Disclaimer: Los personajes de Naruto no son míos, tendré que esperar a que Kishimoto me los deje de herencia XD

Konichipuu! :D

Soy Chanekin.n y al fin me he decidido a hacer una historia con mi pareja favorita ShikaIno! Yeyyyhh! Es mi primer fic, pero le puse todo mi esfuerzo y amor! 3

Espero que les guste, por favor; léela, te compartiré un poquito de mi imaginación en esta historia…De antemano muchas gracias! A leer! n.n

°-. Yuujou To Koi.-°

(Amistad y Amor)

Era un mañana soleada y tranquila en Konoha; cierto chico de coleta y cabello café se encontraba caminando rumbo al despacho de la Hokage para entregar el reporte de su reciente misión en Sunagakure, estaba agotado pero a la vez feliz, por fin se encontraba de regreso en su Aldea.

Habían pasado tres meses, tres tortuosos y tediosos meses en ese lugar tan seco y simple, aunque claro, reconocía que el Kazekage, Kankuro y Temari lo habían tratado muy bien, sobretodo esta última… Debía admitir que estaba al tanto de los rumores que corrían en Konoha acerca de que la Embajadora de Suna y el mejor estratega del País del Fuego tenían algo más que amistad, razón por la cual escuchaba ciertos comentarios en los que claramente decían su nombre a medida que daba un paso acompañado de ella.

Se había olvidado por completo de que en esas fechas tendrían un festival, razón por la cual las calles estaban sumamente transitadas, cosa que empeoró la situación puesto que ahora la mitad de la Aldea se encontraba viéndolos; todos ellos lanzando miradas indiscretas hacia la "pareja".

-Genial, más motivos para que sospechen de nosotros. ¿Por qué la gente es tan problemática? Digo, no tiene nada de malo ni mucho menos romántico caminar juntos hacia el despacho de la Hokage- pensó Shikamaru un tanto fastidiado por aquella situación.

-Ne, Shikamaru, ¿Tendrán un evento el día de hoy o algo por estilo?- preguntó una rubia ceniza a su lado quien se encargó de sacar al shinobi de sus pensamientos.

Shikamaru giró la cabeza hacia ella y asintió, metió las manos en sus bolsillos y siguió caminando. Temari se quedó observando algo, pero el moreno no prestó mucha atención, de hecho aprovecho el descuido para ganar algo de distancia, de esta manera los aldeanos no sospecharían ni murmurarían más cosas sobre la hermana del Kazekage y él.

Agradeció a Kami el hecho de que a pesar de estar atestado de gente no se hubiera aparecido ningún shinobi que pudiera malinterpretar la situación.

Al cabo de un rato sintió la gran necesidad de consumir lo que llevaba en el bolsillo de su pantalón, así que con cuidado sacó una cajetilla de cigarros y también el artefacto favorito de Asuma-Sensei; su encendedor y con ayuda de este, encendió un cigarro, sintió el humo correr dentro de él, Kami, no sabía cómo esa pequeña cosa hacía calmar sus nervios casi instantáneamente.

-¡Shikamaru, mate!- gritó la portadora del abanico

El shinobi se paró y la miró a lo lejos, Temari corrió un poco y cuando por fin lo alcanzó le dijo:

-Dices que habrá un festival uno de estos días ¿no? En ese caso sería conveniente que vaya reservando algún cuarto, es posible que dentro de un rato se acaben las habitaciones con tanta gente que ha venido para la celebración-

Shikamaru analizó lo que había dicho, miró a su alrededor y efectivamente divisó más gente que en años anteriores; sobretodo vió muchos tipos de bandas.

-Estoy segura que no habrá lugar donde pasar la noche en un par de horas, he visto varios hostales mientras caminamos y los anuncios marcan pocas habitaciones disponibles. No me quiero ver obligada a dormir contigo, ni a escuchar tus lloriqueos por las noches, bebé llorón- le dijo la chica con picardía.

El joven Nara empezó a toser bruscamente, todo el humo exhalado segundos antes se escapaba abruptamente de su boca provocándole dolor, cuando logró recuperarse, se giró rápidamente hacia ella.

-¡Te…Temari!

-Fue una pequeña broma Nara, ya sé que sería muy peligroso pasar la noche contigo, mis hermanos sin duda se enojarían mucho contigo, ni siquiera imagino lo que te podrían hacer-Al ver la cara de Shikamaru, ella no pudo evitar reírse.

Shikamaru tragó saliva ruidosamente, incluso se le cayó su preciado cigarrillo.

-¿Qué te parece si mientras tú vas con la Godaime a presentar tu informe yo busco donde pasar la noche? De esa manera los dos aprovecharíamos más el tiempo y así más tarde estaremos juntos otra vez- agregó la de coletas con una sonrisa.

Sin duda Temari tenía buenas ideas y un humor bastante extraño pensó el moreno.

-Demo…¿estarás bien? Preguntó algo extrañado, aún no estaba realmente convencido de las palabras de la kunoichi.

-Daijobu, se cuidarme y además ya conozco la Aldea gracias a tí- dijo la Embajadora guiñándole un ojo y dándose la vuelta alzó la mano –Nos vemos en un rato, llorón- y tomó la dirección contraria a la de Shikamaru.

El jounnin estaba algo confundido – ¿Qué había sido eso?- se preguntó a sí mismo mientras la veía perderse entre la gente.

Cuando volvió en sí, se percató de que ya estaba bastante cerca del despacho de la Hokage, unos cuantos minutos con ella y después sería libre, podría irse a descansar y mirar un rato las nubes.

Mientras caminaba iba observando todo, por Kami cuánto había extrañado a su Aldea, las risas de los niños, a sus amigos, a las nubes, pero sobretodo a ella…

Sin darse cuenta ya había llegado al despacho de la Godaime, subió las escaleras, entró y dió varias vueltas hasta llegar a la oficina principal, pero cuando iba a ingresar, vió que uno de sus cigarrillos amenazaba con caerse de su bolsillo, lo iba a guardar cuando una ráfaga de viento atravesó el corredor haciéndolo volar por los aires y después cayó cerca de la habitación contigua.

-Mataku… tendré que ir por el si no quiero tener problemas- dijo Shikamaru yendo hacia el cigarrillo. Cuando lo estaba recogiendo, algo llamó su atención, afinó el oído para escuchar mejor, era una voz, dulce y cálida que provenía de aquella habitación.

- Entonces frentesota ¿tendremos que entrenar tú y yo solas de nuevo?- dijo una hermosa rubia de ojos azules a su acompañante de cabellos rosas.

-Puerca, lo que pasa es que Tsunade-Shishou estará con unas personas, creo que escuché que eran de Suna, es por eso que tu y yo tendremos que…-

-¡Kyaa! ¡Es perfecto! Así podré contarte lo que hice este fin de semana- interrumpió la ojiazul a su pelirosa amiga.

-Mendokusai…tan escandalosa como siempre Ino- dijo en voz baja Shikamaru.

-¡Oh Shikamaru! Aquí estas, me estabas esperando ¿verdad?- le preguntó Temari que acaba de aparecer, mientras lo tomaba del brazo y lo jalaba para entrar con la Hokage.

-Oe, Temari, chotto mate…- decía Shikamaru en un intento para zafarse de la de cuatro coletas.

~.~.~.~.~.~.~.~.~.~.~.~.~.~.~.~.~.~.~.~.~.~.~.~.~.~.~.~.~.~.~.~.~.~.~.~.~.~.~.~.~.~.~.~.~.~.~.~.~.~.~.~.~.~.~

Una hora y media más tarde, Shikamaru terminó su informe y era turno de que la Embajadora de Suna discutiera un par de cosas con la exuberante Godaime, dándole así tiempo para descansar un rato de aquellas mujeres problemáticas, pero sin duda, había una más problemática y más importante para él, sin embargo ahora el problema era ¿dónde estaría su compañera de equipo?

–Bien, al fin podré ver a mis adoradas nubes, después buscaré a Chouji para invitarlo a comer y también le preguntaré Ino si quiere venir con nosotros, lo más probable es que siga con Sakura, de seguro están peleándose por algún lugar de aquí- dijo el jounnin y comenzó a bajar las escaleras. Cuando iba bajando, algo le hizo regresarse, escuchaba a Ino y se encontraba en el mismo lugar de antes, así que decidió entrar para invitarla de una buena vez y así ahorrarse una caminata.

Al llegar a la habitación vió que la puerta no estaba completamente cerrada, pero aún así se dispuso a tocar para pedir permiso y pasar, cuando escuchó algo que lo dejó paralizado.

- Al principio me sentí algo incomoda por él, me preguntaba si por dentro se estaría burlando de mí, pero me miraba tan expectante que me animé a hacerlo. Después de eso lo tomé con mis manos, era algo suave, en el inicio no me gusto la textura pero al poco rato me acostumbre y hasta me resulto agradable, tenía un color blanquecino y era espeso, incluso tragué algo, pero luego se me escurrió por la ropa y luego en toda la cara, eso sí, el olor no es muy bueno, pero vale la pena frente, no sabes cuánto, Kyaa! Estoy tan feliz…-contó Ino con una gran sonrisa.

-¡Sugoi! Puerca eres asombrosa, de seguro a Kiba le gustó mucho, además contabas con su apoyo desde el principio ¿verdad? Le contestó Sakura bastante emocionada por Ino.

-Hai, jamás me lo imaginé de él, pero estaba realmente contento y además me dijo que me compensaría y vaya que paga muy bien- dijo la mentalista soltando una risilla.

-Eso sí que no lo puedo imaginar, ne, puerca ¿ya se lo has dicho a alguien más?-

-Mmm…no, aún no, Kiba y tú son los únicos que saben, pero me gustaría decirle a Shikamaru tan pronto como lo vea-

-Sí claro…estoy segura de que tu "amigo" lo aceptará, le va a interesar mucho este tema, al menos que… ¿no has hablado de eso con él?

-Pero… ¿De qué diablos está hablando la Yamanaka?-preguntó el de ojos caoba quien aún se encontraba escuchando la "inocente" conversación.

-Etto…no, no le he dicho, me da pena decirle, no quiero que piense mal de mí frentesota, no quiero que piense que me aproveche del hecho de haberse ido al desierto. Pero yo creo que de seguro lo entenderá, quien sabe puede ser que hasta le diga un día de estos a la pelos de escoba ¿no lo crees? La gente comenta mucho acerca de ellos ahora que Shikamaru se fue a Sunagakure, en todo caso Shikamaru saldrá beneficiado…- y las dos comenzaron a reírse.

Shikamaru estaba muy confundido, incluso dolido, ¿tanto había cambiado su mejor amiga en estos meses? Con cierto pesar se dió vuelta y aunque las piernas le empezaron a fallar corrió hacia las escaleras, su respiración se agitó y una gota comenzó a resbalar por su frente, tuvo que aferrarse al barandal para no caerse y permaneció allí unos minutos para tratar de calmarse, pero no lo logró. Él no necesitaba ser un genio para entender todo lo anterior…

~.~.~.~.~.~.~.~.~.~.~.~.~.~.~.~.~.~.~.~.~.~.~.~.~.~.~.~.~.~.~.~.~.~.~.~.~.~.~.~.~.~.~.~.~.~.~.~.~.~.~.~.~.~.~

Ne, ne ¿qué tal te pareció? Como es mi primer fic me gustaría saber tu opinión, onegai!

Quieres conti?

¡¿Adivina que pasará! ¿Qué piensas de Ino? Waaaa! ¿Qué hizo el Inuzuka? Jajaja estas y muchas respuestas más en el siguiente capi! :D

Saludos! Ten un buen día! No….mejor ten una excelente semana! Besos y abrazos! Muuuaaa! *.* Mata ne!

PD: Muchas gracias por leer n.n