tsunade solo froto su cabeza con su mano. Llevaba conferencia tras conferencia y estaba harta —dejémonos de formalismos por ahora. No son necesarios—

Naruto frunció sus labios —¿Qué ha pasado? —

Bueno.. hay opiniones divididas con respecto al asunto de Hawks y ese video que se filtro— dijo. No queriendo entrar en detalles. Hay gente que festejaba lo que le paso a Hawks alegando que vida con vida se pagaba y habia otra como su alumna que estaba hecha un mar de lagrimas. —pero en un rato será su funeral. Intentaremos que sea algo privado y por ahora… el lugar donde su cuerpo descansara… no lo tenemos claro, los cementerios municipales no son opciones— la ciudad habia caído en anarquía y no quería… que algo lamentable sucediera

¿Sakura donde esta? —

En esa habitación

La rubia asintió antes de entrar. Sin esperar ni una palabra mas por parte de los rubios o tocar esperando la aprobación de ella

Sus ojos miel se abrieron ligeramente con sorpresa al ver que el Uchiha también se encontraba en la habitación acompañándola. Estaba a un lado de la pelirosa acariciando el rostro de ella como si de un perrito lastimado se tratase

Sakura— la Senju la llamo intentando ignorar de que el Uchiha estaba demasiado cerca de ella. Pero cuando se arrodillo para poder ver el rostro de su alumna no vio mas que desolación en ella. Sus ojos miel entonces buscaron la mirada de Sasuke y el azabache solo negó con la cabeza. Tsunade apretó los dientes al igual que los puños, poniéndose de pie y saliendo de la habitación.

¿Cómo esta Sakura-chan? — pregunto Naruto desanimado. Ya no esperando mas con la incertidumbre de saber su estado

Tsunade solo frunció sus labios antes de negar. Sakura estaba completamente rota y temía que esto no fuera temporal. La muerte de Shigaraki la tenia mal, pero la muerte de Hawks fue lo que acabo con ella.

Apretó su puño fuertemente. Ya no estaba segura si su alumna algún día podría recuperarse

el funeral de Hawks comenzara en pocas horas. Ella debería ir— añadió. Era lo que el rubio hubiera querido.

Naruto entro a la habitación y observo como Sakura estaba acostada dándole la espalda a la puerta, con su cuerpo frente a la ventana completamente cerrada. La habitación estaba casi en completa oscuridad. La poca luz solar que aun alcanzaba a filtrarse por las persianas teñía la habitación de un color cobre.

Sakura-chan…— musito Naruto sentándose a su lado. Pero Sakura ni siquiera le presto atención. Sakura tenia la vista fija en la ventana, observaba que sus labios se movían como si estuviera murmurando algo pero el no alcanzaba a escuchar lo que era.

Sasuke observo con pena a Sakura. Debía estar pasándola muy mal. Pero era el funeral del pajarraco. Tenía que ir…

Se puso de pie y se alejo de Sakura. Ya sabia a quien tenia que recurrir. Incluso si lo odiaba y no soportaba tenerlo cerca era el único que podía hacer reaccionar a Sakura.

Camino por los pasillos. Mientras sus pisadas hacían eco en ellos hasta finalmente dar con la habitación de ese sujeto. Abrió la puerta, importándole poco irrumpir su privacidad

Uchiha— hablo Bakugo al verlo. Se encontraba aun en cama. Sus heridas habían sido tratadas lo suficiente para que aguantara. Pero no habían sanadas por completo. Su vientre aun dolía y en unos días tendría que someterse a cirugía

Hawks murió— dijo el azabache con dureza

Bakugo solo cerro los ojos —eso escuche— comento con dolor. Hawks estaba muy lejos de ser su persona favorita. Era molesto, ruidoso y estaba enamorado de la misma mujer que el y aun asi… aun el lo respetaba y su muerte era un acontecimiento lamentable.

Sakura no esta bien

Bakugo asintió. Era algo de esperarse. El rubio era una persona muy importante para ella.

el funeral de Hawks se llevara acabo dentro de poco. El hubiera querido que Sakura estuviera ahí— Bakugo asintió. —y también… me preocupa el estado en el que esta, temo porque jamas se recupere—

Bakugo se sorprendió ligeramente por la sinceridad y preocupación del Uchiha. No necesito escuchar mas antes de ponerse de pie. Uno de sus hombros aun estaba dislocado. Pero poco le importo se puso de pie antes de caminar a la habitación de la pelirosa

Naruto…— Sasuke lo llamo apenas abrió la puerta. El Uzumaki se encontraba ahora ocupando el lugar en el que el antes habia estado —tienes que salir

El Uzumaki solo lo miro por encima de su hombro. Sasuke habia traído al niño gritón con el. Ese que el Uchiha juraba que Sakura amaba, pero que el aun no le creía

Naruto negó con la cabeza. El no saldría, no podía dejar a Sakura en ese estado.

Fue entonces que a Katsuki poco le importo que el Uzumaki también estuviera en la habitación. entro y camino hasta sentarse del lado donde Sakura estaba viendo

Naruto solo hizo una mueca de desagrado ¿Qué hacia el aquí? Sakura ni caso le hacia.

chicle— susurro Bakugo entrando en la habitación. Y Naruto pudo ver como Sakura reaccionaba a el. Su cuerpo se tenso ligeramente y sus ojos jades lo enfocaron

¿Petardo? — cuestiono en voz baja

Sakura…— susurro antes de sentarse a su lado y acaricio con suavidad su brazo desnudo.

Fue entonces que las lagrimas comenzaron a deslizarse por las mejillas de Sakura y sento para abrazarse a el. Como si su vida dependiera totalmente de eso.

Naruto solo abrió los ojos sorprendido antes de ponerse de pie. Sakura ni siquiera habia reparado en su presencia, ni en la de el ni en la de nadie. Pero ese chico apenas la llamo con un apodo ella… ella reacciono.

Ven— murmuro Bakugo abrazándola el también. Con todo lo que habia pasado, no habia tenido tiempo para verla. Para abrazarla y decirle lo mucho que la amaba, que se habia vuelto como el aire que respiraba. Completamente indispensable y necesaria en su vida.

Katsuki…— Sakura susurro con un nudo en la garganta impregnado de dolor y Naruto se dio cuenta de que el Uchiha tenía razón, el era la única persona a la que ella reaccionaba.

Sakura… el funeral de Hawks será en una horas y tu… tu tienes que estar— añadió apretando mas ese frágil cuerpo contra el de el. Acariciando con suavidad su cabellera

Sakura en respuesta solo enterró su rostro en su pecho mientras su llanto cobraba fuerza. —no creo poder hacerlo—

esto es importante, yo estaré a tu lado en todo momento— Sakura solo miro a Bakugo y el rubio asintió —lo prometo— añadió y Sakura asintió hundiendo su rostro en el pecho del rubio

Sasuke solo observo la escena en silencio antes de darles privacidad y salir de la habitación.

Bakugo beso la parte de arriba de ese cabello rosado antes de que sus ojos se encontraran con los zafiros del Uzumaki. El ceño del rubio se frunció —trae la ropa de Sakura y mía— ordeno.

Oye…— el Uzumaki frunció su ceño al ver a ese chico no solo abrazando con demasiada confianza a su Sakura si no que ahora también estaba dándole ordenes.

Naruto…— susurro Sakura sin si quiera mirarlo —ahora no—

"¿Naruto?" Bakugo entonces lo observo mejor, piel bronceada y bigotes en las mejillas este chico era el mejor amigo de Sakura.

El Uzumaki solo le enseño la lengua a ese tonto de cabello rubio antes de salir y encontrarse con Sasuke afuera de la habitación —te dije que las cosas habían cambiado

.

.

.

El funeral había sido algo privado y en un lugar demasiado restringido. Las únicas personas que se encontraban en el fueron héroes. Todo héroe de prestigio y que se vio involucrado en la pelea estaba aquí.

No había ni un solo familiar. La madre del rubio jamás apareció. Tal vez se avergonzó por el haberle dado información tan privada a Dabi… no lo sabía.

Le hubiera gustado buscarla y poder hablar con ella. Pero la mujer había desaparecido sin dejar rastro alguno. Temiendo tal vez que Dabi regresara y esta vez no pidiera información, solo la dañara.

Sakura observo el ataúd pasándole la yema de los dedos por el. Acariciándolo.

Bakugo a su lado estrecho su mano libre, haciéndole saber que el estaba ahí para ella y desde el fondo de su corazón se lo agradecía. Si el no estuviera a su lado ella no tendría la fortaleza para resistir esto.

.

.

.

Sakura se acurruco a un lado del rubio haciéndose caber ambos en esa estrecha cama. Bakugo no debía de alejarse del hospital. Bastante habia hecho yendo al funeral

Y aunque ella quiso alejarse por el bien del rubio el no se lo permitió. El siempre estaba para ella y agradecía que fuera así.

¿no dirás nada? — pregunto en un susurro al ver que Bakugo solo acariciaba su cabello con suavidad sin decir nada mas.

Bakugo beso suavemente su frente negando con la cabeza —tengo muchas cosas que decirte, pero ahora no es el momento — susurro antes de abrazar a Sakura mas contra su cuerpo –ahora duerme, ¿si? —

Sakura asintió acomodándose en su pecho y Bakugo también la abrazo. Al fin la tenia entre sus brazos y se aseguraría de ya jamás volver a soltarla.

.

.

.

Tsunade recargo su mejilla en la palma de su mano con cansancio. Ya habían pasado un par de días y Sakura no salía de su habitación, no comía, no hablaba, no hacia nada. Seguido tenia que entrar para asegurarse de que siguiera respirando. Solo cuando estuvo con aquel joven rubio cambio su estado de animo, pero el habia entrado a cirugía y ahora estaba en recuperación.

Estaba bien por su puesto. Pero aislado para asegurarse de que no pescara una infección. Ni siquiera Sakura tenia acceso y su estado de animo empeoraba con cada día.

La muerte de Hawks habia sido un golpe muy duro para ella

Hey, hola— saludo Mirko sacándola de sus pensamientos.

Tsunade observo a la mujer en sillas de ruedas frente a ella. —hola— saludo desganada con la mejilla en su palma de la mano cansada

Algo que la morena noto —aun no, ¿eh? — cuestiono mirando en dirección a la puerta de Sakura

La rubia negó con los labios apretados

Tal vez yo pueda hablar con ella— dijo. La rubia solo hizo un movimiento con la mano y la peliblanca asintió. Cualquiera esfuerzo en este punto era valido.

Mirko entro a la habitación en completa oscuridad. Suspiro antes de comenzar a jalar las ruedas y moverse hasta ponerse a lado de la cama. Sakura estaba despierta pero tenia la mirada perdida. Como si estuviera mirando un punto indefinido. No parecía la misma mujer que habia conocido semanas atrás.

Se quedo frente a ella por un par de minutos esperando que ella dijera algo, pero ni un solo sonido fue emitido por sus labios.

Y fue… cuando se desesperó.

¡Levántate mocosa! — grito Mirko jalando las sabanas que cubrían el cuerpo de Sakura. Pero ella ni siquiera parpadeo. Su mirada siguió perdida en un punto indefinido.

Y fue con la rabia invadió por completo el cuerpo de la morena. Su sangre comenzó a calentarse y su ceño fruncido acaparo toda expresión de su rostro

¡Levántate! — grito una vez mas molesta mientras que sus ojos rojos se llenaban de lagrimas por la impotencia que sentía —¡No eres la única que lo perdió!, tu perdiste a tu maestro— dijo la peliblanca con un nudo en la garganta mientras sus orbes rojizos se iban llenando de lagrimas, no quería llorar, menos por Hawks porque justamente a el le habia prometido que jamás lo volvería hacer —¡Yo perdí a mi mejor amigo!, ¡a mi hermano!, ¡deja de ser tan puta egoísta! Que no eres la única que esta sufriendo

Abrió los ojos y entonces observo como esos ojos jades la estaban enfocando —lo se…— susurro Sakura cubriendo su rostro con la almohada —pero yo…. Yo no puedo— soltó en un quejido mientras ambas se ponían a llorar.

dios…— murmuro Mirko después de un rato pasándose su antebrazo por el rostro para limpiar todo rastro de lagrimas —si el nos viera—

diría que somos unas tontas— murmuro mientras Sakura hacia lo mismo que la peliblanca y limpiaba todo rastro de lagrimas —dios…— susurro con un nudo en la garganta

Y Mirko solo suspiro —no es tu culpa—

No puedo dejar de verlo de esa forma. Yo podía esquivar el ataque de Dabi… pero estaba tan entretenida abrazando un cadáver, mis sentimientos nublaron mi juicio y si… si no me hubiera encariñado con ellos habría podido actuar según se me entreno y Hawks… el estaría bien.. estaría aquí— soltó en un alarido

Mirko solo cogió la mano de Sakura —no somos de acero Sakura. Si lo fuéramos la vida seria mas sencilla pero seria mas aburrida, no culpes a tus sentimientos ni que te involucraste porque eso fue lo que hizo la diferencia — susurro refiriéndose a lo que Shigaraki habia hecho en sus últimos momentos de vida —somos humanos y errar es de humanos—

Sakura solo soltó un pequeño suspiro cargado de dolor —ya no se que hacer…. Cierro los ojos y no puedo evitar verlos a ellos, ¿para que fue esto?, ¿Qué se gano?, ¿Qué cambio? Decenas de vidas se perdieron, la sociedad sigue siendo la misma ¡estoy harta! — grito finalmente dejando que todo su coraje quedara expuesto.

Mirko solo acaricio la mano de Sakura y ambas se quedaron en silencio. Esta era otra de las partes sobre las que no te hablan al convertirte en héroe. Nadie te habla del sacrificio a ti mismo

se de algo que podemos hacer por Hawks—

Fue entonces que Sakura la observo y Mirko le sonrió confiada

.

.

.

Nos llevaran presas— dijo Sakura preparando una gran fogata. Por seguridad Hawks habia sido enterrado en un bosque. Ni siquiera tenia una lapida respetable como tal.

¡al diablo! — la rubia sonrió mientras veía a Sakura apalear la tierra. Le dio un gran trago a la botella que habia traído consigo —A Hawks no le hubiera gustado estar enterrado.

Sakura solo sonrió dándole la razón.

¿listo? —

Listo— añadió la pelirosa una vez que el ataúd estuvo a la vista

Mirko asintió y la botella que antes tenia entre sus manos fue arrojada hacia la fogata para que esta cobrara mayor intensidad.

Sakura se aseguro de poner el ataúd en su lugar y que este comenzara a quemarse.

no debiste usar todo el alcohol

Mirko solo rio —hasta crees que vendría a algo como esto sin prepararme dijo antes de sacar una botella de ron y extendérsela a Sakura

Sakura solo soltó un pequeña sonrisa

Mirko extendió la botella a señal de brindis —Salud por el pajarraco—

Salud— soltó en un susurro Sakura.

Los ojos rubís de la peliblanca la observaron por encima de su hombro —sabes que tendremos que deshacernos de las cenizas, ¿verdad? Seria algo tétrica llevarlas cargando con nosotros.

Sakura sonrió —yo se el lugar perfecto en el que a el le gustaría estar—

.

.

En la ciudad que Hawks se dedico años a proteger y en su lugar favorito, el edificio en el que el solía pasar largas horas de su día. En donde le gustaba venir cuando sentía que ya no podía mas

Sakura tomo entre sus manos un puño de cenizas. Dejándole caer… Ella habia visto el brillo en los ojos del rubio cuando hablaba de libertad.

Y ahora lo era… al fin era libre.

Adios Keigo…— susurraron ambas antes de dejar que el viento se llevara las cenizas.

.

.

.

.

¿y Sakura? — pregunto Bakugo apenas abrió los ojos

Sakura sonrió antes de acercarse a el y tomarle la mano —¿Cómo te sientes? —

Bakugo entonces la observo. Lucia…. Lucia mas tranquila de como antes la habia visto. Los dos días que estuvo bajo observación fueron como el mismo infierno. Se sentía tan cerca y a la vez tan lejos de ella.

¿Cómo estas tu? —

Sakura le sonrió llevando su mano a su vientre para examinar su incisión y todo. No habia temperatura, su incisión lucia bien, sus signos vitales estaban estables. Por primera vez en mucho tiempo se sintió bien.

Bien— susurro y sus miradas se encontraron

mientes— siseo e intento sentarse

Sakura solo mordió su labio ayudándole a que tomara asiento. —no deberías de hacer grandes esfuerzos. Aunque estés bien… es mejor que tus heridas se curen y se traten como deben

tengo a la mejor doctora a mi lado— susurro y Sakura solo desvió la vista. Bakugo entonces acaricio con suavidad su mejilla obligándole a que el mirara —tenemos que hablar—

¿Ahora? —

El rubio negó y observo la ventana a su lado. La luz solar habia desaparecido por completo. Hacia frio, el invierno recién estaba llegando a su fin y el solo quería estar a su lado —ven— dijo antes de hacerle un hueco en la cama y recostarla a su lado.

¿Cómo estas? — pregunto el rubio quitando los mechones de cabello que tenía en su rostro antes de besar su frente y acariciar con suavidad sus mejillas. Ella no habia dicho muchas palabras, apenas 5 o quizás menos y todas dirigidas solo a el.

estoy— contesto acomodando su cabeza en el hombro del rubio.

¿Por qué no me dijiste nada? Yo pude ayudarte— tal vez no era el momento pero no podía evitar sentirse herido y excluido.

Sakura solo dejo escapar el aire de sus labios —quería manejar esto yo sola… creí que yo y Hawks —apenas menciono ese nombre su voz comenzó a quebrarse —podríamos acabar con esto solos. No quería involucrar a nadie porque no quería que nadie más se viera afectado… y si te hubiera pasado algo a ti... yo no podría seguir adelante— musito mientras su mirada se encontraba con la de Bakugo.

Bakugo beso suavemente su frente — pero, ¿fue una misión?, ¿Quién te asigno meterte con la liga de villanos? —

La asociación de héroes, yo al principio no quería incluso pensé en negarme… ellos se dieron cuenta y amenazaron con…

conmigo, ¿verdad? —

Sakura mordió su labio inferior antes de asentir.

lo siento Sakura—

No, yo lo siento. Siento meterte en estos problemas una y otra vez, si no te hubiera conocido tu vida sin mi seria mas sencilla—

Katsuki solo sonrió de forma irónica —si no nos hubiéramos conocido mi vida no tendría sentido—

pero seria mas fácil—

mas aburrida— añadió . Vio las intenciones de Sakura de seguir peleando y el solo hizo lo mas inteligente que se le ocurría. Sellar sus labios con los de ella en un beso lento. —por mi el mundo se nos puede caer encima y aun asi… no hay nada que haga que me separe de ti. Te quiero para siempre a mi lado—

Sakura sintio sus ojos comenzar a picar —te deje de una forma muy fea…—

hiciste lo que creíste correcto. Pero de ahora en adelante, ¿hablémoslo quieres? —

¿de ahora en adelante? —

Yo quiero estar contigo Sakura, ¿tu quieres estar conmigo? — y aunque jamás lo admitirá en voz alta estaba nervioso y ansioso por la respuesta

Yo…— Sakura desvió la mirada mientras que silenciosas lagrimas comenzaban a resbalar por sus mejillas —solo te traigo problemas—

No me importa—

Bakugo… — Sakura lo miro y ambos se quedaron viendo por largos segundos antes de que ella asintiera y ambos se besaran. —pero…

no quiero peros y tampoco quiero hablar, si yo te amo y tu lo haces conmigo lo demás me importa una mismísima mierda — siseo seguro el rubio. Acariciando el rostro de Sakura

lo nuestro nunca será fácil—

genial, no me gusta lo fácil— dijo con una sonrisa antes de sujetar su barbilla y besarla con fuerza. Sakura le respondió de la misma forma mientras sus narices se restregaban entre ellas de forma torpe.

Sakura enredo sus manos en su espalda, abrazándolo con fuerza mientras su corazón latía de prisa. Quería llorar, estaba a casi nada de hacerlo. Pero sentía su corazón desbordar de alegría, no sabia que habia hecho bien para encontrar a alguien como Bakugo.

Si muchos no estarían de acuerdo con que el rubio era una magnifica persona, pero era gente que no lo conocía en su totalidad.

Bakugo con ella era dulce, protector y siempre, pero siempre estaba a su lado sin importar que. Y ella… ella lo amaba con cada parte de su ser, alma y cuerpo le pertenecían solo a el. Su petardo.

Quiero follarte…— murmuro el rubio sobre sus labios. Alejándose por apenas un centímetros de ellos para tomar aire —no sabes… lo mucho que te e necesitado— siseo antes de descender una de sus manos hasta su senos y hacer presión en el

Sakura ahogo un gemido —Estamos en un hospital Bakugo, compórtate—

No es la primera vez que lo haríamos aquí— dijo el con diversión antes de descender hasta su cuello y besarlo suavemente

Sakura sintió sus mejillas enrojecer —pero una enfermera podría entrar en cualquier momento, además… estas lastimado—

súbete encima— sugirió ronroneante

Bak… no. estas lastimado y no hay que ponerte en riesgo—

Bakugo solo suspiro frustrado chasqueando la lengua molesto antes de recostarse a su lado. Sakura solo rio antes de darle un beso rápido

podría ser suave y lento y mientras lo hacemos usar tu ninjutsu medico — sugirió con queriendo darse por vencido con esto

Sakura solo rio antes de negar con la cabeza –eres un pervertido Bakugo— siseo divertida

Bakugo solo le sonrió antes de comenzar a besar su cuello —¿solo yo? — pregunto sobre sus labios —¿entonces porque tu mano a comenzado a brillar? —

Sakura solo sonrió antes de llevar su mano a la boca de Bakugo haciéndolo girar para que su cuerpo quedara recargado en el colchón

-esta vez yo mando- siseo divertida y Bakugo solo sonrió -así que será rápido-

Bakugo sonrió sobre su cuello —júralo— exigió

te has vuelto todo un pervertido— dijo Sakura soltando una pequeña risa

es tu culpa— añadió antes de juntar su frente con la de ella.

.

.

.

¡Hey Bakugo! — grito Sero mientras que movía su mano de un lado a otro para que el rubio los viera y tomara asiento con ellos.

Ino estaba sentada en otra mesa alejada junto con el resto de los chicos. Incluso Sasuke estaba sentado con ellos

Naruto a su lado bufo mientras que de mala gana comía sus vegetales. Pero es que ahora que Sakura otra vez estaba cerca tenia que asegurarse que su alimentación era optima o la pelirosa jamás se lo perdonaría.

es guapo— se sincero Ino observando a ese chico rubio del que Sakura parecía estar perdidamente enamorada. Si tuviera que escoger entre Sasuke y el rubio la competencia estaría muy reñida. Sasuke era un cubo de hielo que apenas si podías sacarle tres palabras y este en cambio parecía nunca callarse, era altanero y muy sexy….

Mas que eso— se sincero Karin encogiéndose de hombros —lastima que esa pelo de chicle siempre tiene que quedarse con lo mejor— dijo la pelirroja arreglándose sus gafas

¿tu que no amabas a Sasuke? — pregunto Suigetsu usando su cuchara como catapulta para lanzarle puré de guisante a la pelirroja

¡Maldito Tiburón! — gruño Karin antes de propinarle una puñetazo al pelo lavanda

Bruja— arremetió el sobando su nuevo chichón —además no se que le ven a ese, parece uno de esos perros Pomerania, hasta grita como uno—

Los ojos de Naruto iban de Sasuke a Bakugo. No entendía como Sakura se habia enamorado de ese chico gritón, si el y Sasuke eran completamente distintos

¡Quítate extra! — le gruño Bakugo a Kaminari al ver que Sakura cogía su charola de alimentos

Kaminari solo suspiro antes de recoger la suya y ponerse de pie. Claro que podía ignorar a Bakugo, pero seguro que terminaría con la leche del rubio derramada en su ropa y el no quería eso, al menos no otra vez.

Sakura solo sonrio antes de sentarse en el lugar que Bakugo le habia conseguido justo a su lado susurrándole un lo siento en voz baja a Kaminari

¿y yo donde me siento? — cuestiono Kaminari

me da igual… en las piernas de Kirishima— dijo con diversión

¿¡QUEEEE!?

La frente parece tan ajena a nosotros— señalo una nostálgica Ino, recargando su mejilla sobre la palma de su mano.

Naruto asintió. Hasta parecía que las personas que Sakura no habia visto en meses eran esos chicos y no ellos. Nunca se les despegaban, si no era su fastidioso novio, era el chico de cabello bicolor, el de cabello morado, o el de cabello verde.

.

.

.

El azabache solo ladeo su rostro dejando de lado su pintura. Estaban en su descanso y el quería pintar todo lo nuevo que habia visto en este lugar.

Extrañamente el Uzumaki se le unió. Al principio se alegro porque tener un poco de compañía nunca venia mal. Pero después se estreso. Se estreso mucho pues el rubio no dejaba de tamborilear la mesa de noche que ambos compartían y no dejaba de dar vueltas en la cama. Algo le molestaba, lo sabía.

Naruto — murmuro un serio Sai a su lado en una de las habitaciones del hospital. Como se habia dicho antes aun habia uno que otro villano rezagado que quería tomar venganza. El hospital era un refugio y una zona segura porque habia constantes héroes patrullando—luces serio— murmuro esta vez el azabache —¿es por Sakura? —

Sakura

El rubio lo miro a el antes de desviar las vista

Ahí estaba la respuesta.

¿le dirás lo que sientes? — pregunto enarcando una ceja. Dejando de lado lo que estaba haciendo.

¿de que estas hablando? — pregunto el rubio haciéndose el desentendido

ya sabes… decirle que estas enamorado de ella. Parece una buena idea, podría significar un inicio o un cierre en la vida de ambos.

Un inicio… eso era lo que le gustaría. Pero estaba mas que claro que sus plegarias no serian escuchadas y seria lo contrario.

¿de que estas hablando?, yo estaba pensando en que estoy aburrido de estar aquí. ¿Qué tal si exploramos? — pregunto mostrándole su pequeño sapito rechoncho sonriéndole con una de esas sonrisas zorrunas.

Sai sonrió por lo bajo —tu dinero no sirve aquí—

El Uzumaki se dejo caer de brazos —podríamos cambiarlo en un banco—

Sai entonces soltó una carcajada

¿Qué es tan gracioso? —

Que en ningún lugar nos lo cambiaran. Te recuerdo que recién salió el mundo shinobi a la luz. Dudo que nuestra moneda logre tener una denominación. En lugar de eso nos acosaran.

Naruto solo supero frustrado —¿Qué es lo que pintas? — pregunto en un intento de cambiar el ambiente

Mira— Sai dejo de lado sus pinceles y les mostro el cuadro que recién estaba pintando. Un cuadro donde todos las personas que Sai había notado eran importantes para Sakura estaban retratadas. Por su puesto que incluido ellos.

Sakura estaba en medio y el chico rubio que parecía ser su novio estaba a su lado. Naruto lo apretó ligeramente en sus manos al notar que el estaba a dos o tres personas alejado de Sakura

creo que le ayudara a la fea, ya no esta tan triste como antes pero aun lo esta. Me gustaría hacer algo que la haga sentir mejor— repuso el azabache antes de quitárselo y ponerlo de nuevo en el caballete.

Naruto solo se quedo en silencio sentado en el borde de la cama

Sai suspiro antes de dejar de nueva cuenta los pinceles de lado —¿y ahora que pasa? —

¿Por qué pintaste a ese chico a lado de Sakura y no a mi? —

pues porque ese chico es el que hace sentir mejor a la fea. Además es su pareja, es normal que lo pinte a su lado. Siempre están juntos— Naruto solo bufo antes de cruzarse de brazos y mirar en otra dirección.

los celos también son señales de amor Naruto— repuso el azabache. Presionando una vez mas con el tema de la declaración de Naruto.

Naruto finalmente suspiro antes de dejar caer su respaldo en el colchón y extenderse de brazos —ya lo se— repuso el resignado. Sabiendo que no podría sacarle mas vueltas al asunto. —solo tengo que acostumbrarme—

¿Acostumbrarte?. ¿a que? —

A verla con el. Siempre me mentalice a que en algún futuro vería a Sakura y Sasuke juntos. Creo que incluso me metí esa idea en la cabeza pero ahora que la veo con alguien mas es raro y es…

doloroso— completo el azabache mirándolo con seriedad.

¡Agh! — se quejo antes de llevarse sus manos a su cabellera y sujetarla con frustración —no debería estar pensando si quiera en eso Sakura-chan es solo mi amiga—

repito que deberías de decirle lo que sientes, si no lo haces siempre te quedaras con la incertidumbre del que hubiera pasado y a veces el hubiera es mas doloroso que el rechazo.

Naruto enarco una ceja curioso —Usas términos muy raros Sai, te he dicho que debes dejar de ser tan rarito—

te lo pongo así Naruto. Si no lo dices a Sakura sobre tu enamoramiento ese pensamiento no dejara de perseguirte nunca. Siempre pensaras en lo que hubiera pasado si le hubieras dicho lo que sentías, en que tal vez las cosas hubieran cambiado. En cambio si le dices lo que sientes y te rechaza estarás mas tranquilo.

¿Cómo puedes estar tan tranquilo cuando alguien te rechaza? Si yo… si yo le digo a Sakura lo que siento ella seguro se pondrá triste—

eso no lo sabemos—

pero es que yo…—

en el pasado me dijiste que no podías decirle lo que sentías a Sakura porque no eras un hombre capaz de cumplir tu promesa. Pero ya lo hiciste Sasuke esta de vuelta. Permítetelo Naruto, es algo que necesitas—

Naruto mordió ligeramente su labio inferior confundido. Lo que decía Sai sonaba razonable pero el miedo que el sentía también lo era.

Y justo cuando creyó que las cosas no podían ponerse mas tensas fue cuando la puerta de la habitación se abrió.

Chicos— agrego sonriente la pelirosa entrando en la habitación —¿Qué están haciendo? ¿y porque lucen tan serios? — cuestiono enarcando su ceja curiosa y cerrando la puerta tras de si

Sai se puso de pie. Aun no lograba comprender los sentimientos del todo. Pero el equipo 7 le habia mostrado diferentes facetas de ellos. En este tiempo comprendió lo que eran las emociones y también comprendió sobre las diferentes facetas del amor

El amaba a Sakura y Naruto como sus primeros grandes amigos

Pero el también veía que los sentimientos de Naruto por Sakura iban mas allá de una amistad.

E leído mucho Naruto, dicen que cuando le sonríes mucho a alguien es porque amas a esa persona y tu siempre le estas sonriendo a Sakura

Naruto ante la sinceridad de Sai se sonrojo

Si eso es lo que sientes ¿ porque no se lo dices?

¿como podría hacerlo? si ni siquiera soy capaz de cumplir mi promesa

el recuerdo de esa escena aun seguía muy vivida en sus recuerdos. Naruto ya habia cumplido su promesa Sasuke habia regresado a casa.

Y siempre debes expresar tus sentimientos. La vida es tan efímera que no vale la pena quedarse preguntando en el hubiera.

Ah Sakura-chan, nada, nada— comenzó a negar efusivamente con las manos —Sai y yo estábamos hablando de algo, pero no es nada importante

La pelirosa enarco una ceja no muy convencida —¿y de que estaban hablando? —

De ramen— rio —no hemos probado el ramen de este lugar —

¿Eso es cierto? — pregunto curiosa mirando al azabache. Esperando una respuesta por parte de el

No— murmuro el azabache. Sai miro al rubio y el rubio casi pudo jurar que sus ojos azabaches parecían pedirle disculpas —Sakura…—

Sai no— refunfuño el rubio sujetando la muñeca de Sai con fuerza. pero al ex miembro de raíz no parecía importarle

Naruto tiene algo muy importante que decirte—

¿Ah si? — pregunto curiosa y confundida

¡NO! — repitió el Uzumaki poniéndose de pie. Si Sai no quería callarse entonces el lo callaría.

Naruto esta enamorado de ti— murmuro antes de que el rubio pudiera taparle la boca. Ya habia visto sus intenciones y tal vez no era lo correcto. Pero si algo habia aprendido de Naruto es que en estas cosas siempre necesitaba de un empujón —los dejo para que hablen— añadió zafándose del agarre del rubio para pasar de largo y Salir de la habitación.

¡espera Sai! — gruño el rubio levantando el puño listo para ir detrás de el

¿Qué? — soltó en un susurro Sakura y Naruto entonces se quedo congelando. Los ojos jades buscaron los zafiros llenos de culpa del Uzumaki —¿es eso cierto? — siguió preguntado con un nudo en la garganta.

Naruto solo apretó sus puños al igual que sus dientes. Se suponía que eso era un secreto; secreto a medias porque todo mundo parecía saberlo. Solo el y Sakura fingían que nada pasaba

Sakura solo quedo ligeramente pasmada antes de tomar asiento en el borde de la cama del azabache —¿Por qué no lo dijiste antes? —

Naruto sonrió antes de mirarla —siempre te dije que tuviéramos citas—

Si pero… pero creí que lo hacías para molestar o porque simplemente no querías pagar—

¿¡que? Que mala eres Sakura-chan, yo jamás he sido un abusivo

Sakura solo rio antes de negar con la cabeza. Pese a que esa revelación la habia tomado por sorpresa era Naruto la persona con quien hablaba. Su mejor amigo y la persona que ella quería mas que a nadie.

Tampoco puedes decir que eres un caballero…— susurro y Naruto la miro pasmado por breves segundos antes de que Sakura comenzara a reír y el Uzumaki le siguiera segundos después.

ya… — Sakura suspiro y miro a Naruto —siento no haberme dado cuenta antes—

Naruto negó con la cabeza —yo soy quien… quien siente no habértelo dicho antes—

¿Por qué no lo hiciste? —

no tenia el valor de hacerlo. siempre sentí que incumplí a mi palabra cuando fui la primera vez tras Sasuke y tu… bueno, no sentí que tuviera el derecho de hacerlo—

Sakura suspiro antes de ponerse de pie y sentarse a su lado. Cogió su mano con suavidad apretándola ligeramente —siento que hayas tenido que hacerme esa promesa. Yo jamás debí pedirte que trajeras a Sasuke de regreso… pero es que en ese momento lo amaba tanto que dolía, mi corazón agonizaba y sentí que no podría mas—

Naruto negó con la cabeza —no tienes de que disculparte Sakura-chan, yo hubiera ido tras Sasuke de cualquier forma. Lo tuyo solo fue otra motivación— agrego con una sonrisa nostálgica —y sobre lo que siento… tampoco tienes que decir nada. Solo Sai creyó impórtate que lo supieras—

Sakura llevo su mano a la mejilla de Naruto para acariciarla lentamente —eres un hombre maravilloso Naruto y… algún día encontraras a alguien que ames con intensidad y ella te corresponderá de la misma forma. Pero yo… mi corazón—

le pertenece a ese rubio gritón, ¿verdad? —

Sakura sonrió por lo bajo —Si… — soltó en un suspiro

Si bien escuchar esto le dolía. No era tan doloroso como espero que lo seria. Su corazón no se sentía a desgarrar como creyó pasaría.

Naruto sujeto suavemente su mano —me da gusto Sakura-chan, mereces ser feliz—

¿lo merezco?

El rubio asintió cual niño pequeño —siento si estos días no e sido un gran consuelo—

no te preocupes, no sabes todo lo que ha pasado y yo tampoco e cooperado mucho—

La gente que murió… ¿era muy importante para ti?

Si, si lo era— acepto en un murmuro soltando al Uzumaki —Hawks… era un hombre maravilloso, si ustedes dos se hubieran conocido mejor seguro que se hubieran llevado muy mal, los dos eran igual de molestos y sobreprotectores conmigo. Hubieran chocado mucho—

Si lo conocí... — susurro el rubio —cuando desapareciste el entro y aseguro que sabia donde estabas por eso dimos contigo—

Sakura solo se llevo una mano a su boca antes de que las lagrimas comenzaran a picarle los ojos. Hawks la cuido hasta el final y ella no pudo hacer lo mismo por el.

Naruto solo trago grueso sujetando la mano de Sakura con fuerza —Tsunade intento disuadirlo pero ese hombre se negó. No se que relación tenían ustedes dos, pero si se que para el eras muy importante—

Sakura enterró la cabeza en el pecho de Naruto y el la abrazo con consuelo —el también lo era para mi—

Lo se — susurro el Uzumaki acariciando su cabellera —eres muy importante para mucha gente. También lo eras para ese chicho… Shigaraki— el villano principal y el que pareció redimirse antes de la inminente derrota que les esperaba.

Naruto— susurro

Shhh— Naruto siguió acariciando su cabellera —llora lo que tengas que llorar Sakura-chan, yo estaré para ti—

ya no quiero hacerlo Naruto— murmuro mirándolo —e llorado tanto que me da miedo ya no poder hacerlo en algún momento, ellos dieron su vida y aun no se porque. Pero a donde quiera que voy ellos están ahí, cierro los ojos y ellos están ahí, no se si algún día podre salir adelante

¡claro que podrás! — sus palabras quedaron en su garganta al ver como Sakura tocaba su propio brazo y una herida de enrome tamaño comenzaba a avanzar

¿¡que haces!? — grito preocupado antes de quitarle la mano de encima para que no se siguiera dañando

cuando llegue aquí Recovery me dijo que el Byakugou tenia otra fase— murmuro y Naruto observo como la piel de Sakura parecía desprenderse —no es otra fase, solo usa el Byakugou a la inversa, si en su fase inicial cura cualquier herida en la segunda…

desintegra— completo Naruto con ligera sorpresa

Las lagrimas de Sakura comenzaron a caer empapando su propia ropa —¿Cómo voy a olvidarme de Shigaraki cuando veo esto? — murmuro mientras su voz de a poco se iba quebrando —¿Cómo voy a hacerlo cuando todo me recuerda a el? —

Sakura….- susurro el rubio contrariado.

no se para que fue hasta maldita guerra Naruto… cuando ocurrió la guerra ninja lo comprendí, pero esta vez, esta vez no… Shigaraki no era malo esta sociedad fue la que lo volvió así. Tu pudiste convertirte en eso, si el tercero e Iruka no hubieran aparecido en tu vida te habrías convertido en un Shigaraki— murmuro con dolor Sakura llevándose sus manos al rostro —no se si hice bien en apoyar este bando—

Sakura-chan… tranquila—

No puedo Naruto— murmuro con sinceridad Sakura

en la vida no hay blancos y negros Sakura-chan. Hay matices, hay grises, ninguno de los dos bandos tenían la razón. Pero… yo si e visto un cambio. Los héroes se están revelando, no te deprimas y lucha por tus ideales, por la memoria de los que ya no están—

Sakura solo sonrió por lo bajo antes de coger al Uzumaki y abrazarlo por el cuello —no sabes cuanto te necesitaba — susurro con sinceridad

Naruto también sonrió ocultando su rostro en el hueco del cuello de la pelirosa —yo también— acepto el rubio aspirando su aroma —yo también te necesitaba mucho Sakura-chan— dijo con sinceridad y la pelirosa le sonrió.

Naruto era como el sol en su vida. Lo necesitaba en ella, siempre.

pero ese chico griton…—

Te caerá mmmm — Sakura solo rio. Por supuesto que Bakugo y Naruto no se llevarían bien, ambos eran demasiado diferentes —aprenderán a sobre llevarse—

Naruto solo suspiro —pero, ¿lo quieres? —

Lo amo Naruto, no importa cuanto lo niegue o intente alejarme. Este sentimiento me rebasa a lo que mi cuerpo puedo resistir —

ambos son… demasiado parecidos—

Lo se… — susurro con añoranza. Siempre te dicen que los opuestos se atraen. Pero no siempre es cierto. A veces los iguales también lo hacen, la forma de expresarse es la misma y conoces tan bien a la otra persona que las palabras comienzan a sobrar y se siente como si fuera otra parte de ti. No tu media naranja, porque ellos no son mitades o al menos ella no se sentía de esa forma. Se sentía una persona completa —pero es el… y quiero que lo conozcas— añadió la pelirosa sonriente antes de cogerlo de ambas manos.

.

.

.

Tsunade tamborileo sus dedos sobre el escritorio. Debajo de esos ojos almendra habia dos pequeños círculos oscuros de color purpura. Los días habían pasado y entre mas lo pensaba mas llegaba a la conclusión de que esta sociedad tenia mucho que reconstruir. Pero también llegaba a la conclusión de que ella no quería trabajar en eso.

Estaba cansada, harta y fastidiada. Y su presencia ya no era tan necesaria como al principio, las cosas comenzaban a tomar forma.

—¿estas segura Tsuna? — pregunto All Might sentado frente a ella con Recovery a su lado

puede que aun sea muy pronto— completo la pequeña anciana.

Tsunade dejo de jugar con sus dedos y se cruzo de brazos —Mi presencia y la de mis shinobis ya no es necesaria. Y no me gustaría mantenerlos encerrados solo aquí en el hospital. Aunque la mayoría de villanos han sido capturados no me gustaría un ataque sorpresa hacia Naruto. — añadió. Las cosas no estaban en su mejor momento la gente parecía aterrorizada por el mundo shinobi además que la información de los juubis se filtro y eso lejos de ayudar empeoraba las cosas

pero…—

Nada de peros, por favor hazlos pasar— All Might asintió antes de ponerse de pie y abrir la puerta

Shikamaru comenzó a estirarse al mismo tiempo que bostezaba —déjeme adivinar, pasaremos mas días aquí encerrados— agrego con cansancio. Cada día era la misma información y nunca pensó decir esto. Pero la vida tranquila sin hacer nada comenzaba a aburrirlo.

La rubia negó con la cabeza —creo que es momento de que comencemos a planear el viaje de regreso — hablo Tsunade. Estas semanas habían sido cansadas, lo único que quería hacer era llegar a su hogar y descansar, tomar un gran descanso.

¿Y Sakura? — pregunto Naruto —¿Qué hay de ella? — siguió cuestionando impaciente. La idea de regresar a casa le agradaba pero la idea de alejarse de Sakura otra vez no lo hacia

Tsunade apoyo sus manos en el escritorio mientras que su barbilla se apoyo en las palmas de su mano —Sakura… dejare que ella tome la decisión acerca de lo quiere hacer—

¿eso significa que no vendrá? — cuestiono impaciente. Ino y aunque no lo demostrara Sai también se encontraba igual de impacientes.

Si decide irse… o decide quedarse será decisión su Naruto—

pero… ¿y la aldea? —

que Sakura se quedara en aquí es una posibilidad que Kakashi y yo ya nos planteamos desde el principio Naruto. Aunque te duela aceptarlo Sakura tiene una vida aquí, tiene amigos, gente que ella quiere, proyectos y a una pareja. Cuando la mande aquí sabia que esto podía suceder. Ella ya no es una niña que tengan que estar protegiendo, es una mujer que puede tomar sus decisiones y si ella decide que quiere quedarse aquí ustedes tendrán que aceptarlo — murmuro con dureza.

Naruto agacho la cabeza y fue cuando la puerta de la oficina se abrió

Yo quiero irme— anuncio Sakura entrando en la habitación. Desde el momento en que se habían reunido sin avisarle ya sabia de que podía ser el tema de discusión. Tampoco era un tema nuevo, ella ya se habia planteado la posibilidad. Pero ya estaba cansada. Estaba cansada de estar en este lugar y sinceramente no podía mas.

¿Qué? — pregunto Tsunade al verla

Quiero ir con ustedes, quiero regresar a Konoha — agrego con firmeza.

Yo me quiero ir con ustedes, quiero regresar a Konoha— declaro la pelirosa mirando a la quinta con seriedad.

¿sabes lo que estas diciendo?, ¿lo que implica eso? — cuestiono Tsunade mirándola con la misma dureza que ella estaba ejerciendo —dejaras a toda esta gente que conociste atrás. —

Sakura asintió. Como habia dicho, era una idea que ya se habia planteado en el pasado y su mente siempre vagaba de regreso a Konoha, quería regresar a su hogar, replantearse lo que haría de su vida a partir de ahora. Y aquí no podría hacerlo.

Tsunade bufo. Ella no se sentía cómoda con esa decisión, pero lo que Sakura quisiera lo apoyaría —pues esta bien, en tres días nos vamos, puedes abrir un portal, ¿verdad Sasuke?, mi espalda no aguantaría otro viaje en barco y menos después del que tuvimos— añadió sobando su espalda.

El Uchiha que no dejaba de ver asombrado a Sakura, simplemente se limito a asentir antes de seguir observando por el rabillo de su ojo a la pelirosa. Que Sakura quisiera irse le parecía una idea ridícula y hasta descabellada.

pues, hagan sus pendientes— murmuro con dureza antes de que todos salieran

Joven Sak…— la mano de recovery detuvo a All Might al ver las intenciones que el rubio tenia por seguir a la joven de cabello rosado

Recovery—

La pequeña anciana negó con la cabeza —tienes que dejarla ir All Might, lo que ha pasado no es sencillo, es normal que quiera volver a su zona de confort después de todo esto. No seas egoísta y piensa en ella. —

All Might solo miro la puerta por la que todos habían salido hace un par de segundos. Cerro los puños con frustración. Pero Recovery tenía razón, era momento de dejar de ser egoísta y dejar que la joven Sakura buscara su felicidad.

¡Sakura-chan! — grito el Uzumaki al ver que Sakura seguía caminando y no se detenía. Si bien estaba demasiado feliz porque Sakura habia decidió volver, tenía que estar seguro que era por las razones correctas y no solo un arranque. Ella tenia gente aquí que la quería y que ella quería

Sakura finalmente suspiro deteniéndose y girando para verlos. Ino quien al igual que Naruto se encontraba igual de desconcertada la cogió de la mano de cada uno para que los tres se encerraran en un armario que servía como almacén de utensilios médicos.

¿Qué fue todo eso? — pregunto la rubia.

Sakura enarco una ceja —pensé que estarían felices de que regresara con ustedes—

¡y lo estamos! — aseguro el rubio —pero quiero que estés completamente segura de tu decisión—

Ino asintió —Tsunade tiene razón, aquí tienes a mucha gente que quieres— dijo. Y aunque al principio estuvo muy celosa de esa tal "Ochaco" porque se la pasaba diciendo que Sakura era su mejor amiga, habia terminado simpatizando con ella y entendió porque la pelirosa y ella eran tan amigas.

Lo se, pero quiero de verdad quiero volver a casa, aunque sonría, aunque ahora me pare de la cama y coma no estoy bien — acepto mirándolos con tristeza —quiero estar tranquila y solo en Konoha lo conseguiré —

pero, ¿y ellos? —

Sakura sonrió nostálgica —ellos han crecido mucho— acepto —cuando recién llegue lo único que quería hacer era cuidarlos y protegerlos. Pero ya no me necesitan, están en camino a volverse héroes, son personas fuertes y no hablo de lo físico, su mentalidad ha cambiado muchísimo

ellos te extrañaran—

si… y yo a ellos— dijo nostálgica —Pero estaremos bien—

¿y el monumento de hombre que tienes por novio?

Sakura entonces mordió su labio inferior. Eso era los que mas le dolía y le preocupaba. La vida parecía ser muy cruel con ella. Pero estar con Bakugo no era lo mejor para el. La gente no dejaría de atosigarlo, por lo menos en un buen tiempo y su estadía en ese país haría que ese tema no cesara. Bakugo no la dejaría de eso estaba segura, pero no quería perjudicarlo de ninguna forma posible

Suspiro —También lo voy a dejar— admitió abrazando los brazos a si misma —es lo mejor—

pero…

nada de peros. La decisión ya esta tomada—

.

.

.

Sakura caminaba lentamente por los pasillos del hospital rumbo a su habitación. Después de su plática con Naruto e Ino decidió que quería estar sola. Habia ido a la azotea a tomar un poco de sol, esperaba que solo estuviera ahí un rato. Pero ese rato se convirtió en toda la tarde, incluso su piel estaba ligeramente roja debido a la quemaduras.

Pero quería pensar, pensar en solitario. Sin nada ni nadie zumbándole la cabeza. Pero ya no importaba cuanto lo pensara siempre terminaba llegando a la misma conclusión. Quería ir a Konoha.

Finalmente entro a su habitación, prendió la luz y observo como habia alguien recostada en su cama, esperándola.

Petardo…— susurro Sakura viéndolo esperarla en su habitación. Su corazón dolió al comprender que dentro de poco tendría que dejarlo. —Hola…— mascullo apenas sonriéndole

¿Qué pasa? — pregunto Bakugo. Apenas la vio se dio cuenta de que algo estaba diferente en ella.

Sakura tenso ligeramente su mandíbula antes de juguetear con su lengua pasándola por los dientes —Quiero irme…— susurro sentándose a su lado

Bakugo entendió y volteo a verla acomodando uno de sus mechones rozados detrás de su oreja —Sabia que dirías eso… es por eso que ya hice tu maleta. ¿recuerdas la casa de la abuela en la playa? Creo que será bueno que nos tomemos unos días de descanso. Esos malditos extras tienen que servir para algo. Que ellos se hagan cargo en lo que tu y yo estamos de vacaciones.

Sakura le dedico una sonrisa triste. Por supuesto que jamás olvidaría la casa en la playa, era uno de los momentos mas felices que habia vivido con el rubio. Donde el rubio comenzó a abrirse mas con ella hasta mostrarse como realmente era. —No Bakugo…. — soltó en un susurro —No lo entiendes, quiero irme— dijo antes de que sus ojos jades se encontraron con los rojos de Bakugo.

Bakugo solo abrió bien los ojos al entender a lo que se refería Sakura….

no— soltó en un susurro casi desgarrador

Sakura mordió su labio inferior antes de desviar su vista al suelo. Ya no habia marcha atrás, lo habia pensado detenidamente y sinceramente no podía quedarse aquí. El recuerdo de todo lo que paso no la dejaría dormir tranquila y el asecho constante de la gente tampoco lo haría.

Todo mundo quería hablar con ella. Ya sea de la asociación de héroes, del mundo shinobi o de su relación con Shigaraki y Twice.

Esto era un evento que pasaría a la historia y todo mundo quería tener la primicia importándole poco la forma poco ética de conseguir la información. Hasta ahora Tsunade era quien se habia hecho cargo pero podía verlo en sus ojos, estaba cansada. Llena de preocupaciones, tampoco descansaba y ella no quería pasar los días huyendo y con el continuo recuerdo de la muerte de personas que tal vez para otras personas eran monstruos. Pero que ella quiso con cada parte de su corazón.

Ya no puedo mas Katsuki— soltó en un susurro –quiero descansar, organizar mis ideas y aquí jamás podre hacerlo, ¡estoy harta! — reconoció sujetando su cabello con frustración –ya no puedo mas, por favor ya no— dijo con lamento.

Katsuki solo apretó los dientes con frustración. Observo a Sakura a su lado, de la mujer fuerte que habia conocido solo quedaba el cascaron.

Sakura tenía razón. Ella no podía seguir más aquí, solo era estresante para ella.

esta bien— murmuro y Sakura lo miro. Creyó que pelearían y que Katsuki diría de todo para que ella se quedara

—¿esta bien? — cuestiono confundida

tienes razón, esto no es vida para ti y para ser sincero no creo que se calme. Yo puedo golpear y hasta matar al que hable mal de ti! — amenazo —pero... —

Sakura solo soltó una risa seca —yo no quiero eso—

Lo se— murmuro antes de cogerla de la barbilla y besarla suavemente –—yo voy contigo — aseguro el.

¿Qué? — pregunto en un susurro. Estaba en shock por lo que acababa de escuchar.

Que esto no es vida para ti—

eso no, lo que dijiste después

yo voy contigo— volvió a repetir dedicando una apenas y perceptible sonrisa.

Sakura desvió la vista mordiendo ligeramente su labio inferior —no sabes lo que estas diciendo—

Lo se a la perfección, yo quiero estar donde estés tu—

¡Konoha no es vida para ti— grito. Ahora era un mar de emociones, no sabia si sentirse feliz o no. estaba dividida

a todo me puedo adaptar— contesto el enarcando una ceja

No sabes ni lo que estas diciendo— agrego antes de zafar su agarre de las manos del rubio y ponerse de pie para ganar distancia que habia entre ellos dos —irte conmigo… implica que abandonaras a tu familia

—Ya están grandes seguro que sobrevivirán sin mi—

a tus amigos—

son extras— dijo restándole importancia

tu vida como la conoces—

mi vida eres tu, ¡maldita sea!, ¡entiéndelo! — gruño y a Sakura se le seco la garganta al escucharlo mientras que su corazón se agitaba con la idea.

Nuevamente desvió la vista la idea le emocionaba pero al mismo tiempo… al mismo tiempo sabia que estaba mal

irte conmigo… implica abandonar tu sueño— murmuro mientras sus ojos jades se encontraban con los rojos de el —implica abandonar tu sueño de ser héroe Bakugo, el sueño de tu vida—

Bakugo mordió ligeramente su labio inferior. Si lo habia pensando, pero vivir sin Sakura tampoco era vida.

una vez te dije que no quería perderte en el camino por cumplir mi sueño—

pero…

—¡Basta! — grito el rubio y a paso firme tomo ambos hombros de la pelirosa para mirarla directamente —esto es algo que ya decidí, que acabo de decidir—

No puedes…—

¿ah no? — pregunto tensando su mandíbula y sonriendo con superioridad —pues observa como lo hago—

Bak…

Bakugo puso su mano sobre la boca de Sakura para que ella ya no fuera capaz de decir ni una sola palabra mas —joder chicle, ¡solo acepta que me amas y que estas feliz de que me vaya contigo!. Ya vi como te mira tu amigo Naruto y si cree que voy a dejar que te vayas con el esta muy equivocado, ya bastante molesto es el Uchiha— siseo el rubio

Sakura solo soltó una pequeña risa —¿estas celoso? —

¿Cómo no voy a estarlo? — siseo antes de cogerla con fuerza de la cintura —no me gusta que piensen que tienen oportunidad contigo, tu eres mia— murmuro con el aliento golpeando su cuello

Petardo…— murmuro con voz suave. Bakugo solo sonrió al ver el efecto que tenia en ella

Los chicos quieren hablar contigo— musito Bakugo recargando su barbilla en la cabeza de Sakura —quieren saberlo todo—

Sakura solo suspiro enterrando su cabeza en el pecho de Bakugo

Si no quieres ir me encargare de hacérselos saber, pero si nos vamos creo que ellos querrían saberlo—

Sakura negó con la cabeza aun con el rostro en el pecho de Bakugo —Sera buen momento para aprovechar y decírseles que me voy— susurro Sakura nostálgica ladeando su rostro —ha llegado el momento de decir adiós—

que nos vamos— le recordó Bakugo. —yo no soy un extra en tu vida, que no se te olvide eso—

Sakura solo le sonrió —Aun puedes cambiar de opinión—

igual que tu puedes hacerlo— siseo el rubio. Aunque sabia que no seria asi, Sakura no era de las mujeres que cambiaran de opinión.

Sakura solo asintió antes de abrazar al rubio. ¿dejar que Bakugo se fuera con ella era buena idea?

Mina quien iba a entrar a ver a Sakura solo se quedo paralizada en la puerta antes de si quiera tocar la perilla ¿Sakura y Bakugo se iban?

.

.

.

Chicle— Bakugo apretó el agarre en su mano —no huyas— siseo al ver como Sakura comenzaba a retroceder.

Una carta de despedida no suena tan mal— dijo mientras una risilla nerviosa escapaba de sus labios

No, da la cara, ellos te quieren y lo comprenderán, mi novia no es una mujer miedosa— murmuro en advertencia

—¿Y quien es tu novia? —

una mujer testaruda con el cabello de un color ridículo—

¡Oye! — dijo mientras le pegaba en el hombro —mi cabello será de un color extraño, ¡pero al menos no tiene una figura extraña como el tuyo!— gruño enseñándole los dientes y Bakugo solo sonrió

.

Ashido— llamo Momo preocupada con el puño en el pecho

—¡No! — grito la pelirosada —¡ya lo decidimos! —

Pero….

¡Sakura es nuestra amiga!, ¡no podemos dejar que se vaya! —

No. no podemos— hablo Kaminari apoyando a la chica alíen —¿Qué vamos a hacer si ella y Bakugo se van?, hemos pasado por tanto juntos. Y no pueden irse ahora que al fin estamos bien y podemos llevar una vida escolar normal—

Kirishima solo comenzó a rascar el puente de su nariz nervioso

¡Si!, ¡hay que convencerlos para que se queden! — agrego esta vez Hagakure.

¡hice un pastel delicioso para convencerlos! — agrego Sato levantando su hermosa creación.

pero…— Momo observo a Uraraka quien estaba a su lado y parecía estar muy callada con este tema —¿tu que piensas Uraraka-san? — cuestiono la azabache preocupada al ver lo desanimada que lucia

Ochaco la miro por breves segundos antes de regresar la vista al suelo y apretar los dientes al igual que los puños hasta el punto de dejarlos blancos . Su mirada castaña estaba impregnada de dolor y lucia muy preocupada.

No quiero decir nada… no hasta escuchar a Sakura— hablo finalmente

—¿¡no van a decir nada Midoriya, Todoroki o tu Shinso? — pregunto Ashido al ver como el trio estaba muy callado. Cada uno sumido en sus propios pensamientos.

Midoriya abrió la boca pero de inmediato se reprimió a si mismo negando simplemente con la cabeza.

Todoroki solo desvió la mirada tampoco le agradaba la idea de que Sakura se fuera, pero… ella no la estaba pasando bien. Ya habia hecho mucho y si ella necesitaba irse… aun cuando le doliera el lo aceptaría

No deberían de presionarla— esta vez quien hablo fue Shinso quien estaba recargado en una de las paredes de forma casual con los brazos cruzados. Para su fortuna o no, habia sido asignado a la clase A. por supuesto que habia muchas cosas que hacer antes de que las clases se recobraran con normalidad pero habia decidido comenzar a convivir con ellos. Aunque claro, no le gustaba el rumbo que la conversación habia tomado el día de hoy.

¿Qué dices? — pregunto Ashido frunciendo su labio

Que si Sakura tomo una decisión tan grande como esa es porque es lo mejor

¡claro que no es lo mejor!, ella solo debe estar confundida, asustada por todo lo que la prensa dice de ella, ¡pero nosotros siempre la cuidaremos!, ¡el lugar de Sakura es aquí! — grito a todo pulmón la pelirosa.

Mina— murmuro una voz y Ashido solo volteo para ver que tanto Sakura como Bakugo estaban en la puerta de los dormitorios. Sakura tenia los ojos abiertos por la sorpresa mientras que Bakugo tenia una mueca extraña en el rostro

Sakura… — susurro la pelirosa antes de que sus ojos comenzaron a llenarse de lagrimas —¡Sakura! — repitió una vez mas antes de lanzarse contra ella para comenzar a abrazar su vientre y que el llanto que llevaba aguantando finalmente cediera

Mina— repitió Sakura sorprendida acariciando su cabello

—¿verdad que no te vas a ir? — pregunto levantando la mirada, dejando que sus ojos amarillos se encontraran con los de jade de Sakura.

Mina— Sakura sintió un tirón en su corazón al ver a la persona en ese estado. Mas porque era ella quien le estaba causando ese daño a su amiga —¿de donde sacaste eso? — pregunto mientras una sonrisa nerviosa se forzaba en sus labios

Te escuche Sakura, te escuche a ti a Bakugo diciendo que se irían, ¡di que es mentira! — grito y Sakura sintió su labio inferior temblar.

Haber chicle dos— Bakugo cogió a Mina del brazo para obligar a que soltara a Sakura y se pusiera de pie —tienes que dejar de hacer esto— advirtió viendo por encima de su hombro como Sakura tenia rostro de culpabilidad.

Pero… ¿¡porque no lo niegan!? — siguió preguntando Mina con las lagrimas ya resbalando por sus mejillas

Bakugo bufo molesto. No gustándole el rumbo que estaba tomando la conversación. Ni siquiera le estaban dando el tiempo a Sakura de hablar.

Mira…

Petardo… — Sakura le hablo con voz autoritaria —no— dijo al ver que el rubio pronto perdería los estribos

Bakugo la miro por encima de su hombro antes de bufar ligeramente y soltar a la pelirosa del brazo

¿¡que es lo que pasa!? — cuestiono Mina mirando directamente a Sakura

Mina…— Kirishima le puso una mano sobre el hombro —deja que hablen—

La pelirosa solo apretó sus labios al igual que sus puños antes de asentir.

yo…— Sakura comenzó a hablar —quiero contarles todo, desde el principio—

Y nosotros…— esta vez quien hablo fue Jirou, su voz seca ahora sonaba frágil. Y solo demostraba que aunque no todos los demostraran a toda la clase A le afectaba este momento —queremos escucharte—

Sakura asintió estaría seria una muy larga platica pero necesaria.

.

.

.

¡Eres un ninja Sakura, eso si que es genial! — añadió Kaminari tratando de disipar el momento tan tenso que parecía haberse formado.

Sakura solo le sonrió ligeramente al reconocer el porque el rubio decía eso.

¿Por qué nunca nos dijiste nada? — cuestiono Ochaco mientras que sus ojos comenzaban a picar. El saber que su mejor amiga tuvo que cargar con eso sola, solo la hacia sentir culpable. Muy culpable porque ella estuvo ahí, dormían el mismo lugar, tantas veces pudo ayudarla y no pudo hacerlo.

No era un secreto mío, si les contaba lo que era eso llevaría a mas y mas preguntas, ustedes comenzarían a enredarse en todo esto y… eso era lo que menos quería— admitió mientras su voz se rompía de a poco —yo no quería ponerlos en riesgo—

Mina frunció su labio mientras limpiaba las lagrimas que habían resbalado por sus mejillas con su antebrazo —nunca nos vuelvas a ocultar nada Sakura Haruno, ¿¡oíste!? Ya no… ya no estas mas sola—

Sakura solo le sonrió y Bakugo la abrazo de lado. No quería decir nada, tampoco le gustaba demostrar cariño frente a los otros. Pero quería que Sakura que el estaba ahí y que no planeaba irse.

Hay… algo mas que debo decirles— susurro y todos los pares de ojos se posaron en ella —Yo… Tsunade-sama quiere regresar a casa pasado mañana, y yo… yo planeo irme con ellos—

Kirishima comenzó a negar mientras una sonrisa nerviosa se formaba en sus labios mostrando sus dientes tiburonescos —no puedes estar hablando en serio— menciono entrando en negación

Hablo… muy en serio— susurro antes de mirarlos y que una sonrisa sincera se formara en sus labios mientras una pequeña lagrima resbalaba por su mejilla —yo ya… ya no puedo mas…— admitió antes de desmoronarse.

Bakugo solo la apretó. Sakura escondió su rostro en su pecho y por la forma en la que su cuerpo temblaba y su ropa se empapaba sabia que no la estaba pasando bien.

Sakura…— susurro una contrariada Momo.

Lo siento…— siguió hablando Sakura pero sin verlos —se que… se que no parezco yo, pero el asunto de Hawks… de Shigaraki… de Twice… son demasiado escabrosos para mi, no puedo quedarme ya mas. Mi época aquí a llegado a su fin—

¿¡es por la gente que te molesta!? — grito Mineta —¡nosotros nos encargaremos que te dejen en paz! —

¡si! — apoyo Toru —¡nadie te molestara Saku-chan! —

Mina, Kirsihima y Sero comenzó a asentir mientras que al igual que los otros comenzaban a gritar dándole palabras de apoyo

Iida solo se mantuvo en silencio. Desde que Sakura habia entrado a la estancia decidió no decir nada porque quería escuchar todo desde un punto objetivo.

esta bien— finalmente la voz autoritario de Iida se escucho haciendo que el resto callara y voltearan a verlo

Iida— murmuro Ochaco viéndolo claramente sorprendida igual que el resto.

Esta bien Sakura, es momento de que hagas lo que es mejor para ti ya hiciste suficiente por nosotros, no planeo pedirte nada mas, tienes razón ya fue suficiente

Sakura le miro e Iida le sonrió —tranquila, aunque te vayas siempre seremos amigos, la distancia no hará que nuestra amistad desaparezca

Iida-kun— musito antes de ponerse de pie y correr para abrazarlo —gracias por comprender—

Gracias por... confiar en nosotros y... por todo lo demás— acoto antes de estrecharla contra su cuerpo. Importándole poco las miradas asesinas que Bakugo le lanzaba

Kirishima trago ligeramente nervioso. Sintiéndose culpable por ser egoísta y solo pensar en que no quería perder ni a Sakura y Bakugo. Restándole importancia a lo que Sakura sentía y que la habia llevado a tomar tan fuerte decisión

esta bien— musito y Ashido volteo a verlo. Kirishima apretó los labios –esta bien que pienses en ti primero Sakura— repitió mientras sus dientes tiburonescos se formaban en una sonrisa sincera

¡Kirishima! — grito la pelirosa ya no gustándole el rumbo que las palabras del pelirrojo estaban tomando

El pelirrojo solo la miro por breves segundos antes de negar con la cabeza

Kirishima— murmuro la pelirosa escapando de los brazos de Iida

El pelirrojo le sonrió mientras limpiaba con su antebrazo las lagrimas traviesas que habían resbalado por sus mejillas antes de caminar a Sakura y abrazarla con fuerza —si es algo que tu decidiste no puede ser una decisión errada— comento y Sakura solo le sonrió antes de hundir su rostro en el hueco de su cuello

Ashido llevo su mano a su boca tratando de ocultar el sonido de su llanto. Ya era evidente que la decisión estaba tomada y que no importaba lo que hiciera y cuanto lo deseara nada podía hacer para evitar que Sakura se fuera

Sakura miro a la pelirosa y antes de que ninguna de las dos pudiera decir nada ambas se abrazaron con fuerza y ya no queriendo reprimir nada ambas comenzaron a llorar con fuerza

no cambies— le murmuro Sakura entre el llanto —nunca pierdas esa chispa de ti Ashido

La pelirosa negó con la cabeza –nunca me olvides Sakura, yo nunca lo hare—

Tonta... jamás podría— acordó abrazándola con mucha mas fuerza

perdóname por ser egoísta, pero en el fondo estoy feliz de que busques lo que te haga feliz a ti Saku-chan

Sakura solo rio por lo bajo –eso casi suena como una disculpa—

es porque lo es... — susurro —perdóname por no ser la amiga que tu necesitabas — volvió a repetir mientras abrazaba su cuello con mas fuerza.

siempre fuiste la amiga que necesite... —

¿y que hay de ti Bakugo? — pregunto Tokoyami con los brazos cruzados. Aprovechando que el resto comenzaba a despedirse de Sakura entre lloriqueos y palabras de ánimos

Bakugo enarco una ceja antes de bufar y mirar en otra dirección —yo también me voy—

Kacchan— murmuro Deku al escucharlo —¿vas a irte?, ¿renunciaras a ser un héroe? —

Todos dejaron de lado y aunque trataron de hacerlo de una forma discreta todos en la habitación comenzaron a escuchar lo que Bakugo estaba diciendo

Bakugo solo miro a Deku y le sonrió con superioridad —deberías de agradecer que te dejare el camino libre Nerd. Mas te vale no perder y convertirte en el héroe numero uno— le advirtió

Sakura tenso ligeramente su mandíbula al escucharle decir eso. Aunque Bakugo intentara que eso se escuchara como una amenaza Sakura podía leer a través de esas palabras. Nunca lo admitiría pero la nostalgia y la añoranza estaban impresas en ellas.

.

.

.

Sakura solo suspiro antes de rodar una vez mas sobre las sabanas. Aunque lo intentara no podía dormir. De solo pensar en que esta seria la ultima vez que dormiría en este lugar se le revolvía el estómago.

Bufo apretando con fuerza la almohada sobre su rostro

El sonido de un toquido en la puerta fue lo que termino por sacarla de su ensoñación

Sakura… — esa era la voz de Uraraka —¿puedo pasar? —

claro— contesto Sakura rápidamente antes de ponerse de pie.

Ochaco entro y le sonrió de una forma triste

Sakura le sonrió de la misma forma —¿tu tampoco puedes dormir? —

Ochaco negó con la cabeza cerrando la puerta tras de si antes de tomar asiento en el borde de la cama —aun… todo me parece demasiado irreal—

Sakura sonrió nostálgica antes de sentarse a su lado y observar el suelo mientras sus pies desnudos se arrastraban por la alfombra —siento no habértelo dicho antes—

Ochaco trago nerviosa antes de mirar a la pelirosa —¿Por qué nunca lo hiciste? — cuestiono en reproche. No quería que sonara de esa forma pero no podía evitar sentirse traicionada por ella. por Sakura quien se suponía era su mejor amiga.

Sakura solo suspiro antes de dejarse caer en el colchón con los brazos extendidos en la cama —las… las razones que les dije antes son las verdaderas Ochaco—

pero tu y yo… éramos mejores amigas, ¿Por qué no confiar en mi? —

Fue entonces que la mirada jade se encontró con la castaña de su amiga —por esa misma razón fue que no dije nada—

per… —

Nada hubiera cambiado Ochaco— dijo con sinceridad —tu no podrías haberme ayudado, lo único que hubiera conseguido contándote todo hubiera sido que te preocuparas a diario por mi y que vivieras tu vida bajo estrés y eso… eso era lo que yo quería evitar—

pero…

Se que no estuvo bien Uraraka, pero nada cambiara, mejor… disfrutemos de estos días que nos quedan juntas, ¿quieres? —

Yo… ¿Bakugo lo sabia? —

No— dijo Sakura —al principio no. el se enero mucho después

¿Cuándo terminaron por primera vez? —

Sakura solo sonrió ligeramente antes de asentir —Bakugo y yo… a pesar de todos las cosas que le e ocultado el sigue ahí— dijo antes de volver a sentarse a lado de castaña y abrazar sus piernas —el sigue aquí… —

Lo quieres mucho— aseguro la castaña al ver como la mirada de la pelirosa brillaba y se suavizaba de solo pensar en el

lo amo— acepto completamente segura Sakura

¿estas completamente segura de que quieres irte? —

Sakura le miro mientras una sonrisa se formaba en sus labios —no…— dijo mientras sus ojos comenzaban a llenarse de lagrimas —pero… — su voz comenzó a quebrarse y las lagrimas finalmente cedieron resbalando por sus mejillas —se que es lo que necesito—

Sakura…. — musito Ochaco antes de abrazarla

.

.

.

Nejire sonrió triste al ver la cara de Tamaki. Ambos se encontraban en la sala de estar de su dormitorio y ninguno de los dos se atrevía a decir nada.

Ya que Eri se iría con Sakura, Mirio habia tomado la decisión de acompañarlas. Era un tema que los afectaba a ambos, pero mucho mas a Tamaki, su mejor amigo se iría.

Suspiro con cansancio, algo que el azabache noto y le miro

¿estas bien? —

Nejire solo mordió ligeramente su labio inferior antes de asentir —si—

no es cierto… — murmuro el por lo bajo —tu rostro… es… es demasiado expresivo—

¿no estas triste? — pregunto ella mientras su mirada se encontraba con la de el

¿Por qué lo dices?

Porque Mirio se va… y Sakura también—

El asintió. Los dos eran grandes amigos para el y les extrañaría. —si…

La sonrisa triste de Nejire se amplió aun mas y no paso desapercibido por Tamaki. Pero no entendía porque esa declaración la ponía triste.

¿lo hiciste? — pregunto la peli azul mientras su dedo índice acariciaba despreocupadamente en la mesa

¿lo hice?, ¿de que cosa estas hablando? —

-Sobre... sobre tus sentimientos por Sakura, ¿se lo dijiste? -

Tamaki desvió la vista al suelo avergonzada e inconscientemente comenzó a juguetear con sus dedos. La vergüenza se instalo en el y no sabia exactamente que decir

Ambos se quedaron en silencio hasta que sorpresivamente fue tamaki quien se atrevió a romperlo –la bese— murmuro

Nejire solo desvió la vista. Su corazón dolió de solo escucharlo e imaginarse esa escena. No debió haber preguntado si no estaba lista para escuchar la respuesta.

pero... —Tamaki trago. Ahora que por fin sentía valor lo aprovecharía, no quería echarse para atrás -—ese beso... hizo que supiera mis verdaderos sentimientos—

Nejire entonces lo miro —¿tus verdaderos sentimientos? — pregunto sorprendida

Tamaki asintió y usando todo el valor que ahora tenia cogió de la mano a Nejire por encima de la mesa —yo... yo no est-taba enamorado de Sakura. Con ese beso y todo lo del festival me di cuenta de que de la persona de la que yo estoy enamorado... eres... ¡eres tu! — grito avergonzado cerrando los ojos con fuerza.

Nejire solo dejo escapar el aire de sus labios, sintió como sus mejillas y todo su rostro comenzaba a ponerse caliente. Su corazón latia de prisa y la emoción corría por su cuerpo

Tamaki abrió los ojos con miedo y cuando sus ojos se abrieron lo primero que vio fue un manchón azul tirándosele encima

—¡yo también te quiero! — grito Nejire abrazando a Tamaki. Ahora sabia que sus sentimientos eran correspondidos.

.

.

.

¿Aun no? — pregunto Midoriya mientras seguía a Sakura a través de la espesura del bosque. Lo único que Sakura le habia dicho cuando salieron es que tenían cosas por hacer y que habia algo que quería mostrarle.

No— contesto Sakura siguiendo con su andar

Midoriya solo asintió. No sabia lo que Sakura quería mostrarle y menos en un lugar como este. Pero cuando vio su mirada seria supo que era algo importante. Además que quería pasar todo el tiempo que pudiera con ella. Su mejor amiga se le iba y no sabia como seria su vida a partir de ahora.

Sakura-chan— susurro Midoriya al reparar el lugar al que habían llegado —esto... - dijo observando con detenimiento el lugar.

Sakura asintió antes de tomarle la mano y conducirlo a un lugar cerca de un claro . Donde la naturaleza no parecía haber sido tocada por la batalla y que se encontraba en perfecto estado.

este es el lugar donde ocurrió todo— menciono Midoriya al reconocer que este era el mismo bosque en el que la batalla final se habia librado

Si…- menciono con su voz cargada de melancolía —hay algo que quiero mostrarte Midoriya— murmuro ligeramente nostálgica.

Finalmente llegaron a probablemente el árbol mas viejo del bosque. Era de un gran tamaño y hermoso, frondoso en su totalidad

Ven— Sakura tomo la mano de Midoriya y la puso suavemente sobre el tronco mientras que la de ella quedaba encima del de la de el —este es… es la tumba que yo escogí para Twice y Shigaraki— no habían restos de ellos, solo era algo conmemorativo — Midoriya… ellos eran los malos desde la perspectiva de otra historia. Pero solo eran humanos que se vieron obligados a convertirse en esto.

Sakura-chan— susurro Midoriya limpiando las lagrimas que se habían resbalado por sus mejillas

todo empezó con nosotros— agrego la pelirosa pasando sus manos por su rostro —y quiero que termine de la misma forma— agrego

no digas eso. Esto no ha terminado— Sakura suspiro antes de sonreírle y coger su rostro. Recargando su frente en la de el —promete, que te convertirás… en el mejor héroe que ha visto este mundo—

Sakura…—

La pelirosa sintió sus ojos picar —ya no te estoy hablando de que te conviertas en el numero uno. Porque el numero no importa Midoriya, quiero que te conviertas en un héroe que cambie todo, que crees oportunidades y protejas a todo por igual… - Sakura miro a Midoriya, de sus mejillas comenzaban a resbalar lagrimas —cambia toda esta sociedad de mierda — menciono mientras una sonrisa se formaba en sus labios

Midoriya limpio con sus pulgares todo rastros de lagrimas de las mejillas de Sakura –eso te lo juro-

.

.

.

Sakura solo recargo su cabeza en la fría pared detrás de ella. Estaba cansada y muy dolida, no sabia como iba a decirle a la rubia que se iba.

Haruno— el hombre custodio la llamo y Sakura se puso de pie. Era su turno de visita.

Camino por el pasillo hasta que finalmente su mirada se encontró con la llena de felicidad de Himiko. Sakura le sonrió antes de caminar hacia ella y tomar asiento justo frente a ella.

Toga tomo la mano de Sakura. Ahora con su encarcelamiento prácticamente era una simple civil. Además que ella no se atrevería a hacerle daño a Sakura y tampoco era como si realmente pudiera hacerlo.

¿Spinner?, ¿compress? —pregunto Toga ilusionada. Sakura negó con la cabeza no habia ninguna información de ellos dos. Y Sakura tenia el presentimiento de que ya jamás volverían a toparse. Habían logrado escapar, y ella sinceramente se sentía muy feliz al respecto de que eso sucediera. La cárcel no era para ninguno de los dos y aunque cumplieran su sentencia no les veía reintegrándose a la sociedad.

no creo que los volvamos a ver

Toga sonrió ella también lo pensaba —Toga…. — Sakura comenzó a hablar de forma tranquila. Tomo una fuerte bocanada de aire de antes de decirle a lo que habia venido —Pronto me voy a ir al lugar al que pertenezco—

Pronto la cara de Toga comenzó a transformarse en una expresión de miedo —¿Qué? — solo en un susurro y retiro su mano de la de Sakura.

Toga... — Sakura se puso de pie preocupada al ver como las facciones de la rubia de apoco se iban deformando mas y mas en una expresión de miedo y su lenguaje corporal comenzaba a cambiar.

eres... igual... — dijo entrando en una especie de shock –tu también me vas a abandonar igual que el resto —

No... eso jamás —

¡Claro que si! — grito mientras sus ojos amarillos de llenaban de lagrimas —solo me usaste cuando te servi, y ahora que... ahora que no lo hago mas, ¡quieres abandonarme! -

—¡Toga! — Sakura grito para que la rubia la escuchara —no digas... ¡no digas estupideces! — grito con dureza —yo no te pienso abandonar, somos amigas, ¿lo recuerdas?

entonces no te vayas Sakura, no me dejes, por favor, eres lo único que me queda... —

Sakura mordió ligeramente su labio inferior. Causarle daño a la rubia era lo que menos quería.

Toga... Hawks murió— murmuro y la rubia solo abrió los ojos antes de mirarla —El... se ha ido—repitió con dolor —yo no puedo seguir mas aquí, no descanso, no duermo, no tengo paz. —

El labio inferior de Toga tembló ligeramente. Le preocupaba que Sakura estuviera mal, pero el solo pensar en que la única persona que le quedaba se iría la atemorizaba completamente.

Toga— Sakura sujeto una de las manos de la rubia para obligar a que la mirara –siempre veré por ti. No voy a dejarte sola, te lo juro—

¡PERO TE VAS A IR!, ¿¡como planeas cumplir esa promesa!? — cuestiono en medio del llanto.

Sakura le sonrió –estaremos alejadas físicamente, pero nuestros corazones, esos se mantendrán juntos, podemos escribirnos y seguiré viendo por ti Toga, eso no va a cambiar... además, yo no planeo dejarte sola-

pero... — Toga entonces levanto la mirada y vio como dos siluetas detrás del cristal se asomaban. Tanto como Izuku como Ochaco se encontraban del otro lado de la sala.

Sakura miro por encima de su hombro y sonrió –los dejo para que se conozcan— agrego antes de ponerse de pie —y recuerda que... siempre estaremos juntas, es una promesa

Toga asintió era demasiada su sorpresa por ver a las dos personas de las que ella estaba enamorada como para agregar nada mas. Sakura apretó con fuerza la mano de la rubia una ultima vez. Estaba segura que Ochaco y Deku serian una buena compañía para la rubia. Deseaba que así fuera.

Se las encargo— murmuro antes de sonreírles y salir de la habitación.

Antes de irse habia otra persona a la que quería ver.

señorita Haruno— uno de los guardias la saludo. Jen, era un hombre calvo, con un kosei de distorsión —¿no se va ya?

Sakura negó —antes... me gustaría ver a alguien mas— dijo mientras sus puños se apretaban ligeramente —el... — su voz tembló ligeramente —¿esta disponible? —

Señorita... usted tiene pase libre, pero, ¿esta seguro de que quiere verlo?, ¿a el precisamente? —

Sakura suspiro —se porque lo dice, pero soy una persona lo suficientemente madura. Necesito afrontarlo—

si así lo desea— contesto antes de hacerla pasar a la sala de visitas.

Sakura tomó asiento y comenzó a tamborilear nerviosa sus dedos sobre el escritorio. Ver a Dabi... era algo que sinceramente esperaba nunca tener que hacer en su vida, pero era algo necesario para intentar darle un cierre a este capitulo en su vida.

Espero sentada, hasta que finalmente comenzó a escuchar la pisadas por el pasillo escuchando al son del tintineo de las cadenas.

Dabi salió de la puerta y una sonrisa irónica se formo en sus labios –vaya- musito con diversión -no esperaba verte aquí tan pronto — menciono antes de sentarse justo en la silla que habia enfrente de Sakura.

Jen abandono la habitación y Sakura solo miro al peliblanco con detenimiento. Lo que ahora sentía al tenerlo frente a ella era algo que nunca antes habia experimentado.

lo odiaba.

¿ahora estas enamorada de mi? — pregunto con burla al ver que ella no dejaba de verlo.

Hawks murió— soltó ella de golpe sin ablandar su mirada.

La sonrisa de Dabi cedió por muy poco —¿ah si? — cuestiono desinteresado mientras una risa seca escapa de sus labios —bueno… al final cada uno tiene lo que merece. El karma existe— dijo mientras sus ojos zafiros burlones se encontraban con los jades llenos de molestia —¿eso querías decirme? — pregunto divertido al ver como los puños de Sakura se apretaban sobre la mesa casi hasta el punto de dejarlos blancos.

No— añadió sin despegar la vista de el —En realidad no tengo nada que decirte Dabi— siseo mientras sus dientes se apretaban y su mandíbula se tensaba — solo quería ver el estado en el que te encontrabas— añadió antes de ponerse de pie.

Dabi soltó una risa seca —¿ahora te preocupas por mi?

No— añadió Sakura mirándolo hacia abajo con dureza —yo en realidad te odio Dabi. Creo que la razón por la que estoy aquí es para ver si tu sientes que valió la pena

¿Valió la pena? —

todo lo que hiciste por su puesto, así que contéstame esa pregunta, ¿valió la pena?, estas encerrado. Endeavor esta afuera y el fue el mismo que te derroto—

Ante la mención de ese nombre el ceño del azabache se frunció —no menciones ese nombre— siseo con voz tétrica mirando al suelo.

Sakura solo lo observo en silencio. Bastaba con solo mencionar el nombre de Endeavor para que eso le afectara —Tu odias tu sangre y en cambio... eso fue lo que te salvo Dabi. Porque si tu... si tu no fueras familia de esas personas que yo tanto quiero… te hubiera matado desde hace mucho tiempo—

Dabi la miro. Esta vez no se formo una sonrisa se formó en sus labios ni una risa sínica escapo de ellos. La forma en que Sakura lo miraba era un forma en la que nadie lo habia visto y se sintió expuesto ante a ella

me quitaste a lo que mas quería— añadió ella desviando la vista mientras sus propias uñas se cernían sobre la carne de su puño hasta el punto de penetrarla y hacer que sangre goteara de ella —te odio, te odio, ¡te odio! — grito con sus ojos acuosos

Dabi solo callo. La pregunta de Sakura no dejaba de taladrar en su mente ¿Qué si habia valido la pena? Maldita sea, no se trataba de que valiera la pena o no. lo único que el quería arruinar a Endeavor, hacerle sentir una fracción del dolor que el sintió.

Pero ni eso pudo conseguir. Por su puesto que no, no habia valido la pena.

Sakura apretó los puños mientras sus ojos comenzaban a llenarse de lagrimas –el estaría tan avergonzado de mi, me diría que odiar esta mal. Pero te miro y lo único que quiero hacer es arrancarte la vida. Quiero que sufras y te odio... te odio tanto—

El azabache solo agacho la mirada. Arrepentido de matar a Hawks no lo estaba. El también le habia quitado algo que el quería. Pero… por su madre, por lo mucho que la pelirosa le ayudo a su madre sentía que tenia un tipo de deuda con ella.

Odias a Endeavor, eso lo se Touya— dijo mientras sus miradas se encontraban —pero con todo lo que hiciste no solo lo afectaste a el. Hay gente que te quiere y el... el no es tu única familia— sentencio antes de salir de la habitación.

.

.

.

Bakugo sujeto con fuerza la mano de Sakura mientras ambos estaban en su habitación. El rubio no cambiaba de opinión y apenas si se le separaba a Sakura.

Hare mi maletas. Creo que tengo algo de ropa en la otra habitación— anuncio antes de darle un beso en la frente y dejarla ahí sola en su cama.

Sakura sonrió nostálgica al ver por primera vez la habitación de Bakugo. El lugar donde seguramente habia pasado la mayoría de su tiempo.

Las paredes eran de un color azul tipo rey. Bueno, tres de ellas eran de ese color. La pared donde estaba la ventana era de un color blanco.

Su habitación estaba demasiada ordenada.

Bakugo podía tener muy mal humor pero no era desordenado a diferencia de ella. Y su habitación era hermosa… ella en Konoha vivía en un viejo apartamento. Las paredes se caían a pedazos, nada comparado con esta habitación y el lugar seguro que ahora estaba lleno de polvo.

¿a Bakugo le gustaría?, ¿y que haría en Konoha? Por mas que lo pensaba no lograba ver a Bakugo viviendo ahí. No lo veía con un trabajo normal o siendo un shinobi.

Observo el suelo. Justo donde estaban una de sus cómodas recargados en la pared blanca. Observo algo que llamo su atención. Un pequeño rayón sobre negro salía de uno de los muebles.

La curiosidad fue mas grande que ella, camino hasta ese lugar, se agacho y observo que no solo era un rayón, eran varios los que sobresalían. deslizo el mueble y pudo ver un montón de trazos. Trazos que seguro Bakugo dibujo cuando tan solo era un niño.

Eran dibujos de el cuando era niño. Habia uno en especial, donde estaba segura que Bakugo se habia dibujado a el por la forma en como tenia el cabello Dibujos que plasmaban su sueño de ser un héroe. El héroe numero uno.

Bakugo habia tenido el mismo sueño… habia trabajado arduamente por el y ella… ella no podía arrebatárselo así sin mas.

Observo la maleta a medio empacar en la cama y supo lo que tenia que hacer.

Vieja— Bakugo la llamo —¿has visto mi cepillo de dientes? —

La rubia solo hizo un gesto indiferente con la mano para que lo siguiera buscando. Bakugo era su hijo, por su puesto que no quería que se fuera al otro lado del mundo ni que renunciara a sus sueños. Sabia lo mucho que quería a Sakura, tanto Masaru como ella la tenían en un alta estima. Pero eran demasiado jóvenes para formalizar tanto una relación

Mitsuki suspiro antes de abrazarse a si misma. No podía decir nada. Su hijo solía llevarle la contraria, si ella se metía en esto seria peor.

Bakugo solo bufo antes de entrar a su habitación, su madre aun no se encontraba muy convencida con la idea de que el se fuera, pero no podía hacer nada. El ya era lo suficiente maduro para tomar sus decisiones —mira Sakura… llevare esta ropa tam… — sus palabras quedaron en el aire al ver su maleta vacía y a Sakura acomodando un par de camisas perfectamente dobladas en su cómoda.

¿eh? — trago nervioso —¿Qué haces? —

Sakura solo lo miro. No habia ninguna expresión en su rostro y fue… fue cuando Bakugo lo comprendió

No…— murmuro dejando caer la ropa que traía consigo. Caminando hasta ella hasta tomarla de ambos brazos —¡No! — repitió mientras sus ojos se llenaban de lagrimas

Sakura también desvió la vista mientras que sus ojos igual se llenaban de lagrimas. En tan solo un año se habia enfrentando a muchas misiones pero esta sin duda seria la mas difícil de todas. Dejar a Bakugo atrás nunca estuvo en sus planes a futuro realmente.

no puedes hacerme esto…— murmuro al fin antes de soltarla

no puedo hacer que renuncies a tus sueños por mi— soltó ella un murmullo

¡Joder! —

Bakugo… en Konoha no hay nada para ti—

estas tu… eso para mi es todo—

Sakura tomo a Bakugo con ambas manos. Sujeto su rostro entre ellas mientras sus ojos observaban minuciosamente ese rostro. Tratando de recordar cada gesto de el —No Bakugo, tu tenias una vida antes de conocerme, tenias sueños y planes, no puedes abandonar todo eso por mi. Antes de mi siempre debes de estar tu. —

No puedes hacerme esto—

Sakura lo miro con una sonrisa triste —¿hacerte que Bakugo?, yo no estoy negando lo que siento y créeme que no lo hare jamás pero…— Sakura recargo su frente en el pecho del rubio —nuestros caminos deben de tomar rumbos muy diferentes—

Bakugo solo apretó los dientes mientras abrazaba a Sakura con fuerza

Te amo petardo— dijo mientras un nudo se formaba en su garganta —te amo mas que a todo en este asqueroso mundo — una lagrima resbalo por sus mejillas. —pero no quiero que te terminas perdiendo a ti por no perderme a mi— añadió besando la palma de su mano mientras la lagrimas comenzaban a acumularse en sus ojos —tenemos metas muy diferentes Bakugo y ninguno debería perderse a si mismo—

Bakugo deslizo su pulgar limpiándola —yo también… yo también te amo— añadió antes de que sus labios se unieran.

No era un beso ansioso, ni lleno de excitación. No era un beso de consuelo tampoco. Solo eran ellos dos intentando transmitir el amor que se sentían.

Se separaron y mantuvieron sus frentes pegadas por largos segundos. Ninguno se sentía capaz de agregar nada mas. Ninguno estaba feliz con esto

Pero también era parte de crecer. Cuando te dicen a veces el amor no es suficiente se refieren precisamente a este tipo de cambios. Cambios que uno puede controlar

Yo…— Sakura lo miro con lagrimas en los ojos —adiós Bakugo— agrego antes de darle un ultimo apretón de manos y pasar de largo de el. No podía quedarse ni un minuto mas, no cuando no sabia si la decisión que estaban tomando era la correcta. No quería arrepentirse y si seguía viendo al rubio era lo único que conseguiría.

Bakugo solo apretó los puños mientras que sentía sus ojos comenzar a picar y sus ojos empañarse. Llorar no solucionaría nada, pero necesitaba hacerlo. No podía aguantar mas sin hacerlo.

Mitsuki solo escucho como grandes zancadas comenzaban a escucharse y como un manchón rosado pasaba a una velocidad apenas visible del pasillo que delimitaba las escalaras a la puerta

Sakura— la pelirosa detuvo su mano en la manija de la puerta apenas escucho esa voz nombrarla

Levanto la mirada y Mitsuki sintió un nudo en el estomago al ver esos ojos jades llenos de lagrimas

¿Qué es…

Bakugo se queda— dijo la pelirosa antes de regresar la vista a la puerta y mantener apretada su mano en la perilla de la fuerza. Casi amenazando con romperla en cualquier momento

Mitsuki solo trago. Escuchar eso la aliviaba pero no la hacia sentir mejor como pensó que lo haría

Sakura entonces giro la perilla

Sabes Sakura… se como tu y mi hijo deben estar sintiéndose, pero… lo que es para ti siempre termina regresando de una u otra forma —

Sakura solo se quedo en silencio observando el suelo —yo… usted es una gran mujer y..

Mitsuki asintió —no tienes de que preocuparte, yo me encargare de poner en cinta a Bakugo y cuidarlo

Sakura asintió y sus lagrimas comenzaron a resbalar por sus mejillas hasta chocar contra el suelo —gracias…— musito antes de abrir la puerta y salir de la residencia de los Bakugo sin mirar atrás.

Mitsuki solo llevo su mano a su pecho. Observando como esa mata rosada se perdía entre la oscuridad —buen camino…— dijo con el corazón en la garganta antes de escuchar como un golpe seco venia de la habitación de arriba. Bakugo estaría destruyendo todo lo que se encontrara a su paso.

.

.

.

Sakura sintió el viento gélido golpear en sus mejillas. La oscuridad del cielo comenzaba a esclarecerse. Pronto amanecería y la hora de partir llegaría.

Cerro los ojos permitiéndose disfrutar de sus últimos minutos en esta ciudad que termino convirtiéndose en su hogar.

no deberías de espiarme Sasuke— dijo y el Uchiha solo suspiro antes de salir de la oscuridad y caminar hasta quedar a una distancia prudente de ella.

aun estas a tiempo de cambiar de opinión—

Sakura lo miro y Sasuke se dio cuenta de que la mirada de Sakura no era la misma de hace años. Su mirada llena de brillo se habia perdido por completo

No quiero cambiar de opinión Sasuke—

El Uchiha solo tenso su mandíbula mientras que una sonrisa se formaba en sus labios

¿Qué es tan gracioso? —

Nada, solo que la vida es muy irónica — dijo mientras sus ónices la miraban —hace unos meses yo quería llevarte conmigo y tu te negaste rotundamente a abandonar este lugar—

Sakura desvió la vista hacia el océano —Aquí… hay mucha gente que quiero es cierto. Pero… aquí no puedo llevar a cabo lo que quiero—

¿lo que quieres? — cuestiono extrañado —¿Qué es lo que quieres? —

es algo que e estado pensando, tengo un proyecto y necesito tiempo. No puedo seguir aquí—

Sa…—

Sakura negó con la cabeza. No retrocedería ni cambiaria de opinión. Este era el camino que ella habia decidido tomar. El que sabia… era el correcto.

.

.

.

Aizawa solo suspiro antes de comenzar a empacar la ropa de Eri. Dado a que todo estaba saliendo a la luz incluso todo el asunto de Overhaul. Habían decidió que no era un lugar seguro para Eri.

Además… la pequeña niña veía a Sakura mas como un familiar que a cualquier otro. Eri se iría con Sakura y Mirio también. Dado a que su quirk no habia regresado habia decidió que cuidaría a Eri.

Era lo mejor lo sabia. Pero no podía evitar que el despedirse de la pequeña niña fuera tan doloroso

¿estas lista Eri? — pregunto observando como la pequeña niña hacia su pequeña maleta en la que se habia encargado de guardar sus peluches.

La peliblanca asintió antes de extenderle un dibujo que ella misma habia dibujado un dia antes con sus crayolas.

Aizawa lo tomo entre sus manos y observo como la pequeña los habia dibujado a el, present mic y Midnight alrededor de ella

Una sonrisa se formo en sus labios —muchas gracias—

¿Por qué tenemos que irnos? — pregunto Eri ligeramente preocupada con un puchero en sus labios. Ella no queria irse, queria estar con Sakura, pero quiera seguir viendo a los maestros, a la clase A y la clase B.

Aizawa suspiro hasta agacharse y quedar a su altura para acariciar su cabellera blanquizca. —Sakura no puede estar mas aquí, eso no la hace feliz— Eri agacho la mirada ligeramente y sus dedos comenzaron a apretarse con fuerza en la tela roja de su vestido.

No tienes de que preocuparte— menciono el azabache mientras los ojos de rubís de la pequeña se posaban en el —al lugar al que vas es un buen sitio, ahí podrás vivir una vida tranquila, Sakura no te llevaría con ella si no fuera así y tu no quieres separarte de ella, ¿no es así? —

Eri negó rápidamente con la cabeza

estoy segura de que ella te cuidara bien y Togata también estará con ustedes, nada te pasara con ellos dos cuidándote

Eri sonrió y un sonrojo cubrió sus mejillas, agacho la mirada y comenzó a juguetear con sus dedos de una forma nerviosa —y…— trago nerviosa —¿Sasuke-kun también ira con nosotros?

.

.

.

Sakura dejo escapar el aire de sus labios. Observo nostálgica el lugar en el que estaban. La playa el lugar donde todo habia comenzado.

Todos habían venido a despedirse de ellos. De la gente que los habia salvado

Midoriya— Tokoyami lo llamo al observar que todos estaban menos la persona mas importante para Sakura —¿y Bakugo? —

Midoriya mordió ligeramente su labio inferior —el… no ira con Sakura y…

Tokoyami asintió antes de darse media vuelta y comenzar a correr antes de activar a Dark Shadow. El sol aun no salía y esto era una ventaja que el tenia que aprovechar

¡Tokoyami! — grito Midoriya pero el chico cuervo no volteo si quiera a mirarlo.

¡hey tu chico! — le grito Tsunade —ven acá que quiero hablar contigo

Midoriya miro una vez mas sobre su hombro. Ya no habia rastro de Tokoyami ¿A dónde habría ido el chico cuervo?

El cielo estaba cogiendo tonos purpuras con ligeros tones cobre. Anunciando el próximo amanecer que y el momento de la despedida habia llegado. Observo a Mirio abrazando con fuerza a Tamaki y Nejire.

Sintió una nostalgia indescriptible instalándose en todo su cuerpo.

Nejire sonrió al ver a Sakura y la cogió de las manos —encárgate de cuidar a Mirio, ¿quieres? El siempre se mantiene positivo pero hay veces que llorar no le viene mal a nadie, ¿verdad? — pregunto con lagrimas en los ojos y Sakura asintió

tenlo por seguro— añadió sonriente

también cuida a Eri y también cuídate mucho tu, ya no hagas mas cosas imprudentes y enfócate en ser feliz —

Tu también hazlo— añadió la pelirosa y Nejire asintió de forma eufórica. Ambas se dieron un abrazo y fu entonces que camino hasta quedar frente a Amajiki

Ambos se miraron por un par de segundos hasta que Sakura finalmente le sonrió —cuídate mucho Amajiki y… nunca olvides lo valioso que eres—

Tamaki le sonrió nostálgico. Le habia cogido mucho cariño a la pelirosa aunque estas ultimas semanas hubiera tomado una distancia prudente de ella. Pero después del beso que le dio no sabia como actuar con ella. Sakura en la corta estancia que estuvo en su vida le habia enseñado muchísimas cosas. Desde lo que se sentía que te gustara y alguien… y a ser mas confiado de si mismo —tu también cuídate y gracias… por todo—

Sakura le sonrió y ambos se abrazaron —y… que su relación funcione chicos— añadió sonriente mientras el rostro de ambos chicos se ponía de un rojo que casi llegado a morado. Sakura solo rio negando con la cabeza antes de caminar hacia las chicas de la clase A.

—¡no puede creer que nos graduaremos sin ti Sakura-chan! — añadió entre lloriqueos Hagakure

yo no puedo creer que me iré sin mirar tu rostro— soltó en un suspiro Sakura antes de que la chica invisible la abrazara

te extrañaremos mucho — kero — añadió Tsuyu antes de unirse al abrazo

te prometeremos que seremos las mejores heroínas — añadió Ashido

y llevaremos acabo todas tus enseñanzas— añadió Momo

y… — Jirou sintió sus ojos picar —nunca nos rendiremos, así como tu jamás lo hiciste

¡siempre seremos amigas! — Añadió Uraraka antes de lanzarse contra ellas y que todas se abrazaran entre risas y lloriqueos —¡clase A por siempre!

Sakura solo sonrió antes de comenzar a limpiar las lagrimas de felicidad que habían escapado de sus ojos. Si, definitivamente extrañaría esto.

.

.

Bakugo abrazo sus rodillas al mismo tiempo que hundía su rostro entre ellas. No habia dormido y todo en su cuarto habia sido destruido

Bakugo— Mitsuki comenzó a llamarlo desde el otro lado de la puerta. Pero Bakugo no contesto, no tenia ánimos para hablar con nadie —Bakugo alguien te busca afuera—

Bakugo se levanto rápidamente antes de asomarse por la ventana. Su corazón latió deprisa esperando que la persona que lo estuviera buscando fuera Sakura, esperaba que le dijera que habia cambiado de opinión y que planeaba quedarse en este lugar.

Pero todas sus esperanzas se fueron a la mierda cuando abrió la ventana y al único que vio fue a Tokoyami.

El chico cuervo levanto la mirada producto de haber escuchado la ventana abrirse. Con ayuda de Dark Shadow salto hasta quedar en la teja y quedar frente al rubio.

Nunca lo habia visto de esta forma. Del chico rudo no quedaba nada. Su rostro aunque lucia sereno la expresión de tristeza estaba impresa en su rostro. Su cabello amarillo pálido se encontraba enmarañado, si, mas de lo común y debajo de esos ojos rojos habia dos grandes bolsas moradas. Producto seguramente de no haber dormido la noche anterior

¿Qué estas haciendo? — le pregunto con voz dura Tokoyami

Bakugo solo chasqueo la lengua mientras que su ceño se fruncía —¿Qué mierda crees que estas haciendo aquí? —

Sakura se va… y tu no estas ahí para despedirte de ella—

Bakugo sintio un tirón en su pecho apenas Fumikage menciono esas palabras —¡a ti que mierda te importa! — grito mientras su mano derecha comenzaba a humear. Amenazando con atacarlo en cualquier momento.

—¿a si vas a dejarla ir?, ¿tu orgullo va a poder mas que tu amor? — cuestiono y observo como los ojos rojos de Bakugo temblaban ligeramente

Bakugo descendió su mano y agacho su mirada —¿a ti que te importa? —

Hawks— contesto con simpleza el azabache —Hawks estaba enamorado de Sakura, lo sabes, ¿verdad? —

Bakugo chasqueo ligeramente la lengua. Por supuesto que lo sabia, cualquier persona que tuviera dos ojos y los hubiera visto juntos lo sabría.

el me pidió que cuidara a Sakura y si tu no vas Bakugo se que a ella le dolerá, ¿no crees que ya ha pasado por muchas cosas malas como para que le hagas eso? —

Bakugo solo mantuvo la vista en el suelo.

si no vas te vas a arrepentir de no haberlo hecho— siseo antes de darse media vuelta pero no pudo avanzar mas porque la mano de Bakugo lo sujeto del brazo. Al parecer el rubio habia entrado en razón

Tokoyami solo sonrió ligeramente antes de activar a Dark Shadow para que sujetara a ambos y pudieran irse.

Aun estaban a tiempo de llegar.

.

.

.

Sakura abrazo a Ochaco con fuerza mientras un par de lagrimas escapaban de sus ojos. Ochaco estaba en la misma situación sus lagrimas escapaban de sus ojos a mas no poder.

Sakura-chan…. No será lo mismo sin ti—

Sakura sonrió antes de romper el abrazo y cogerla de los hombros —Nunca te rindas Ochaco, asegúrate de cumplir tus sueños, ¿quieres? —

mis sueños ya no se van a hacer realidad… nosotras prometimos que nos volveríamos heroínas juntas, ¿recuerdas? —

No me necesitas Ochaco-chan, tu sola puedes ya lo demostraste—

Pero…

A mi también me hubiera gustado que lo lográramos juntas. Te convertirás en una muy buena heroína y…— Sakura se acerco a ella —deberías de decirle a Midoriya lo mucho que te gusta. Creo que eres correspondida— le susurro en el oído

Ochaco sintió su rostro enrojecer y Sakura solo comenzó a reírse —Te quiero mucho — dijo antes de darle otro abrazo

Ochaco sonrió —yo también Sakura—

¡Sakura yo! — Kaminari corrió hacia ella llorando y limpiando a mucosidad que se habia escurrido con su suerte —¡Es que yo… yo quiero que sepas que tu… que tu….tu me gustas! —

Sakura solo sonrió antes de negar con la cabeza —siempre has estando mirando al lado equivocado— le dijo antes de cogerlo de los hombros y girarlo para que viera en dirección a Jirou —buena suerte— murmuro antes de darle un beso en la mejilla.

Kaminari sintió su rostro enrojecer. No supo si fue por el beso de Sakura o… por lo que Sakura le habia dicho con respecto a Jirou.

Las despedidas comenzaban a hacer mas y mas dolorosas. Y finalmente camino hacia las personas, que mas que solo amigos habían terminado por volverse como una familia

Rei apenas vio a Sakura la cogió fuertemente de las manos —yo... yo quiero... —

Sakura solo le sonrió mientras las lagrimas comenzaban a resbalar por sus mejillas y abrazaba con fuerza a la peliblanca —me alegra tanto verla así... — murmuro con sinceridad mientras hundía su rostro en el hombro de la Todoroki. De la mujer asustada del hospital que no dejaba de repetirse que era un monstruo no quedaba ni la sombra.

-agradezco tanto que hayas aparecido en mi vida...- murmuro la peliblanca en medio del llanto mientras se separaba ligeramente para que ambas pudieran verse –gracias por enseñarme que el pasado no debe ser olvidado, pero que podemos mejorar y trabajar en nuestro futuro, sin ti… sin ti yo no seria nada de lo que soy ahora, si no hubieras aparecido en mi vida me hubiera quedado en ese pozo negro en el que estaba para siempre —

-Rei-san...- musito la pelirosa atónita —no diga eso por favor, a la única persona que le debe lo que ahora es. Es así misma, usted fue quien lucho por salir adelante—

-eres como una hija para mi Sakura, quiero que seas muy feliz, así que promete que lo serás— añadió apretando sus manos con fuerza.

Sakura asintió y ambas se abrazaron. Cada una habia marcado la vida de la otra.

¡Ah Sakura! — Fuyumi se quito sus gafas mientras pasaba un pañuelo para limpiar las lagrimas que amenazaban con salir —¿Qué vamos a hacer sin ti?, ¿Quién controlara al insoportable de Natsuo? — añadió en un lloriqueo

¡Fuyu! — grito Natsuo con las mejillas ligeramente sonrojadas. Suspiro antes de mirar a Sakura, a su madre y a su hermana abrazarse. Porque si Fuyu se les unió al abrazo hace unos segundos

Sakura fue como el pegamento para su familia rota y… le dolía tanto que tuviera que irse.

Finalmente los brazos de Natsuo terminaron apretándolo a ella junto a toda la familia Todoroki —¡te queremos Sakura Todoroki! — siseo el peliblanco

Sakura iba a regañar a Natsuo por llamarla de esa forma. Pero cuando vio como pequeñas lagrimas comenzaban por resbalar por las mejillas del peliblanco se sintió incapaz de hacerlo. Por el contrario, se sintió tan feliz de que ellos la vieran como un miembro de su familia.

no es un adiós— agrego Sakura limpiando con su antebrazo el resto de lagrimas que estaban en su rostro —es un hasta pronto— aseguro mientras una sonrisa se formaba en sus labios

Sakura— murmuro Todoroki una vez que su familia les dio el suficiente espacio para que ellos pudieran despedirse

Shoto— respondió ella

Gracias…— murmuro finalmente el de cabello bicolor antes de dedicarle una suave sonrisa y extender su mano a modo de despedida

Tonto…— susurro la pelirosa antes de sujetarlo en un abrazo —no tienes nada de que agradecer—

Shoto simplemente abrió los ojos ligeramente con sorpresa antes de corresponder el abrazo

Despedirse de Sakura era algo muy doloroso, se habia vuelto en una de sus primeras amigas. No solo lo apoyo a el sino también a toda su familia, extrañaría las visitas en el hospital, las risas, la extrañaría a toda ella

Cambiaste mucho a como te conocí en un principio — dijo aun sin soltarlo

Fue gracias a ti—

Sakura se separo del abrazo antes de sonreír y negar —no digas eso, tu solo cambiaste—

Todoroki sonrió —yo no te voy a olvidar—

Sakura le pego un pequeño golpe en el hombro —¡y mas te vale que no lo hagas! — añadio dedicándole una sonrisa radiante —conviértete en el héroe que deseas, se que lo lograras— siseo antes de alejarse de el

Endeavor y Sakura se miraron por largos segundos que a cualquiera le parecerían eternos por la pesadez en la que parecían mirarse

Finalmente quien cedió fue Sakura, no le quedaba mucho tiempo y no quiera perderlo en esta absurda riña —tiene mucho trabajo que hacer Enji, espero que aprenda de sus errores. Aproveche… que usted si tiene una segunda oportunidad—

Gracias… por todo— musito Endeavor mientras Sakura le daba la espalda y comenzaba a caminar.

Sakura-chan— murmuro el peliverde una vez que estuvo frente a ella con sus orbes verdes ya llenos de lagrimas

Izuku— murmuro la pelirosa con una sonrisa antes de que pequeñas brotaran de sus ojos

Sakura-chan— murmuro una vez mas antes de abrazarla. Abrazo que fue correspondido de inmediato

Sakura jugueteo una vez mas con su cabello verde —serás un gran héroe Midoriya — ambos chocaron los puños en una despedida —cuídalo por mi por favor, el no lo dice pero a veces también necesita ayuda—

Midoriya asintió dedicándole una sonrisa y ambos se abrazaron por ultima vez.

Y por ultimo, aquel que termino convirtiéndose en su mejor amigo, Shinso.

Los ojos violetas solo miraban a Sakura al igual que los jades solo lo miraban a el. Ninguno parecía capaz de decir algo.

Sakura le sonrió nostálgica. Aun no podía creer que esta seria la ultima vez que se verían y aunque muchas veces las palabras sobraban entre ellos y el solo mirarse bastaba para comunicarse no queria irse sin que ambos se dijeran algo —¿no planeas decir algo?

Nunca e sido bueno con las palabras, mucho menos con las despedidas—

Sakura sonrió. Era algo típico de el

Toma— murmuro la pelirosa extendiéndole un pequeño recuerdo que se habia encargado de mandar a hacer especial para el

—¿Qué es? —

Guantes, eran míos, así que probablemente cuando crezcas mas dejen de quedarte, pero me e encargado de dejarle la misma tela de la que estaban hechos a Mei, cuando no te queden seguro que ella te confecciona otros—

Yo…— Shinso mordió su labio inferior —aun no se muy bien que decir —

Shinso... te convertirás en un gran héroe - dijo mientras una sonrisa nostálgica se formaba en sus labios

El peli morado solo rasco su nuca nervioso —será difícil no tenerte cerca. No tener a alguien que me grite cuando este haciendo las cosas mal- Sakura solo sintio sus ojos picar –y no tener a alguien que me apoye, una persona incondicional- susurro –aun no se si podre, no tengo la suficiente confianza en mi mismo-

-¿confias en mi? -

-no deberías de preguntar ni siquiera eso- murmuro mientras el le sonría

Entonces cree en el Shinso en el que yo creo. El Shinso que es un hombre maravilloso, atento y fuerte. Que el único limite que tiene es el mismo- Sakura le dio un ligero apretón en la mano y el sintió sus ojos picar finalmente el dio un paso hacia adelante cortando la distancia que habia entre ellos dos y abrazarla. Estrecho su cuerpo contra el de ella y aspiro su aroma por ultima vez.

-te quiero- dijo en susurro. No queriendo que nadie mas a parte de ella lo escuchara

Sakura sonrió antes de separarse de el –yo también lo hago, agradezco todo lo que hiciste por mi

Shinso solo desvió la vista al sentir como sus ojos picaban con mas insistencia -ya vete-

Sakura solo rio antes de besar su mejilla. Miro a Naruto y dio un leve asentimiento de cabeza. Las despedidas ya se habían terminado.

Sasuke entonces suspiro mirando el camino que conducía a este lugar. No podía creer que ese imbécil no se hubiera aparecido para despedirse de ella. Observo como Sakura también veía en la misma dirección. Debía estar sintiendo lo mismo pues no dejaba de ver insistentemente el mismo lugar que el.

Sakura observo a Sasuke y le dio un simplemente asentimiento de cabeza. El Uchiha entonces comenzó a prepararse

-¡pongámonos en marcha! - grito el Uzumaki no queriendo perder el animo

espera chicle! — Sakura quedo en shock al escuchar esa voz, su corazon comenzó a latir deprisa y fue entonces que le vio.

Petardo — murmuro una vez que giro sobre su talon, y pudo verlo, Bakugo estaba a un par de metros de ella con la respiración entrecortada y su frente cubierta de sudor.

Habia usado todas su fuerzas para alcanzar a llegar. Un par mas de segundos y posiblemente no lo hubiera logrado.

Bakugo solo trago mientras sentía su cuerpo temblar. Pero ya nada le importaba, camino hasta ella importándole poco si todo mundo desde las wild wild cats hasta la clase B los estaba viendo

Pet…— sus palabras quedaron en el aire al sentir los labios de Bakugo sobre los suyos.

Ara… parece que el neandertal si tiene sentimientos— agrego Monoma antes de que Kendo lo golpeara para callarlo

Crei… crei que no vendrías—

Estuve a punto… pero alguien me hizo recapacitar— dijo mirando sobre su hombro.

Sakura observo en la misma dirección que el rubio y vio a Tokoyami quien solo le dio un asentimiento de cabeza y ella le regalo una sonrisa mientras deletreaba un gracias.

se que soy un imbécil, pero Te amo Sakura Haruno— musito el rubio apenas separándose ligeramente de sus labios

Yo también lo hago Katsuki Bakugo, cada parte de mi te pertenece completamente— Sus labios se unieron en un ultimo beso. El final que postergaron por tanto tiempo al fin habia llegado.

Sus labios se separaron pero sus frentes se mantuvieron juntas —conviértete en el mejor héroe que haya visto este mundo— murmuro ella sonriéndole

Bakugo solo sonrió con arrogancia —eso puedes apostarlo. Sere el numero uno, eso ya deberias saberlo, chicle. —

Sakura solo rio antes de negar con la cabeza —eres un engreído—

siempre lo e sido— agrego el antes de que ambos comenzaran a reir

Sakura le sonrio—A llegado el momento petardo— soltó en un susurro lleno de nostalgia.

lo se chicle

Ambos se miraron intensamente, esto era el adiós.

Sasuke entendió que el momento habia llegado. Abrió el portal y uno a uno fueron atravesando. El primero fue Mirio junto a Eri, Ino, Sai, Shikamaru, Tsunade, Taka a excepción de Suigetsu

Naruto— hablo Sasuke y el Uzumaki asintió antes de ver una vez mas a Sakura y cruzar por el portal

Bakugo sujeto la mano de Sakura acompañándola hasta el lugar.

Sakura volteo a verlo antes de abrazarlo con fuerza. Y Bakugo solo le sonrio acariciando su cabellera —no tienes nada que temer —

me da miedo fracasar— admitio

Bakugo solo soltó una risa seca —¿alguna vez lo has hecho? Eres una mujer fuerte y lo que sea que estés buscando estoy seguro de que lo conseguirás.— añadió una vez mas antes de que ambos se vieran. —por algo… me enamore de ti— añadió sujetando su rostro entre sus brazos para besar su frente —eso no lo olvides chicle—

petardo…— Sakura abrazo por ultima vez al rubio antes de romper el abrazo solo sujetando su mano

lo lograras chicle—

Sakura sintió sus ojos picar —tu también — añadió antes de comenzar hacia el portal atravesando su pierna derecha

Bakugo solo sonrio antes de el mismo empujarla —vete o… o no me sentiré capaz de dejarte ir—

Sakura le sonrio antes de asentir y dedicarle una ultima mirada antes de atravesar por completo el portal para que finalmente se cerrara. El rubio solo se quedo observando por un par de segundos un punto indefinido. En verdad estaba pasando… Sakura… ella habia desaparecido.

Bakugo solo se dejo caer de rodillas en el suelo. Apretando con fuerza la arena mientras sus lagrimas comenzaban a resbalar por sus mejillas hasta estamparse con la arena

Sakura se habia ido.

Todo habia terminado.

¿el fin?

.

.

.

A se crean, obvio no. el próximo capitulo será el final. El cual también tendré que dividir en dos ya que esta demasiado largo.

Yo se que tal vez no les agrade mucho el rumbo que tomo esto. Pero a pesar de que e cambiado muchas cosas de la historia que tenia pensada. Este final no, fue lo primero que pensé incluso antes del ship y estoy conforme con el