Buenas, gente, aquí Demon, sí, sé que debería actualizar mi única historia larga, en caso de no entender ver el último capítulo subido de Rikudou Sennin el demonio de Konoha, pero encontrar las ideas para hacer un capítulo de longitud semejante a los anteriores me está costando, y por algún motivo mi cerebro en lugar de darme ideas para esa historia me da ideas para nuevas.

¿Naruto or Kurama?

Kurama podía ser muchas cosas, pero sí había una que solían olvidar, era paciente, nunca estuvo dispuesto a pasar de barca en barca por toda la eternidad, prisionero de humanos que no sabían con qué tipo de fuerzas estaban tratando, con Mito no había podido hacer gran cosa, había usado ese tiempo para investigar lo poco que pudiera, pero cuando llego Kushina había tenido tiempo suficiente para planear sus acciones.

Los embarazos de un jinchuriki eran de diez meses por la razón de que los sistemas de chakra de los embriones tardaba en formarse, pero a cambio estos solían ser mejores, tenían algunos rasgos de los bijus, algunas habilidades, podía parecer poco, pero era algo a tener en cuenta, significaba que esos embriones podían ser manipulados por un biju sí este sabía cómo hacerlo, forzó el cuerpo de Kushina a aumentar la fertilidad para tener más sujetos de prueba, afortunadamente tuvo mellizos, empezó a trabajar con ambos, y solo uno de ellos había sido realmente apto para recibir su chakra, y durante todos los meses restantes fue infundiendo su chakra en ese feto, alterándolo, modificándolo a su conveniencia, para el último mes no solo el feto que había elegido estaba totalmente preparado, sino que tenía el tiempo suficiente para hacer la siguiente parte de su plan, aprovechó ese mes para separarse de su poder, costó, y dolió, mucho, pero al final pudo introducir su consciencia en ese feto.

Su plan era sencillo, el feto que había sido apto "moriría" envenenado por su chakra, y el tomaría control de su cuerpo, "renacería" por decirlo de algún modo, como humano, débil, y tardaría mucho en recuperar su poder, pero libre y con un cuerpo perfecto según sus estándares, tendría que jugar al juego de la familia, acostumbrarse al nuevo nombre que le darían, pero lo importante es que por fin sería libre, algún día tendría que fingir su muerte, y ni él tenía muy claro que pasaría después, pero cualquier opción era mejor que estar prisionero por toda la eternidad, ¿No?

Cuando el día del nacimiento llegó, Kurama fue el segundo en nacer, alcanzando a escuchar al idiota esposo de la chica tomate llamar a su primer hijo Boruto, y a él, Naruto, nombre ridículo, pero era uno al que podría acostumbrarse, cuando abrió sus ojos rojos, el pobre idiota no sabía lo que le esperaba a él y a su pueblo, pensaba vengarse por estar todo ese tiempo prisionero, pensaba vengarse por él y por sus hermanos, excepto, quizás, por Shukaku, el mundo conocería el terror.

La idea es sencilla, un Kurama que ha poseído el cuerpo que hubiese sido de Naruto, decidido a vivir, al menos por un tiempo, como Naruto, decidido a llevar a la desgracia a la aldea de la hoja, y de paso, disfrutar de los placeres mundanos, sí se lo preguntan, sería un Kurama/Naruto x harem, o tal vez cosas más del tipo de una noche.

Master Mind?.

Bien, sabía que sus juegos tarde o temprano podrían llevarlo a arruinar las cosas, había aprovechado los poderes que había adquirido gracias al kyubi para sacar a la luz un nuevo nivel de las habilidades que tenía como Yamanaka, el efecto degenerativo del chakra combinado con el efecto de sus jutsus mentales le daban la oportunidad de hacer muchas cosas, habilidades que desde que había descubierto había decidido aprovechar para su diversión más que para su vida ninja, sus habilidades como ilusionista habían sido alabadas para alguien de su edad, y sus habilidades como hipnotista resultaban útiles para divertirse.

Avergonzar a Kiba haciéndolo correr en ropa interior por la aldea mientras perseguía una pelota, provocar pequeñas, y ridículas peleas entre Sakura e Ino, hacer que alguien, normalmente Sasuke, dijera boberías sin control alguno, y cuando entró en la pubertad lo utilizó para saciar sus hormonas, Hinata, Sakura, Ten Ten, cuando había empezado, nunca había intentado hacer nada con Ino por seguridad, era la princesa del líder Yamanaka, sí infectaba su mente quién sabría lo que podría hacerle Inoichi, pero cuando sales impune de fechorías despiertas un hambre por algo más, más peligro, más complejidad, y fue a por algo diferente, primero había sido una chica ligeramente mayor, como lo eran Hana, Anko, entre otras, y al final había añadido a personas importantes, Tsume Inuzuka, Hana Hyuga, entre otras varías.

Siempre había sido fácil, sin efectos adversos, la gente ni siquiera era capaz de recordar y sus mentes solían buscar otros escenarios, mucho más probables, para responder a cualquier posible malestar, siempre había podido romper el control sin dificultad, no había efectos a largo plazo y nadie salía herido, tal vez eso había sido lo peor, nunca haber tenido problemas o accidentes, de haberlos tenido habría estado preparado o cuando menos habría considerado parar, ahora, estando desnudo, con sus brazos retenidos por sobre su cabeza, por una también desnuda Tsume, usando sus piernas para mantenerlo de piernas abiertas mientras con su única mano libre torturaba su miembro sobre estimulado, a nada de que llegaran Kiba y Hana.

— ¡T-Tsume-san, p-por favor! —Chilló, su miembro seguía borboteando pre semen, con el glande rojo, los dedos de sus pies contraídos, desesperado intentaba cortar el flujo de chakra para detenerla, hacerla caer inconsciente, lo que fuera para detenerla.

— Oh, cállate —Le gruñó la mujer, sí no fuera por la mirada lasciva que le estaba dando se sentiría más aliviado, acomodándose sobre la pelvis del rubio comenzó a frotar su pene contra su coño, atormentándolo, esto era su karma, estaba seguro ¿Por qué la había hipnotizado para ser una mujer dominante?

Usando una base semejante a la que use para Naruto, El Uzumaki conquistador, sí bien no es un Naruto malo al nivel del que tiene esa historia, es más bien un Naruto que descubrió que tenía ese poder, y que prefiriendo usarlo para divertirse hasta que se le sale de las manos.

El equipo 7.

Kakashi detestaba a Anko Mitarashi, admitía que era algo infundado, ella le había quitado la tutela del equipo 7, sí bien muchos no dirían que era un equipo prometedor él quería enseñarles, en realidad la mayoría de los otros profesores los habían considerado... "incompetentes" pero ese podía ser el equipo de su vida, entrenar a Naruto, el hijo de su sensei sería genial, difícil por la falta de compromiso del chico con la carrera, pero no importaba. Sasuke, el último Uchiha, en cierta forma le recordaba a Obito. Y Sakura, bueno, ella era brillante en la teoría, había mucho que pulir en la práctica. Esos tres podía volverlos grandes shinobi.

Pero debía admitir que él no habría podido llevar a esos tres tan lejos en tan poco tiempo, en las semifinales de los exámenes chunin, cada uno de ellos había derrotado a su contrincante en un instante, Sakura era la que más había tardado e Ino había caído abruptamente, Kiba había sido derrotado de un buen golpe por parte de Naruto, Sasuke aunque afectado por el sello de maldición había derrotado a su contrincante clavándole su espada en el hombro, enterrándola en el suelo antes de provocarle una violenta descarga eléctrica al chico.

Naruto estaba convertido en un Berserker, capaz de aguantar cuanto golpe le dieran y regresarlos con la potencia de chakra de viento, capaz de lanzar a alguien del peso de Kiba por los aires, incluso había despertado el ojo de Kagura, solo con eso el chico se había vuelto una bestia.

Sasuke, antes tan frío, ahora era más amable en ellos, incluso cálido, no podía decir cuál era su especialidad porque dominaba a un nivel superior todas las ramas que vio, ninjutsu, taijutsu, genjutsu, sí bien no podía decir que su taijutsu estuviera al nivel de Naruto que apuntaba a maestría, dominaba varias artes a un muy buen nivel.

Sakura, bien, no tenía tan buenas habilidades físicas, pero su dominio del ninjutsu de bajo rango para mantener el terreno a su favor era excepcional, su genjutsu era casi una maestría, o al menos para su nivel actual era de lejos la mejor, y sus conocimientos médicos parecían ser capaces de llevarse a cabo perfectamente.

La idea de esto era, básicamente, intentar hacer una versión del equipo 7 que no se llevara mal entre sí, cada uno mejorando sus habilidades y ayudándose a mejorar para ser los mejores del mundo.

Dragon Force.

— Entonces... ¿Vas a explicarme esto? —Cuestionó Levy mientras miraba a su novio, Gajeel, este había noqueado a Natsu en cuanto entró al gremio, lo agarró y lo cargo cual costal de papas hasta su casa, ella, bastante curiosa, lo siguió, lo había desvestido a nivel total, y lo había esposado a la cama, y prefería no pensar en lo homoerótico que parecía esto

— Salamander entró en celo —Gruñó, parecía confuso, casi hastiado, pero no necesariamente molesto— Creo que ya es lo suficiente mayor para que no sea el primero, lo que es un alivio —Murmuró mientras seguía moviendo los grilletes, comprobándolos.

— Espera, ¿Los dragon slayers entran en celo? —Cuestionó ella mientras seguía concentrada en su novio, mejor eso que ver al chico desnudo e inconsciente— ¿Eso es peligroso? —Interrogó ella, curiosa por la nueva información de la magia perdida.

— Eso último depende de qué dragón seas —Empezó antes de darse la vuelta para encararla— Cada uno hace algo diferente, solo sé de los efectos en celo de los cinco, metal, fuego, cielo, oscuridad, blanco, y los de fuego son los peligrosos —Sentenció con tranquilidad— Se vuelven agresivos, buscan cualquier hembra no emparejada, y buscan copular, sus feromonas las atraen, y sí es el primero, bueno, ni siquiera estando aquí estarán a salvo, y hay una razón por la que los dragones de fuego se van después de preñar a la hembra, las vuelven adictas al sexo, preferí evitarle problemas al gremio —Aclaró como si no hubiera un problema.

— ¿No es peligroso que este aquí? —Preguntó, ahora con notable preocupación, por la manera en que su pareja lo describía, y por las precauciones que estaba tomando, dudaba que fuera seguro para ella.

— No —Respondió casi al instante, no había ni siquiera pensado en su respuesta— Él puede notar que sales conmigo, y pese a todo, los dragones de fuego respetan las relaciones de otros dragones, en otras palabras, si Sting, Rouge o yo, tenemos novias, estas están seguras —Explicó con un gesto de mano mientras la incitaba a salir de allí— Porque él nos ve como dragones, no podría decir lo mismo de Laxus o de Cobra, y si te preocupas por Wendy, ella es demasiado joven, no creo que le pase nada, pero el resto, ellas sí podrían ser infieles sin preocupación —Aclaró, él mientras la sacaba de allí.

— Muy bien, eso responde unas dudas, y me genera otras ¿Por qué lo dejaste desnudo? —Inquirió, ligeramente confundida, mientras salía de la habitación, bastante agradecida por ello, en realidad.

— Comodidad, durante el celo buscarías llevar nada de ropa, que nada estorbe para copular —Aclaró, y por la forma en que hablaba le quedaba claro que él también hacía lo mismo durante el suyo— Preferí ahorrarle la molestia, y sí tiene esa comodidad no buscara quitársela, por lo que es menos probable que rompa los grilletes y vaya a buscar mujeres, así que... —Explicó tranquilo, como si fuera algo de todos los días, lo que le hacía preguntarse qué tan preparado estaba, o que tan probable es que al chico le pasara lo mismo— Y sí te preguntas que peligro puede suponer para ti... respetará las relaciones de otros dragones, siempre y cuando no lo reten y pierdan, por lo que sí se libera, yo no me meteré —Con eso dio una palmada antes de separar sus manos.

Bueno, creo que la idea queda bastante clara, para salir de mi zona de confort, al menos no tratando con Naruto pese a la idea de un harem dominante, también estoy pensando en un fic de Nanatsu, aunque no tengo ni la más mínima pajonera idea.

También quisiera hacer un fic de DC, pero no tengo tanto conocimiento de comics para poder hacerlo bien, conozco cosas de comics separados, tal vez hacer mi propio reboot, es una posibilidad, pero no me siento seguro, o ya que es una posibilidad, hacer mi propio "universo" de súper héroes.